Portal informativo de análisis político y social

HISTORIAS POSITIVAS CON PERIODISMO DE DENUNCIA, PROPUESTA DE MILENIO

HISTORIAS POSITIVAS CON PERIODISMO DE DENUNCIA, PROPUESTA DE MILENIO

Jun 19, 2011

Jaime Barrera Rodríguez representa la nueva generación de comunicadores jaliscienses y le queda muy claro que el periodismo moderno “tiene que buscar historias que proyecten valores positivos, que inspiren y que sean alentadoras… y esas son las historias más difíciles de encontrar”. Director de Milenio Guadalajara –diario que anteriormente se denominaba Público– remarca que este rotativo seguirá con la línea del periodismo de denuncia que lo distinguió desde su génesis hace cerca de dos décadas cuando nació como Siglo 21, pero buscando historias positivas, como parte de un equilibrio.

“Hay un sector de la sociedad que están tan hartos que no quieren saber nada de los asuntos públicos, de los políticos y al leer esto hay un rechazo automático”, expresa el joven periodista a propósito de las reacciones que tienen por el periodismo de denuncia. Al mismo tiempo, reflexiona sobre el valor del periodismo y el papel que le toca jugar en las disputas por el poder. Ejemplo de ello fue el choque de trenes entre el Grupo UdeG y el Gobierno del Estado. Raúl Padilla Vs. Emilio González Márquez o viceversa, que montaron el espectáculo del año durante el 2010. Y después aparecen como grandes amigos. La prensa primero los retrata como los odiados enemigos y después se les ve de la mano. “Los periodistas debemos de estar muy alertas a no ser utilizados en las disputas por el poder. Filtración que te den hay que constatarla antes de publicarla e ir en contra parte inmediatamente”, precisa. “A veces les gana más el olfato –al periodista– el ir por las cosa y les falta tener una visión fría y a distancia de las cosas para tomar decisiones”.

 

¿Y cómo ve Jaime Barrera la competencia por el mercado de lectores frente a dos diarios fuertes como El Informador y Mural? –se le preguntó–.

“Uno tiene la fortaleza de pertenecer a un grupo con otros dos importantes diarios que es Reforma y El Norte, y otro de tener casi cien años de presencia en la preferencia de los tapatíos. Es una buena competencia, son dos periódicos sólidos que están ahí, que son los que algunas veces lideran en número de páginas impresas, son diarios muy voluminosos”.

Califica a estos diarios de muy respetables que tienen sus fortalezas muy claras y que vamos a competir manteniendo lo que este periódico aportó, el innovar la oferta periodística que había en ese entonces. “El reto es mejorar esta apuesta y seguir yendo por ahí tratando de tener la agenda informativa más dinámica y cercana a los intereses de los lectores. Es una competencia que a final de cuentas va a beneficiar a los lectores”, sostiene.

 

Conciencia al Aire. En tu visión de lo que es el periodismo, ¿hasta qué grado incide en una sociedad en los cambios? ¿Marca agenda?

Jaime Barrera. Creo que un medio se mide por la influencia que tiene, no quiere decir que los periodistas aspiremos a manejar el Estado o marcarle la agenda a los políticos. Mi aspiración como director es hacer bien mi trabajo, reconocer las voces de la sociedad, ser un medio para proyectar las inquietudes de los ciudadanos. Que sea un medio para proyectar, difundir, que sea una tribuna de lo que está afectando a la gente, en ese sentido me gustaría que el periódico marcara agenda de la denuncia de un mal manejo, en donde las autoridades y procuradores de justicia actuaran, sin embargo eso no se da. Creo que un medio de comunicación debe insistir y su papel es no soltar las cosas, combatir mucho la amnesia colectiva a la que la clase política le apuesta en todos los casos. Los medios tenemos que hacer estrategias informativas para sin aburrir al lector, no olvidar nunca los casos que se van destapando y que requieren que se rindan cuentas de esto. A veces nos gana más el olfato, el ir por las cosa y nos falta tener una visión fría y a distancia de las cosas para tomar decisiones.

 

Conciencia al Aire. La génesis de Público fue Siglo 21. Aquel perfil fue para los nuevos lectores, los jóvenes, un lector menos conservador. Platícame esa evolución que Público lo ha manejado…

Jaime Barrera. Todo periódico tiene que tener esa concepción de convertirse en un proyecto viable económicamente para luego darle un sostén al proyecto periodístico, en eso estamos y creo que se cayó mucho en la cuenta de este asunto cuando se empata la marca con el grupo Mileno. El continuar con la concepción inicial que se tuvo de tener ese lector de nicho, muy reducido, te reducía las posibilidades de crecimiento. Hoy lo que queremos es ampliar esta gama de lectores y buscar no sólo al joven que quiere información manejada de manera fresca e irreverente sino a los distintos tipos de lectores, al que busca la información deportiva, de espectáculos, información científica y el que quiere un análisis profundo de la política. Dice Miguel Ángel Bastenier que un periódico debe de ser una ciudad y ofrecerle a la gente los espacios que te ofrece una ciudad, pero llevado por un pasamano, que te vayan llevando del anfiteatro al parque, y de ahí a la cocina, y la forma en que lo edites, presentes y desarrolles el contenido es la forma en que el lector se va a sentir cómodo.

 

Conciencia al Aire. Son diferentes los públicos de quien lee el periódico, a los que leen por Internet, de Guadalajara, Monterrey y el Distrito Federal…

Jaime Barrera. Sin duda. Los que se meten en un portal de noticias por Internet tienen intereses muy distintos a los que leen un periódico de papel. Tenemos un portal los lunes que se llama “Lo más leído”, ayer fueron las notas policiacas, deportivas y sólo coincidió una vez la nota que jerarquizamos como principal del periódico que fue el aumento en la canasta básica. En Internet todo se puede medir, qué notas lees, cuánto tiempo duras, cuántas páginas visitaste y en el periódico impreso no lo podemos saber. El perfil del lector es parecido al de Monterrey, ambos van mucho en Internet por temas de deportes, policiacos, o las que giran alrededor del sexo. Y si vas al Distrito Federal, hay una distinción, los lectores buscan más la nota editorial del día o los artículos de opinión de los temas que están en el centro del debate nacional. Es otra calidad y nivel informativo el que tiene el ciudadano del Distrito Federal, que la mayoría de los usuarios y consumidores de información de Monterrey y Guadalajara.

 

Conciencia al Aire. Un distintivo de Milenio, es el periodismo de denuncia ¿cómo les ha redituado ese tipo de periodismo?

Jaime Barrera. Por una parte, un segmento de lectores que entran dentro de esta descripción, de los ciudadanos más conscientes e interesados en los asuntos públicos, pero siento y lo hemos platicado que debemos equilibrar la oferta editorial del diario. Hay otro sector de la sociedad que está tan harto que no quieren saber nada de los asuntos públicos, de los políticos y lee esto y hay un rechazo automático. Tenemos que seguir con esto, porque una de las funciones del periodismo en una sociedad donde sus organismos de fiscalización, sus contralorías, se acercan a la simulación que al trabajo efectivo, considero que la función del periodismo es hacer las funciones que no hacen estos organismos. Creo que el periodismo moderno tiene que buscar y rescatar historias que proyecten valores positivos, que inspiren y que sean alentadoras y esas son las historias más difíciles de encontrar. La buena historia ¿dónde está? Hay que ir a buscarla, hay que ser sensible a ella. Tenemos que seguir con el periodismo de denuncia, pero también tenemos que enriquecer la agenda informativa del diario con cosas positivas.

 

Conciencia al Aire. Con el mismo desarrollo del trabajo, se te van olvidando temas y lo vas dejando a un lado…

Jaime Barrera. Queda claro que hay casos en donde el trabajo periodístico exhibe los fuertes intereses que hay entre los partidos. Los medios tenemos que hacer estrategias para no olvidar eso y dar espacios, que haya contra peso a los partidos políticos, y a los funcionarios públicos para no permitir acuerdos en los oscurito. Como sociedad debemos de romper con estos vicios porque si no, no vamos a avanzar y no se va a lograr cosas en beneficio a la comunidad. Hoy vale la pena escuchar a los grupos ciudadanos por más radicales que sean ante los pocos resultados de la autoridad. Son los encargados constitucionalmente de atender los asuntos públicos, pero no hay respuesta ni soluciones, cada vez descubrimos más corrupción que queda impune, ¿Qué credibilidad queda? También tenemos que ser muy estrictos con estos grupos ciudadanos y ver si son auténticos. Estamos llegando a tal nivel de hartazgo que cada vez hay grupos que de verdad se organizan, aportan tiempo para tratar asuntos de la puerta de su casa hacia afuera pese a toda la crisis.

 

Conciencia al Aire. ¿Es complicado para un periódico que busca un posicionamiento competir con diarios que nacieron y crecieron con la sociedad?

