Portal informativo de análisis político y social

Conciencia en la Cultura: Irene García Muñoz, el arte de pintar a la mujer y sus emociones

Conciencia en la Cultura: Irene García Muñoz, el arte de pintar a la mujer y sus emociones

Nov 12, 2017

Por Belisario Bourjac //

Vengo de una familia con muchos principios, muchos valores, pero el arte me surge a raíz de mi misma, no porque me lo hayan inculcado. No lo desconocía, simplemente fue el amor que siento al practicar el dibujo, al practicar la expresión por medio de pinceles”.

Desde niña me interesó el dibujo. Era como una manera de expresarme. Y ya adolescente empecé a practicar. Me interesaba las pinturas, las enciclopedias, donde veía pinturas, me atraía muchísimo. Me parecía increíble ver como manejaban la técnica. Desconocía materiales, desconocía todo”.

Fui investigando, manejé técnicas como el pastel, lápiz. Recuerdo que alrededor de 16 años manejaba el lápiz. El óleo lo tomé cuando estaba embarazada de mi tercer hijo”.

No tuve la oportunidad de estudiar. Soy autodidacta, pero aún así tomaba todos los días un lápiz y dibujaba o hacia pastel, practicaba el dibujo, meramente porque me gustaba. Era una pasión que sentía. En mi casa siempre estaba el caballete en medio de la sala y el comedor y todos los días pintaba”.

Es Irene García Muñoz, quien se ha abierto paso en el mundo del arte plástico impulsada por su pasión por la pintura, a base de esfuerzo constante y tenacidad, haciéndose notar con el tema de la mujer. “Mi obra se dirige mucho a la mujer. Trato de proyectarme en mi pintura”, comenta en entrevista con Conciencia Pública.

Como pintor es difícil encontrar tu estilo, que la gente te ubique por lo que haces, eso también cuesta. Eso es otra parte que es difícil como pintor, tal vez algunos lo desarrollen rápidamente y digan yo soy esto”.

A mí me llevó tiempo y llegó un momento que me dije: yo quiero pintar mujeres, quiero representar esto y quiero que me conozcan como Irene García Muñoz, con mis obras representando a la mujer y las emociones de la mujer”.

EL RETO Y LA SATISFACCIÓN

Conciencia. ¿Qué sientes cuando ves una obra tuya?

Irene García. Cuando veo una obra siento un logro. Cuando la estoy pintando siento un reto. El lienzo en blanco es un reto, decir cómo hago la composición, qué colores le puedo meter, la paleta que voy a usar y sobre todo me gusta ver en la expresión, en los rostros manejar diferentes emociones. Al lograrlo lo que siento es satisfacción. Me involucro, me meto a la pintura. Al estar pintando un rostro, una mirada, una expresión, es lo que más me jala de mi trabajo.

Conciencia. La técnica que manejas, ¿cómo la describes?

Irene García. Es una técnica que es muy difícil de dominar, pero una vez que lo logras te enamoras de ella y descubres que es flexible, que puedes (…) Llegó un momento hace algunos años que dije ‘el óleo no me domina a mí’, yo lo domino a él y puedo hacer lo que yo quiera.

ME PROYECTO EN MIS OBRAS”

Conciencia. Me puedes describir esta obra que vemos en este cuadro…

Irene García. En esta obra estoy representando a una mujer. Mi obra se dirige mucho a la mujer. Estoy tratando de expresar en pinturas, por supuesto, proyectándome en ella, creo que la parte de los artistas es proyectarte en tu obra o al menos yo lo hago. Aquí estoy representando a una mujer con sensualidad, con esa sutileza y a la vez sublime. Todo esto lo tenemos las mujeres y es lo que quise representar aquí.

A la vez marqué la época con el collar que tiene aquí, quise decir, estoy en este momento y esto es lo que está usando una mujer. Por eso le puse el collar que se usaba cuando la pinté. También la blusa holgada, la tela, estoy tratando de expresar el momento, sin fijar fecha, es expresar el momento que estoy viviendo y que estoy viendo.

Conciencia. ¿O cómo ha sido esa intensidad que has vivido como pintora? ¿Le has sufrido?

Irene García. Muy intensa. Los artistas somos muy intensos y le he trabajado, eso sí. He trabajado continuamente. Tanto como sufrimiento no lo veo así. Son procesos de la vida. No me gusta verlo como sufrimiento porque es algo que amo. Mis hijos y las pinturas es lo que amo, entonces no me implica sufrimiento. Esto son luchas continuas, más de cada día, sacar trabajos. Tengo 15 años de lleno, 22 años pintando óleo, pero 15 años que es mi sustento.

Conciencia. ¿Cómo se dio ese proceso de identidad como pintora, el pintar a la mujer, el concepto de la mujer desde diversas perspectivas?

Irene García. Fue un proceso en razón de la cultura que tenemos, tuve limitaciones por ser mujer y no culpo a nadie, simplemente es la cultura que nos inculcan, creemos que es correcto, nos vamos yendo, el descubrir que muchas mujeres vivían lo que yo viví, es cuando me dije ‘necesito pintar esto’, necesito reflejar lo que se está viviendo.

A veces pinto mujeres con rostros tapados, precisamente porque las mujeres no nos damos cuenta del potencial que tenemos y cuando los vas descubriendo soy potencialmente productiva, puedo encontrar mis emociones, puedo hacer muchas cosas y abrir el camino, puedo decir independiente económica y sobre todo emocionalmente, que esa es otra parte que quiero reflejar en mis obras, porque las mujeres pueden ser económicamente independientes, más no emocionalmente. Eso es algo que a la mujer le cuesta por su género.

Conciencia. Vives de la pintura…

Irene García. Completamente. Y sostuve a mi familia también de la pintura. Eso te lleva a un compromiso aún más grande y a volverte profesional. Eso es una lucha continua y a la vez encontrar tu estilo y encontrar tu esencia en lo que estás reflejando, porque como pintor quieres hacer y no estás pensando en los demás. No estás pensando si gusta o no gusta, pero ya cuando te quieres, cuando ves a una persona que se identifica con tu obra, es cuando dices: a caray, lo que yo siento lo transmito es en mi obra, y mi obra es un punto de encuentro con ese espectador y conmigo.

Conciencia. ¿Cómo llegaste a este punto de madurez de la pintura?

Irene García. Siento que inevitablemente tu vida tiene que ver con la pintura. El crecimiento como persona te va llevando a ese punto y vas tomando madurez y seguridad, y encuentras ese punto para llegar a darte a conocer y estar segura de lo que estás lanzando, ante uno y ante los demás.

Conciencia. Tus obras las sueñas…

Irene García. La idea de una pintura viene cuando menos la esperas. Estás con una persona y se te viene la idea de una obra. Y sí, a veces lo sueño, me he levantado a las 5 de la mañana, porque se me viene una idea y antes que se me vaya quiero plasmarla, dibujarla. Es algo inesperado. Hay etapas que son de trabajo y luego etapas de creatividad y las tienes que saber tomar y saber captar eso que te llega. Todo el tiempo estás percibiendo ideas para pintar.

Conciencia. ¿Cuáles son tus proyectos futuros?

Irene García. Hay bastantes proyectos. Esta semana mis obras estarán expuestas en el Senado de la República y habrá próximamente otra en Casa Jalisco de la Ciudad de México. Por fortuna hay bastantes proyectos y mucho trabajo.