Portal informativo de análisis político y social

El cubanazo de Alfaro

Se desató una tormenta política el famoso viaje a Cuba  del Presidente Municipal de Tlajomulco Enrique Alfaro y dos consejeros del Instituto Electoral y de Participación Ciudadana, Tomás Figueroa y Víctor Hugo Bernal, además de funcionarios públicos municipales . Toda parecía un viaje placentero a la isla del Caribe con sol, mar y cocos para apagar la sed que tendrían en esas hermosas playas, pero pácatelas  resulta que como Alfaro tiene tantos frentes abiertos debido a su celoso cumplimiento del trabajo y a la necesidad de tener más dinero y de hacerles entender que los influyentes españoles que no pagan  impuestos por el aeropuerto en nuestro país y en especial en  este municipio entre otros , que ni tontos ni perezosos dieron a conocer que del 25 al 28 de marzo, salió del país ,  utilizando un  jet privado, matrícula XB-MBW se fueron a vacacionar, que se presume ser propiedad de un desarrollador inmobiliario llamado José Antonio Fonseca Vaca , pero que la matrícula aparece a nombre de la señora  Mará Elida Rodríguez.

Luego, la dirigencia del PRD en el estado que encabeza el Dr. Antonio Magallanes pero en el que manda el líder moral de la UdeG, Raúl Padilla, sacaron la artillería pesada y empezaron los cañonazos. Magallanes cuestionó el por qué Alfaro no avisó al ayuntamiento, el por qué de la premura del viaje y por qué se rentó el avión, y así soltaron su imaginación que para eso se pintan solos,  acusaron cohecho, corrupción y hasta ¡prácticas de riesgo! además que hicieron en la francachela en la que participaron todos, ya mero le piden cuentas y de cuanto se tomaron, cuantos se fumaron digo puros  y todo lo demás.

Y empezó la rebatinga. El  primer edil manifestó que el viaje no fue pagado con recursos públicos, duró menos de 72 horas y sólo incluyó un día hábil, también aclaró que los consejeros Tomás Figueroa y Víctor Hugo Bernal son amigos desde hace 20 años y que con ellos va cuatro veces al año de vacaciones.

Por su parte, el presidente del Consejo General del IEPCJ  aseguró que solicitó dos días de vacaciones  y que los gastos fueron cubiertos de su bolsillo, digo con lo que gana puede eso y más y que su amistad con el presi no interfiere con su trabajo.

Y como la universidad tiene bases militares donde quiere pues desde el mismo IEPCJ el señor consejero  Nauhcatzin Bravo manda una misiva de extrañeza donde le manifiesta su “ preocupación por el viaje” ya que ante las aspiraciones políticas de Alfaro hacia el 2012  ponen  en entredicho los principios rectores que norman la autoridad electoral en el estado, si, cómo no.

Y  desde la misma presidencia aparece el regidor del PRD en Tlajomulco, José Manuel Soto García, aseguró que el viaje no fue oficial, ya que además  de reunirse con el canta autor Silvio Rodríguez, hicieron un traslado a las playas de Varadero, pues estando allá cómo iban a dejar de ir a  este lugar y además en Mercedes Benz  convertible, digo la tentación puede ser muy grande.

Aquí el problema es sin lugar a dudas que los  funcionarios públicos  de todos los niveles no pueden irse así  nomás, que los cuates les presten aviones privados, quien te presta algo de esa magnitud sin tener un interés a futuro o a presente , que paguen según ellos con dinero de su bolsillo porque puede ser dinero del erario público y la mera verdad los ciudadanos ya estamos cansados de que nos doren la píldora y se vayan con nuestros impuestos que tanto nos cuesta a nosotros ganarlos para que se los gasten  en viajecitos.

Que malo que un funcionario como Enrique Alfaro principal protagonista de este escándalo esté involucrado, porque la gran credibilidad que se tenía en él se ha mermado, no sé  realmente cuánto , los cargos que se les confirieron son las 24 horas del día los 365 días del año y más por el voto de los ciudadanos, no pueden despojarse así por nomás  de la investidura que tienen ni los fines de semana, pero su gran figura se ha disminuido en algo que siempre hemos los ciudadanos criticado compromisos adquiridos gracias a dadivas que a la hora de la hora cobran y caras las facturas contraídas.

 

E-mail: nadiamarcela@hotmail.com

 

5 comments

  1. Ernesto Mora /

    Ese es el tamaño del miedo que le tienen Sr. Alfaro, queda claro que el PRD y la Mafia UGD tratan de manchar su nombre.

