Portal informativo de análisis político y social

AGENDA POLÍTICA | contra la urbanización de colomos

AGENDA POLÍTICA | contra la urbanización de colomos

Ene 9, 2016

El Bosque Los Colomos es el único espacio natural de la ciudad que ha logrado sobrevivir a años de urbanización por parte de voraces desarrolladores que en complicidad con funcionarios y políticos corruptos se han apoderado de a poco en tramos de bosque para construir casas de clase alta, plazas comerciales, agencias de coches o hasta fraccionamientos o gasolineras como se tiene planeado.  Ese órgano que pareciera que todo su actuar es siempre en contra de la ciudadanía, el Tribunal Administrativo del Estado TAE ordenó la semana pasada al Ayuntamiento de Guadalajara que emita dos licencias de construcción para dos giros, un fraccionamiento y una gasolinera, ambos en terrenos del área protegida del Bosque Los Colomos, atentando contra el patrimonio de la ciudad, abriendo así, de forma descarada, la puerta para futuros despojos y posteriores licencias para construir, o peor, incendios provocados para deforestar el área de bosque como ya ha sucedido. No es la primera vez que se abusa de la ley amparados en la influencia del poder que el dinero puede comprar, décadas atrás el Bosque Los Colomos era otro, más extenso en sus dimensiones y fue invadido por desarrolladores que decidieron apoderarse de vastas zonas para dar paso a lo que hoy conocemos como Colinas de San Javier, una de las zonas mas exclusivas de la ciudad habitada por los ricos y poderosos.

Pareciera que en el tema de la defensa del bosque estamos prácticamente solos, las autoridades poco o nada hacen para detener la violenta forma en que destruyen el único pulmón natural de la ciudad.

Posterior al desarrollo y crecimiento de Colinas de San Javier, Providencia y la zona de la UAG, la zona de Bosque Los Colomos se determinó como Zona Protegida, término legal que ninguno de los invasores ha respetado y que los encargados de hacer valer la ley tampoco aplican y que pareciera indicar que es por una evidente complicidad de corrupción. A menos que sea por ignorancia de la ley lo que significaría también responsabilidad legal. Aproximadamente en 1998 un incendio arrasó una sección del bosque, que casualmente es la zona que está sobre el cruce de las avenidas Acueducto y Patria; después del incendio el Ayuntamiento de Zapopan, en aquellos años encabezado por el PAN dijo, juró y perjuró que la zona sería rehabilitada para dar paso a un parque que se llamaría, parque «El Pabellón» y que gradualmente sería reforestado.

Fue mentira. Esos terrenos se usaron para dar paso a lo que hoy conocemos como Plaza Pabellón, poco tiempo después en contraesquina de este espacio se comenzaron a construir hospitales de lujo y un sinnúmero de edificios de varios pisos de alto, lo que dio origen a una de las zonas más exclusivas de departamentos de superlujo, el mensaje era claro: a las autoridades no les importaba proteger las zonas de bosque y preferían otorgar las licencias para construir los edificios que hoy vemos permitiendo la deforestación de la zona.Como consecuencia y aprovechando la corrupción de autoridades y poco interés de la sociedad se comenzó a construir Plaza Andares, en un inicio se dijo que no sería un centro comercial sino un espacio «recreativo» de baja densidad, de nuevo el engaño y el que la sociedad no exigiera el respeto del área protegida permitió que triunfaran los desarrolladores que se apoderan del bosque en nuestra cara burlándose de nosotros que tristemente preferimos un centro comercial donde la clase alta se regocija y pavonea demostrando su poder e influencia logrando lo que quiere por encima del interés y derecho de la ciudad. De a poco estamos perdiendo las pocas áreas de bosque que tenemos en la ciudad a pesar de ser áreas protegidas que obligan a las autoridades a protegerlas y a nosotros a exigir a nuestras autoridades que ya sea por ignorancia o complicidad «hacen como que no ven» o como que no saben, en esta ocasión el TAE dio la estocada, ordenando al Ayuntamiento de Guadalajara que otorgue las licencias de construcción dentro del área protegida para un fraccionamiento y una gasolinera. Y lo hacen porque pueden y quieren, así tal cual, cualquier rico puede llegar y apoderarse de extensiones de bosque y exigir un derecho que no existe corrompiendo autoridades para enriquecerse a costa de un recurso natural que no le pertenece, que es de todos y estamos obligados a protegerlo y exigir su preservación. Veremos si vuelve a ganar la corrupción o gana el derecho y razón de la ciudad a proteger esta zona de Bosque los Colomos

Consultor y Analista Político
facebook; Alberto Tejeda
twitter; @AlbertoTejedaRT