Portal informativo de análisis político y social

Carecemos de una cultura de la verificación; asumiremos el costo: SEMADET

Carecemos de una cultura de la verificación; asumiremos el costo: SEMADET

Ene 16, 2016

Agotado el plazo para condonar multas y con las modificaciones a la ley de respaldo, arrancó un nuevo intento por implementar la verificación vehicular en Jalisco.

Nuevo intento porque la titular de la secretaría del ramo, Medio Ambiente y Desarrollo Territorial Magdalena Ruiz Mejía, reconoce que si bien «la verificación vehicular siempre fue obligatoria, en Jalisco no hay una cultura al respecto como en Monterrey u otras zonas metropolitanas del país, donde sí hay una cultura instalada desde hace treinta años».

Pero asegura categórica, «aunque no los convenciera, vamos a empezar a asumir costos».

Y sin esa falta de cultura, el nuevo intento ya encontró los primeros opositores, además de los propios automovilistas que se preguntan por qué pagar primero una afinación y luego un holograma que no todas las agencias de automóviles tienen pero sí cuesta 80 pesos, así como de la agrupación Hazlo por Jalisco que pide eliminar ese cobro extraordinario.

Los talleres automotrices, por su parte, esperan la convocatoria para los equipos de verificación que permitirán la creación de los verificentros y promocionan también la cultura de la verificación porque de acuerdo a sus cifras en lo que va de la administración tienen 370 talleres acreditados, con los que no se ha llegado ni a un 15% de las verificaciones.

Un fantasma recorre el programa, con nombre y apellido, dicen que será negocio del Partido Verde y de Jorge Kawagi en particular, cosa que rechaza la secretaria.

 

Un proceso recaudatorio: SEMADET

hoteles-en-guadalajara-7-lugares-imperdibles

Los talleres están a la buena disposición y a la buena voluntad de los automovilistas, pero es necesario que sepan que es un compromiso verificar sus autos para la mejora del aire en Jalisco.

El reto, dice Magdalena Ruiz Mejía, es convencerlos y si no «los convenciera» acepta los costos.

«El programa nunca funcionó porque nunca tuvo bases técnicas que sustentaran la verificación que se veía sólo como un proceso recaudatorio más que como un proceso en el tema de control de la calidad del aire. Lo que nosotros estamos haciendo en el tema desde que iniciamos a la fecha es reconfigurar el programa», dice.

Como ajuste, los automovilistas tuvieron octubre, noviembre y diciembre para poder condonar sus multasen un cien si verificaban en menos de quince días.

A partir de enero, dice la titular de Semadet, la multa es más seria y no es condonable.

Es decir, ante la multa, el automovilista «deberá pagar mil quinientos pesos y además tendrá la obligación de verificar».

Como parte de la reconfiguración, la Semadet limpió el programa «de procesos de corrupción operativa, jurídica y administrativa, de que los talleres no tienen el mejor modelo que debe de haber porque ahí hay juez y parte debido a que la verificación se genera como parte de un proceso en el que se verifica una afinación bien hecha.

Lo que nosotros hicimos fue organizarnos con la Secretaría de Movilidad para que nuevamente empecemos con todos los jaliscienses verifiquen para evitar ser multados».

—¿Por qué tenemos que pagar una afinación y además un holograma? Es como un impuesto.

—No lo es. Hay dos tipos de impuestos y nosotros lo hemos estudiado: Jalisco está entre los cuatro o cinco estados del país que, lo hemos dicho, fue un error haber quitado la tenencia, que era una medida recaudatoria al cien por ciento, porque esa tenencia iba y se difuminaba y distribuía en las arcas del gobierno.

«Cuando se habla de impuestos verdes, ese impuesto está al cien por ciento etiquetado para programas que van a estar mejorando el proceso y ahí ya la tendencia es una contribución ecológica y que la están imponiendo en los países del primer mundo, específicamente relacionada con el uso del automóvil muy extensiva.

Pero aquí debemos atender la condición socioeconómica de las personas en relación con el uso del automóvil y al final lo que queremos es desincentivar el uso del vehículo.

 

Casi tres millones de vehículos

Caos vial en Guadalajara

Acepta que de la mano de la verificación deberán venir mejoras en el transporte público.

«El parque vehicular de Jalisco llega a dos millones 800 mil vehículos, el parque de transporte público llega a 300 mil, qué quiere decir, que son visibles y vamos a estar trabajando con ellos. La diferencia de automotor privado a los públicos es menos del diez por ciento. Y si nos vamos a la flotilla del gobierno del estado estamos hablando de tres mil vehículos».

Subraya que todavía no es un impuesto verde, sino un pago del pasivo ambiental que se provoca en el tema de la contaminación atmosférica y ese dinero sí estará invertido en un fondo verde del Gobierno del Estado.

—¿Camina a ser un impuesto?

—No, fíjate que deben de diferenciar, lo que camina es para fundar el fondo ambiental del estado, he logrado ajustar con el gobernador para que ese dinero vaya al cien por ciento al fondo. Hay una urgencia en la inversión en el tema de lo ambiental.

Magdalena Ruiz Mejía calcula que para mediados del año el proceso de verificación tenga un precio entre 400 o 450 pesos.

 

Será más caro

Esta mañana en el Instituto Cultural Cabañas se presento el estudio del Instituto Nacional de Ecología y Cambio Climático (INECC) sobre calidad del aire en Guadalajara, de cinco años a la fecha. A dicho evento fue encabezado por la titular de la Semadet, Magdalena Ruiz y Víctor Hugo Páramo, coordinador de Contaminación y Salud del INECC. Después del estudio se llevaron a cabo mesas de dialogo sobre transporte escolar, verificación vehicular y ladrilleras.