    Tan pronto se les olvido esta nota?

    Los ricos de la universidad
    Gloria Reza M.

    Muy a su manera, los funcionarios del círculo de poder de Raúl Padilla demuestran que la casa de estudios –manejada convenientemente– sí puede ser fuente de riqueza. A continuación, un breve repaso de su camino al éxito.

    La entronización del exrector Raúl Padilla López en la Universidad de Guadalajara (UdeG) le ha permitido a él y a sus colaboradores cercanos monopolizar puestos administrativos y políticos, y en consecuencia elevar su nivel de vida, en algunos casos de paupérrimo a opulento.

    Considerado por sus detractores como un hombre inteligente pero maquiavélico y manipulador, Padilla es propietario de una casa en la calle Francisco de Quevedo 132, que adquirió el 17 de mayo de 2006 –según la escritura 3307– en 1 millón 800 mil pesos. Actualmente él vive en otra residencia, en la calle San Juan de los Lagos 111, y posee un departamento en la calle Victoria, cerca del Parque Los Colomos.

    Una propiedad de mil 500 metros cuadrados, en Pinar de la Venta, aparece a nombre de su madre, Abigaíl López, quien la habita. Padilla comenzó a construir esa finca cuando era rector. El encargado de construirla, con recursos de la universidad, fue el entonces director de Servicios Generales y hoy presidente del PRD Jalisco, José Antonio Magallanes Rodríguez.

    Padilla, quien dirigió la UdeG de 1989 a 1995, nació en Guadalajara en 1954, estudió en el Colegio Cervantes, en la Escuela Preparatoria para Trabajadores y en la Facultad de Filosofía y Letras, donde obtuvo la licenciatura en historia en 1977.

    Antes de ser nombrado rector, presidió la Federación de Estudiantes de Guadalajara (FEG), y fue director del Departamento de Intercambio Académico (DIA), con un sueldo de 25 mil pesos mensuales en ese tiempo. Esa área después la transformó en el Departamento de Investigación Científica y Superación Académica (DICSA), donde tras su salida se dieron a conocer irregularidades administrativas.

    En la actualidad es presidente de alrededor de 15 empresas parauniversitarias, entre ellas la Feria Internacional del Libro (FIL) y el Centro Cultural Universitario, donde se encuentra el muy exitoso Auditorio Telmex. Aparentemente por esos cargos no recibe sueldo alguno.

    En la página de Transparencia de la UdeG se informa que Padilla López percibe 27 mil 962 pesos al mes como profesor investigador titular C del Departamento de Estudios de la Cultura Regional, aunque no tiene posgrado.

    Leobardo Alcalá

    Uno de los alfiles del exrector es su primo hermano Leobardo Alcalá Padilla, hijo de Rosa, hermana del papá de Raúl. En tan sólo dos años como director de los Hospitales Civiles, el también exregidor priista Alcalá adquirió tres inmuebles con un valor total de 2 millones 663 mil 266 pesos.

    El 12 de julio de 2004, Alcalá compró una lujosa finca en la calle San Juan Bosco 4794, en Jocotán, por 1 millón 530 mil pesos. Curiosamente, la vendedora, Claudia González Velasco de Vargas, había comprado esa propiedad a Saúl Vargas Velis en 619 mil 750 pesos, es decir que el valor catastral de la finca se multiplicó en sólo cuatro años.

    El 26 de diciembre de 2006, cuando era regidor electo de Guadalajara, Alcalá se hizo de dos departamentos de lujo por 1 millón 133 mil 266 pesos en total.

    De acuerdo con la escritura 49998, Alcalá Padilla, junto con su esposa Patricia García de Quevedo Machain y sus dos hijas, compraron a Ceica Construcciones e Inversiones Campero, S.A. de C.V., el departamento número 15, Torre C, del condominio Torres Campero, ubicado en Pablo Neruda 3245 y 3235, por 566 mil 633 pesos.

    En la misma fecha su familia adquirió otro departamento, el número 5, pero esta vez en la Torre B, por otros 566 mil 633 pesos, según el folio real número 2201165 de la Dirección del Registro Público de la Propiedad. En ese año, como director de los Hospitales Civiles, Alcalá percibía bastante menos de los casi 82 mil pesos que actualmente gana el titular de esa dependencia, Jaime Agustín González Álvarez, de quien el primo de Raúl Padilla es consejero con un sueldo actual de 23 mil 864 pesos, según se informa en la página de Transparencia del nosocomio.

