Portal informativo de análisis político y social

AGENDA PARLAMENTARIA: LA IMPORTANCIA DE LEGISLAR CONTRA EL ROBO DE IDENTIDAD EN MÉXICO

AGENDA PARLAMENTARIA: LA IMPORTANCIA DE LEGISLAR CONTRA EL ROBO DE IDENTIDAD EN MÉXICO

Dic 10, 2011

El robo de identidad es uno de los delitos de cuello blanco con mayor índice de crecimiento en México. En un mundo globalizado y donde el comercio en línea es cada día mayor, los defraudadores y ladrones ya no buscan robarse una billetera para apoderarse del dinero, sino que para ellos es más lucrativo apropiarse de identificaciones para hacer uso indebido de tarjetas de crédito, de débito, cheques y cualquier documento que cuente con información personal.

 

La información confidencial les sirve para usurpar identidades y realizar actividades ilícitas en nombre de sus víctimas. Usurpar la identidad de otro tiene lugar cuando alguien se hace pasar por otra persona y utiliza información personal de índole financiera para solicitar préstamos, tarjetas de crédito, adquirir bienes, obtener teléfonos celulares, que más tarde serán cobrados al verdadero titular de la información robada.

 

De acuerdo con la Comisión Nacional para la Defensa de los Usuarios de las Instituciones Financieras (Condusef), cada año aproximadamente 400 mil personas son víctimas de robo de identidad, siendo Internet el principal medio. Fraudes ligados a robo de identidad por 108 millones de pesos se cometieron en México durante el 2010, cifra superior al robo por cajeros automáticos que en ese año fue de 87 millones de pesos, según el Banco de México.

 

Las tres principales fuentes de información de quienes cometen robo de identidad son pérdida de documentación; el robo de carteras y portafolios e información tomada directamente de una tarjeta bancaria. Se estima que México ocupa el octavo lugar mundial entre los países con alta incidencia de este delito.

 

Al establecer que en el país no existe legislación federal que sancione el robo de identidad, me di a la tarea de hacer una análisis jurídico del caso y presentar una iniciativa de ley (por cierto la primera que presenté como legislador federal) que reforme el artículo 387 del Código Penal Federal, con lo que se tipifica e incluye como delito de fraude aquel acto donde se utilice indebidamente cualquier tipo de identificación, o clave de identificación personal bancaria, o cualesquier otro documento identificatorio que pertenezca a otra persona.

 

Esta reforma adiciona la fracción XXII del artículo 387 del Código Penal Federal, con la cual se logra proteger, a través de la amenaza penal, bienes necesitados de tutela. Dicha reforma, que esta semana fue aprobada por unanimidad por los diputados integrantes de la Comisión de Justicia de la Cámara de Diputados, busca proteger el patrimonio de las personas y el derecho a su imagen. El siguiente paso es que sea votada en el pleno de la Cámara de Diputados, de ahí pasará a la Cámara de Senadores y finalmente publicada por el titular del Ejecutivo federal, para que se convierta en ley.

 

Debido al crecimiento del robo de identidad y al grado de impunidad que logran quienes lo comenten, es de suma importancia que las legislaturas estatales actualicen sus códigos penales e incluyan sanciones a este delito. Este es un delito global que traspasa fronteras, por lo que es necesaria la cooperación internacional para legislar en esta materia.

 

* Es vicecoordinador Jurídico del Grupo Parlamentario del PRI en la Cámara de Diputados

%d bloggers like this: