Portal informativo de análisis político y social

ALDEA GLOBAL | Cinco puntos de la convención demócrata

ALDEA GLOBAL | Cinco puntos de la convención demócrata

Jul 30, 2016

Después de la Convención Demócrata, les comparto los siguientes puntos.

Primero, la convención fue de menos a más. Al igual que la convención republicana, arrancó con la polémica de los electores vencidos. Después de una filtración que mostrara una cierta parcialidad del Comité Nacional Demócrata en el proceso electoral a favor de Hillary Clinton, algunos esperaron se desestabilizara, pero la operación política fue evidente.

Segundo, la unidad de los demócratas. La unidad tiene muchos fines, entre los que podemos destacar la posibilidad de acercarse a un mayor número de electores, una mayor recaudación y la uniformidad del mensaje. A diferencia de la fragmentación con los Republicanos, los demócratas mostraron unidad. Era incierto si Bernie Sanders y sus electores jugarían con Hillary Clinton. Muchos esperaban que hiciera un «Ted Cruz» y negara su apoyo a Hillary Clinton. Sin embargo, después del discurso de Sanders y su anuncio en la votación (roll call), los demócratas dejaron poco espacio para las dudas.

Tercero, relanzar la imagen de Clinton. En un difícil ejercicio, quiero señalar tres discursos que fueron particulares para el planteamiento estratégico de humanizar a una figura con su conocimiento. El primero de ellos estuvo a cargo de Michelle Obama. Un discurso con una ejecución memorable por su lógica, emoción y credibilidad. Resalta su tenacidad y la contrasta con una caricaturesca imagen de Trump. El siguiente le corresponde a Barack Obama. Nos hizo recordar sus doce años en política, afirmando que el Estados Unidos «optimista y generoso» que hizo posible la historia, es la antítesis de lo que promueve Trump. Es decir, Trump sería «antiamericano». Para Obama, Hillary es a quien le cede la estafeta. Por último, Bill Clinton buscó dar el aspecto humano de alguien que ha dado ejemplo desde el «servicio público de los ciudadanos privados» hasta Secretaria de Estado.

Cuarto, los demócratas se metieron al terreno de ideas del Partido Republicano. En diversos momentos de la convención, pudimos identificar el énfasis a ideas como la defensa y seguridad nacional, la protección de la libertad, el ejercicio patriotismo y el optimismo americano. Estas ideas son tradicionales de los republicanos.

Quinto, el discurso de Hillary Clinton. Aquí quiero mencionar tres elementos. En una primera instancia, señalar que no debemos buscar el «mejor» discurso. Cada uno tuvo un objetivo táctico distinto. Para un perfil con prácticamente tres décadas de participar en política, volver a presentarte es un reto. Sin embargo, se presenta de forma optimista con el perfil tenaz, que construye puentes, que respeta y considera al ejército un «tesoro nacional». En un siguiente punto, reconoce y se acerca a Sanders. Una de las mejores líneas del discurso fue cuando le señala «tu causa es nuestra causa». En materia económica, sus propuestas se acercan al territorio de Sanders. No debemos de perder de vista que los demócratas de Sanders son mayormente jóvenes y muchos de ellos pueden ser la base de la coalición post-millennial. Por último, se acercó a los republicanos de forma interesante. Desde el video que la presenta, se hizo una respetuosa referencia a George W. Bush. Esto no es accidental. En el discurso, señaló que los republicanos han ido del «amanece en América de Reagan al es medianoche en América de Trump». Muchos republicanos, desde el miércoles hicieron público su apoyo a Hillary.

En la próxima semana estaremos señalando los contrastes de las dos convenciones.