    El primer cargo importante que ocupó Alcalá Padilla en la UdeG fue la secretaría de la Facultad de Medicina, donde ganaba 11 mil pesos (cifra actualizada). Después ascendió a la dirección. Ahora vive en una casa de 600 metros cuadrados en el fraccionamiento San Wenceslao, de Paseo de los Virreyes.

    Algunos conocidos de Alcalá dicen que sus orígenes son humildes. Pasó su niñez en Tlaquepaque; su mamá era la encargada de una farmacia; su papá, un hombre de rancho, trabajó como chofer de Raúl Padilla. Después la familia se mudó a la casa de su tía Bertha Padilla –hermana de Raúl Padilla padre–, en la avenida Tepic, inmueble que ahora aloja consultorios médicos.

    La tía Bertha puso la finca a nombre de la mamá de Leobardo Alcalá antes de huir al extranjero, tras cometer un millonario fraude con el truco de las pirámides, a principios de los años noventa.

    Alcalá posee otra casa en la calle de San Ramón Nonato, casi esquina con Lázaro Cárdenas, y un departamento de 135 metros cuadrados en el condominio La Flojera, frente al mar, en Manzanillo, que vale 219 mil dólares (2 millones 847 mil pesos).

    Este patrimonio, comparado con los sueldos como funcionario público, da la impresión de que Alcalá es un extraordinario administrador de su dinero; sin embargo, cuando fue director de los Hospitales Civiles nada hizo por defender la herencia de alrededor de 800 millones de dólares que en partes iguales un filántropo le dejó al nosocomio y a la Delegación Guadalajara de la Cruz Roja. De manera extraña, el doctor Alcalá dejó perder tal herencia, lo mismo que hizo Pedro Villaseñor al frente de la Cruz Roja (Proceso Jalisco 82).

    Raúl Vargas

    El actual diputado local por el PRD Raúl Vargas López, también médico, tuvo que trabajar de bolero en su niñez, pero hoy es propietario de al menos tres terrenos que hace 10 años le costaron 789 mil 410 pesos, según las correspondientes escrituras públicas.

    Originario de Tepic, Nayarit, de recién casado vivió en la calle Penitenciaría 678, barrio de San Antonio. El conserje del edificio, don Pascual, se acuerda que, en 1987, Vargas pagaba 700 pesos al mes por la renta de un departamento de una recámara y con sala-comedor.

    Alguien que conoce a Vargas desde su juventud lo describe como “un mediocre que se la pasaba pegado a Arturo Plascencia”, un líder estudiantil. “Era prácticamente el chalán de Arturo, quien formó parte del grupo de Jorge Segura”, a su vez exrector del Centro Universitario de Ciencias de la Salud (CUCS). En aquellos tiempos Vargas rentaba una modesta vivienda en el número 20 de la calle Guillermo Prieto.

    Asumió su primer cargo importante en la UdeG en 1989, cuando fue nombrado director de la Facultad de Medicina, con un sueldo que, actualizado, sería de 25 mil pesos mensuales. A partir de 1993 fungió como coordinador ejecutivo del CUCS, y desde el siguiente año y hasta 1997 se desempeñó como el primer rector de ese centro universitario.

    Posteriormente fue nombrado director general de los Hospitales Civiles y su sueldo subió al doble de lo que ganaba como rector, pero dejó el cargo en 2000 para ser candidato a la gubernatura por el PRD. En 2001 regresó a la rectoría del CUCS y permaneció ahí hasta 2004. De 2006 a 2007 fue vicerrector ejecutivo de la UdeG, donde percibió alrededor de 35 mil pesos, sin contar su antigüedad.

    Actualmente, Vargas López vive en una magnífica residencia con accesos por la calle Juan Pablo número 389 y por Beristain de Souza 391. Ahí, cada miércoles realiza una tertulia con sus amigos más cercanos, entre ellos Leobardo Alcalá, Carlos Orozco, Enrique Solórzano y Juan Armendáriz Borunda.

    En la página de Transparencia de la UdeG, Vargas aparece con un salario de 25 mil 636 pesos como profesor e investigador titular C en el departamento de Salud Pública del CUCS, categoría que requiere al menos 40 horas a la semana según el tabulador del sindicato de académicos (Staudeg). Es difícil que cumpla ese horario porque es diputado local y coordinador de su bancada, con un sueldo de 77 mil 650 pesos mensuales.

