Portal informativo de análisis político y social

ADIÓS A LOS PANAMERICANOS

ADIÓS A LOS PANAMERICANOS

Oct 29, 2011

Ahora que usted, estimado lector, está repasando estas líneas, dejamos atrás los Juegos Panamericanos. Y digo adiós, porque quizá no sea probable volver a observar en esta vida un evento semejante en nuestra ciudad. Empezamos tibios, hay que reconocerlo, pero al paso de los días, la emoción fue in crecendo hasta que el área metropolitana desayunaba, comía y cenaba Juegos. Se hacían largas filas y se peleaba por un boleto para cualquier justa deportiva.

Previo al inicio de dicho evento deportivo, recordemos que hubo cantidad de errores que nos hacían dudar del éxito de los Panamericanos, como lo fueron la tardanza en concluir algunos escenarios deportivos como el Estadio de Atletismo, errores como los cometidos en la Pista de Ciclismo, el gasto desmedido en la organización, al punto de tomar dinero de otras partidas y hablar de desvío de recursos.

Conforme se acercaba el día de la apertura, se empezó a politizar tan noble evento, los municipios (priístas) se disputaban el protagonismo contra el Gobierno estatal (panista) y viceversa. Y aquí quiero abrir un paréntesis: La realidad, es que los gestores y organizadores de éste magno evento fueron los gobiernos panistas, desde la administración de César Coll contando con Andrade Garín como director municipal del Deporte, y el apoyo del Gobierno del Estado encabezado por Alberto Cárdenas, aunque hoy casi nadie los reconozca.

Continúo el recuento remembrando la afrenta del Congreso estatal, vía Jesús Casillas, contra la propuesta del Ejecutivo estatal de cobrar estratosféricas multas a los que invadieran carril panamericano. Se echó para abajo dicha iniciativa y los ciudadanos respondieron medianamente a la cortesía de abrir paso a los vehículos pertenecientes a las delegaciones participantes en los Juegos.

Hoy puedo decir, que simpatizo con la idea de dejar el carril panamericano de Lázaro Cárdenas como car pool o carril preferencial para autos que lleven dos o más personas al interior, ya que vimos que sin ningún problema mayor, circuló el flujo vehicular por dicha vía.

También recordamos la polémica inauguración, donde se corroboró después por contactos involucrados, que la mayoría del boletaje se proporcionó a servidores públicos estatales y federales y militantes panistas, con lo que, aunado a personal en el interior del estadio que “sugería” lo que el público debía de hacer y de decir, fue que el Presidente Calderón y el gobernador Emilio, salieron vitoreados en su presentación en el estadio de las Chivas.

Vimos cómo los estadios lucían –en su mayoría– grandes huecos, por lo que se corroboró que la repartición de boletos a patrocinadores y algunos en poder de la reventa, aunado a la utilización política de los boletos al ser repartidos por Emilio en el interior del país, cuando aún aspiraba a la candidatura presidencial y lo mismo hizo Jorge Aristóteles en el interior del Estado, por lo que gran cantidad de boletos no fueron aprovechados.

En fin, fuera de la molestia de tener cerrada la avenida Chapultepec y algunos contratiempos en otras vías de la ciudad, gozamos de una gran seguridad pública, de un embellecimiento de la ciudad, de la alegría de arropar a visitantes y a los atletas mexicanos sobre todo y retomar el orgullo nacionalista con una de las mejores participaciones de la delegación mexicana en la historia de los Juegos Panamericanos.

Adiós… y fue un orgullo haber sido los anfitriones de esta justa continental.

 

E-mail: tapatio58@hotmail.com