Jaime Barrera. Creo que hay generaciones nuevas y ahí se abre una oportunidad para un periódico relativamente joven, con menos de 20 años, es complicado pero hay oportunidades para nuevas ofertas. Faltan estrategias pero lo más importante faltan mejores periódicos, con contenidos que hagan clic con el lector, que reflejen las cosas que les interesan. Un periódico debe de tener un abanico amplio de contenidos escrito de forma sencilla que sean atractivo para un mayor número de lectores, aquí tenemos el reto todos, se lee más en León que en Guadalajara.

 

MÁS QUE UN CAMBIO DE NOMBRE

En la entrevista con Conciencia al aire, Jaime Barrera habla primero del cambio de nombre del diario que dirige, cuyos propietarios son regios. “Más allá de un cambio de nombre, (antes Público) Milenio asumirá una nueva etapa de su vida, en donde pretenderá crear un periodismo con carácter, analítico, entretenido y con mucha más madurez”, afirma de entrada. A partir del 7 de junio, Público se transformó en Milenio, el cual estableció una estrategia de generación de contenidos que tendrá salida tanto en papel y a través de Internet. “No anunciamos como tal el rediseño del periódico, por eso se ve tan parecido, pero sí hemos querido hacer algunos ajustes tanto de forma como de fondo”, señala Jaime Barrera. “Ahora al menos cuatro días serán de 48 páginas, permitiendo meter más noticias y más información local; incorporamos a siete periodistas experimentados de las distintas regiones importantes de Jalisco, que incluso son referencia nacional, como Tequila, Puerto Vallarta y Tepatitlán”, explica.

 

Conciencia al Aire. Público cambia de nombre a Milenio ¿será más que un cambio de nombre, un periodismo más profundo?

Jaime Barrera. Quisimos aprovechar el cambio de nombre para hacerle unos arreglitos al periódico, en sí el cambio no es un rediseño. En cuanto a la forma cambiamos el tipo de papel, de más gramaje, esto te permite una mejor impresión, además hay más páginas, tenemos ediciones de 40 páginas, casi todos los días a la semana, ahora al menos cuatro días son de 48 páginas, esto te permite meter más noticias y más información local. También hicimos un reacomodo del orden de las secciones en la edición, y eso te permite leer toda la información que se genere en la ciudad y en el Estado y luego ir pasando gradualmente a lo que sucede en el País y después en el mundo. Tratamos de hacer un esfuerzo por tener mucho más en cantidad y de manera sistemática información regional de lo que sucede en el Estado con la incorporación de siete periodistas experimentados de las distintas regiones importantes de Jalisco, que incluso son referencia nacional, como Tequila, Puerto Vallarta y Tepatitlán. Hicimos un esfuerzo de prepararnos para presentar un mejor contenido del diario, que está a prueba y estamos abiertos a los comentarios que hagan los que nos hacen favor de seguirnos durante años cuando fuimos Público y que hoy se mantienen con nosotros ahora que somos Milenio, queremos que mucha gente nos lea y nos dé sus críticas.

 

Conciencia al Aire. ¿Qué siente con tanto desvío de recursos y que no pase nada?

Jaime Barrera. Lo que hay que reconocerles a nuestros políticos es que no agotan nuestra capacidad de asombro, y no precisamente en lo bueno. En la pasada legislatura estamos hablando de alrededor de 500 millones de pesos y en el SIAPA estamos hablando de un mal manejo de un crédito de mil 200 millones del que sólo se pueden acreditar 700, entonces prácticamente se pueden acreditar la misma cantidad en el mismo tiempo. Es gravísimo como del erario se llevaron cerca de mil millones de pesos, esto es inaudito y que no pase nada, o que le demos largas. El auditor debe de cuidar a los que tiene más cerca que son los diputados, porque su función es cuidar a los municipios, a otras dependencias del Gobierno estatal, y de paso al Congreso, ni siquiera lo que tenía a un lado los cuidó.

 

Conciencia al Aire. Después del “cochinero” ¿cómo te limpias espiritualmente?

Jaime Barrera. El escribir de cochambres públicos no necesariamente te mancha el espíritu. Te desespera un poco, pero si haces las cosas bien, tratando que tu trabajo contribuya para mejorar un poco la comunidad en donde vivimos eso te deja tranquilo. Después del estrés ya que sales de la redacción, llegas al calor del hogar, eso te relaja, o ves una buena película, lees una buena novela, escuchas un buen disco, o un whisky con los amigos.