    Antonio Magallanes

    Dirigente del PRD en Jalisco desde febrero de 2009, Antonio Magallanes Rodríguez vivió primero en casa de su abuela, ubicada en la calle Ciprés, de la popular colonia Morelos. Cuando contrajo matrimonio se fue a vivir a la calle Isla Gomera, en Jardines de la Cruz; después se mudó a casa de su suegro –donde después vivió Raúl Padilla– en la calle Griegos 120 esquina con Fenicios, de la colonia Altamira. Tiene otra casa a la vuelta de dicho domicilio, en Fenicios 293, y es dueño de un edificio de departamentos en Romanos 1230, casi esquina con Américas, en la misma colonia.

    El 9 de mayo de 1988 adquirió un lote de 405 metros cuadrados en el exejido El Colli, en Zapopan, por el que pagó 1 millón 620 mil pesos, como se indica en la escritura 16450. En ese predio tiene uno de los dos viveros en los que produce flor de nochebuena.

    Magallanes adquirió el 8 de febrero de 1990 el “terreno número 13, de la manzana uno, del fraccionamiento Industrial Periférico Norte, con una superficie aproximada de 765 metros cuadrados”, se lee en la orden 285450 del Registro Público de la Propiedad. Ahí tenía su imprenta Punto y Coma. Cuando Padilla era rector, esa empresa era la única proveedora y se benefició de contratos millonarios, como se detectó en una auditoría federal que se realizó a petición del exdiputado federal perredista Gilberto Parra.

    En 1998, Magallanes era secretario general del Staudeg y compró un terreno, aledaño al primero que adquirió en El Colli, por 179 mil pesos, como señala la escritura 1020. Por ese cargo no percibió sueldo formal, pero fue señalado de adquirir esa propiedad con recursos provenientes de las cuotas sindicales.

    Magallanes, exdiputado federal del PRD, es además propietario de un rancho de aproximadamente tres hectáreas en Copala, ante de llegar al basurero de Picachos por la carretera a Colotlán, donde también cultiva flor de nochebuena.

    En la nómina de la universidad, Magallanes aparece como profesor e investigador titular B del Departamento de Mercadotecnia y Negocios Internacionales, donde gana 21 mil 654 pesos al mes. Y efectivamente, a él y al director de Finanzas de la UdeG, Gustavo Cárdenas Cutiño, se les identifica como encargados de los negocios personales de Raúl Padilla desde que éste dirigía el DICSA.

    Actualmente una hija de Magallanes, Natalia Elena, recibe una parte sustancial de los contratos de la UdeG para trabajos editoriales (Proceso Jalisco 212).

    En cuanto a Cutiño, quien siempre ha mantenido un bajo perfil, compró su primera casa en el Álamo Industrial, pero el 26 de abril de 1989 adquirió un terreno de 200 metros cuadrados en el fraccionamiento La Estancia, en la calle Héctor Berlioz esquina Tchaikovsky (orden 435164 del Registro de la Propiedad).

    “El Atenguillo”

    El secretario general de la UdeG, José Alfredo Peña Ramos, El Atenguillo, es propietario de un predio rustico de 19 hectáreas denominado Playa del Pinar, en el municipio de Mascota. A juzgar por la escritura 47809, el 11 de marzo de 2003 el notario público 143, Alejandro Organista Zavala, le vendió a Peña Ramos esa propiedad en la ridícula cantidad de 2 mil 913 pesos.

    También es propietario de tres casas: una en la colonia Cruz del Sur, otra en el Club Privado Atlas Colomos y una más en la colonia Prados Vallarta que utiliza para las reuniones del sanedrín, conocida como La Menudería. Tiene además un ostentoso rancho en su pueblo natal.

    El Atenguillo es considerado como el brazo operador de Padilla entre el estudiantado; es decir, se encarga de imponer a los candidatos de la FEU. Peña es tan cercano al también exrector Trino Padilla López –hermano de Raúl– que “se dicen hermanos y acuden los sábados a la Estancia Gaucha a emborracharse”, dice un conocido de ambos.

    Samuel Romero Valle

    En sus tiempos de estudiante de medicina, Samuel Romero Valle vivió en la calle 56. Su familia tenía dos dulcerías, una en San Juan Bosco y otra en el mercado Corona. En mayo de 1989, fue detenido junto con sus hermanos por comprar cigarros robados. Salió a los tres días por petición de Raúl Padilla al juez que llevaba el caso.

    Romero Valle tiene un rancho de varias hectáreas en San José de Gracia, su tierra natal, donde hay cientos de cabezas de ganado fino. La finca recuerda a las antiguas haciendas, pero su fachada es una burda copia del Partenón.

    El camino que conduce al rancho está en excelentes condiciones. La plazuela y la iglesia lucen esplendorosas con el remozamiento que se les hizo hace poco. Más allá de esas áreas, todo parece deteriorado.

