Portal informativo de análisis político y social

DE FRENTE AL PODER: LA NUEVA LEY DE (DES)INFORMACIÓN PÚBLICA

DE FRENTE AL PODER: LA NUEVA LEY DE (DES)INFORMACIÓN PÚBLICA

Mar 24, 2012

El próximo primero de abril entrará en vigor la Ley de Información Pública del Estado de Jalisco y sus Municipios. Esta norma, hay que recordarlo, es el resultado de un intercambio de favores entre el Ejecutivo y la actual legislatura; se da en el marco de una urgencia financiera en el Congreso del Estado que fue resuelta por el Gobierno estatal a cambio de la aprobación (sin ni siquiera la previa lectura de ningún diputado y sin agotar los procedimientos legislativos obligados) de la citada ley.

 

Por lo anterior, no sólo carece de legitimidad jurídica, sino que además adolece del aval ciudadano al no haber sido consultada por organismos sociales ni especialistas en la materia. La Ley de Información Pública del Estado de Jalisco y sus Municipios precede a la Ley de Transparencia e Información Pública del Estado de Jalisco, considerada un referente nacional por su concepción de vanguardia, pero que simple y sencillamente fue abrogada porque ya era más que incómoda para la gente del poder.

 

En unos cuantos días estaremos frente a una norma que contiene muchos absurdos que, lógicamente, son defendidos por quienes requieren del presupuesto público para vivir. Cito algunos de esos disparates:

– Que se aprueba sin ni siquiera un análisis técnico y financiero sobre su aplicación.

– Que se elimina el concepto de transparencia.

– Que se exige la identificación del solicitante, lo que inhibirá al interesado.

– Que se crearán comités de clasificación de información relacionada con los recursos públicos.

– Que se criminaliza a quien difunda y/o maneje información clasificada.

– Que se reglamentará el uso de una legislación relacionada con uno de los derechos consagrados en la Constitución: el de la información.

– Que se creará un vacio en el tiempo para que la gente entienda de qué se trata la nueva Ley.

– Esta norma posibilita que el Tribunal Administrativo revise las actuaciones del ITEI, con el riesgo de que se judicialice la materia y que el acceso a datos pueda tardar años.

 

En suma, de acuerdo a mi amigo Óscar Constantino, uno de los consultores más calificados en el tema, la nueva Ley burocratiza y complica el acceso a la información pública, por ende facilita la opacidad y criminaliza la libertad de expresión, así como el derecho a la información, circunstancias que desalientan las inversiones y generación de empleos en Jalisco. Es decir –esto lo afirmo yo– el nivel de estulticia plasmada en esta Ley, es directamente proporcional a la perversa intención que la promueve.

 

* Empresario y periodista

Twitter: oscarabrego1968