Esta mañana en el Instituto Cultural Cabañas se presento el estudio del Instituto Nacional de Ecología y Cambio Climático (INECC) sobre calidad del aire en Guadalajara, de cinco años a la fecha. A dicho evento fue encabezado por la titular de la Semadet, Magdalena Ruiz y Víctor Hugo Páramo, coordinador de Contaminación y Salud del INECC. Después del estudio se llevaron a cabo mesas de dialogo sobre transporte escolar, verificación vehicular y ladrilleras.

¿Será más caro, quién pone el precio?

—Sí, porque vamos a meter nuevos aparatos. La verificación que tenemos actualmente es estática, que no mide gases muy pequeños que otro tipo de verificación que se llama dinámica sí los puede detectar. ¿Qué se hace?, se pone el auto pero se simula que está trabajando con fuerza en una pendiente y con eso detectaremos gases que la norma a nivel nacional e internacional nos obliga a nivel de calidad del aire porque son los más contaminantes.

¿Hay suficientes talleres?

—En la administración pasada daban indiscriminadamente los hologramas, a unos les daban mil y a otros 200, ahora nosotros estamos distribuyendo los hologramas de manera equitativa. También lo que estamos haciendo es imponer una disciplina que antes no se tenía, que en una corresponsabilidad de imponer placa y mes, es decir, todas las placas tendrán un mes para verificar.

Anteriormente, con el esquema de verificación anual algunos vehículos de marzo podían hacer su verificación. Ahora siguiente ao arzo pod verificacion equitativa. Tambien uy enojadosficacien por ciento al fondo. Hay una urgenciaficn hasta el siguiente año, ahora si la placa termina en tres debe afinar en marzo.

 

Algo pasó

La semana que termina, la titular de la Secretaría de Medio Ambiente y Desarrollo Territorial, Magdalena Ruiz Mejía, canceló una conferencia de prensa que daría conjuntamente con personal de la Secretaría de Movilidad para anunciar el reforzamiento de multas e inspecciones en vía pública para que los automovilistas cumplan la verificación.

Lo que podría decirse que la verificación arrancó con el freno de mano puesto.

 

La contaminación en números

Magdalena Ruiz Mejía

De acuerdo al Instituto Nacional de Ecología realizado el último año, hay 550 muertes asociadas al tema de mala calidad del aire en la zona metropolitana. Solamente por transporte público en el 2014 se tuvieron 53 personas, en alcohol murieron 157 personas.

La principal fuente de contaminantes son los vehículos en un 96 por ciento y de entre ellos los más contaminantes son los privados.

El parque vehicular de Jalisco llega a dos millones 800 mil vehículos, el parque del transporte público llega a 300 mil, es decir, un diez por ciento y de ésos la flotilla del gobierno del estado representa tres mil vehículos.

De acuerdo a los reportes de calidad del aire de Semadet, en el 2015 sólo se registra conque hubo cuatro contingencias Fase Uno, y 16 precontingencias.

 

Obligados a cambiar equipos

La secretaría del medio ambiente, Magdalena Ruiz Mejía, no desconoce la serie de trucos que se dan con los actuales esquemas de verificación, ya no sólo el viejo estilo de cerrar las espreas del vehículo para que pase menos gases y pueda pasar la verificación sin afinarse debidamente.

Existen «ratones», «carros Madrina» o simplemente ponen el tubo en el aire y no verifican nada.

«Detectamos cualquier cantidad de irregularidades y allí sí el cien por ciento de este trabajo es manual y no hay una vigilancia del estado. Actualmente tengo alrededor de 450 talleres muy enojados y les doy la razón porque los vamos a obligar a migrar a un alto nivel de control.

«Deben de transitar de este sistema estático al dinámico y se aumentará el costo de la verificación», insiste.

 

Calendario de placas

En 90 días, a decir de Ruiz Mejía, se prevé emitir la convocatoria para elegir al proveedor de equipos de verificación vehicular, cada uno implicaría una inversión de por lo menos un millón 600 mil pesos, y la Semadet espera que a mediados del año ya estén operando los verificentros, pero rechaza que tengan el nombre de Jorge y el apellido de Kawagi, quien es señalado como parte de un gran negocio que así opera en el Distrito Federal.

Los talleres esperan la convocatoria, mientras que la Asociación Civil «Hazlo por Jalisco» al Gobierno del Estado la cancelación del cobro de 80 pesos por cada holograma para la verificación vehicular, dado que el costo de cada engomado es de sólo once pesos y no se sabe a dónde van a parar.

Insisten en que la medida es arbitraria y afecta la economía de los ciudadanos, dado que si bien la Ley de Ingresos así lo establece, la justificación que les dio la dependencia estatal es que «en la Ciudad de México se paga a 90 pesos».

Entrevistado por Agustín del Castillo, el presidente de la asociación, Miguel Ángel de Miguel, advierte: «Imagínate, entonces si en México lo dan a mil pesos, acá lo daremos a 900 pesos y diremos que es mejor para los ciudadanos; se nos señaló que estaba contemplado el recurso recaudado para un Fondo Verde, que por cierto aparece en el Presupuesto de Egresos de 2016 con 25 millones de pesos, pero en ningún momento está etiquetada la recaudación, entonces pensamos que sólo se pretende extraer dinero a los ciudadanos».