    En González Ortega 294, esquina con Garibaldi, en pleno centro de la ciudad y a una cuadra de la Preparatoria de Jalisco, Romero Valle posee una vieja casona remodelada de gran valor y que, a decir de gente cercana a él, es ante todo un museo.

    También posee una residencia lujosa en el coto Las Palmas, a un lado del Club Atlas Colomos. Antes de su jubilación de la universidad, Romero Valle fue el operador político de Padilla cuando éste se desempeñó como diputado local y regidor de Guadalajara.

    Gabriel Torres Espinoza

    Un personaje imposible de omitir en este recuento es Gabriel Torres Espinoza, vicerrector de la UdeG en el corto rectorado de Carlos Briseño Torres y uno de los que lo habrían empujado a emanciparse de la tutela de Padilla López. No obstante, apenas fueron destituidos ambos, Torres le dio la espalda a Briseño y ahora es jefe del proyecto televisivo de la casa de estudios.

    És propietario de un predio en Paseo del Cortijo, en Tlajomulco de Zúñiga, que en 2007 valía 700 mil pesos, así como de una vivienda en Plaza Guadalupe de 1 millón 200 mil pesos y un menaje de casa por 400 mil pesos. Además tiene una casa de descanso en Cuyutlán, Colima, y hasta hace poco era dueño de al menos siete vehículos, entre ellos un Mercedes Benz 2003. l

  2. paulina martinez /

    referente a los momentarios q se hacen a esta nota estoy de acuerdo q el PRD trata de manchar la imagen del sr alfaro es vergonzante en la manera en la que quieren tratar de quemar a cgi consulting. acaso quien publica la nota es alguna de esas golfaz q andan detras de los huesos de jose antonio o quien eres tu para dar santo y señas de tantas mentiras segun tu…personales!! si tanto valor tienes para atreverte y declarar con santo y seña corre a otro tipo de medios de comunicacion haber si es cierto lo que dices deberias de ponerte a trabajar y dejar de perder tu tiempo… traicioneraaaaaaaaaaaaaaa!!

  3. paulina martinez /

    aa!! x cierto si deberas eres una batiz da la cara!!!

  4. Cormorán /

    Cuando pelean las comadres,
    salen todas las verdades.

    Mientras son amigos o hacen las paces, se encubren todo.
    Ojalá sigan peleando, a ver si terminan de quitarle la piel de oveja al aprendiz de dictador y como dicen: Para que ya cuña apriete, tiene que ser del mismo palo.

  5. Alertas /

    La politica esta llena de mugre desde la raíz y esto viene desde muchisimos años atrás, no es justo que se enfoquen en Alfaro por que hizo un viaje a cuba? Es más importante que la pobreza? el desempleo? la inseguridad? Cuando otros se dan vida llena de lujos viajando a diferentes partes del mundo, cuentas millonarias en los bancos y de donde sale todo? del dinero del pueblo, nos estan robando y hasta donde se, ROBAR es un delito que se persigue de oficio. Lo que estan haciendo esta bola de rateros es utilizar como cortina de humo esta situación, la cual tiene un solo fin para los “Tranzas Reales” hacer su agosto y llenarse los bolsillos de lana hasta más no poder. Que de acuerdo a la ley tienen un grado condenatorio mayor que el de hacer un viaje. Cuantos y diganme cuantos POLITICOS INSERVIBLES que nos han robado millones de pesos a lo largo de la historia se han dado y se dan lujos más seguido y con más descaro? Y quien les dice algo, quien les arma un teatro tan grande como el que le estan haciendo a Alfaro, NADIE. Mejor que se pongan a trabajar y no quieran manchar la imagen de alguien que si propone y se entrega a su municipio. Alfaro ha hecho que el progreso sea notable en donde gobierna. Como es posible que funcionarios que hacen como que trabajan, se enfoquen en detalles ínfimos, sin relevancia, con el único afán de hacer el mal al prójimo. Ponganse a trabajar en lo que realmente el país y el pueblo necesita en lugar de estar moliendo a personas que si tienen ganas de salir adelante con hechos y no promesas incumplidas como muchos y de renombre no lo han hecho. Basta de calentar el asiento, recibir favores, lujos inecesarios, sueldos elevados de miles o millones de pesos cada mes. Esto solo pasa en México lindo y querido, que lastima de verdad. Por un viaje a cuba quieren dañar la imagen de Alfaro y una empresa de consultoria, no sean ridiculos.