Portal informativo de análisis político y social

FRACASO TRICOLOR EN EL BEISBOL PANAMERICANO

FRACASO TRICOLOR EN EL BEISBOL PANAMERICANO

Oct 29, 2011

Todos los aficionados al beisbol de la República Mexicana pensábamos que el equipo mexicano podía pelear por la medalla de oro en los Juegos Panamericanos de Guadalajara 2011, pues en la competencia se autorizó a jugar con jugadores profesionales única y exclusivamente se prohibió a jugadores de las Grandes Ligas.

Al jugar todos los equipos con jugadores nivel AAA, era muy factible que nuestra selección luchara, inclusive por la medalla de oro ante la novena cubana, pues en la actualidad el beisbol mexicano está a la altura de los mejores del mundo en clase AAA, donde inclusive en el pasado mes de febrero se logró obtener el título en la Serie del Caribe celebrada en Puerto Rico, habiendo derrotado hasta en dos ocasiones a la República Dominicana.

Durante la ronda eliminatoria a México le tocó competir en el Grupo A con los equipos de Estados Unidos, República Dominicana y Panamá; y en el Grupo B se encontrabas los equipos de Cuba, Canadá, Puerto Rico, y Venezuela prácticamente lo mejor del beisbol mundial salvo los equipos asiáticos de Japón y Corea.

Todos los juegos se celebraron en el precioso parque de Lagos de Moreno, Jalisco, que lleva el nombre del gran pitcher mexicano en Grandes Ligas y originario de esa población, Armando Reynoso. Durante la eliminación el paso del equipo mexicano fue perfecto, pues primero derrotó viniendo de atrás y en entradas extras a la selección de Panamá por dos carreras a una; en el segundo juego se logró derrotar a la República Dominicana por 3 carreras a 2 y en el último y espectacular partido a la Selección de Estados Unidos también se le derrotó por 3 carreras a 2, pasando a las semifinales como primer lugar México y segundo lugar Estados Unidos.

En el Grupo B pasaron a la ronda semifinal Cuba en primer lugar y Canadá en segundo lugar, por lo que los juegos para las semifinales quedaron México contra Canadá y Cuba contra Estados Unidos, los ganadores se enfrentarían por la medalla de oro y los perdedores por la de bronce.

En la primera semifinal y de manera sorpresiva Estados unidos le ganó a Cuba por 12 carreras a 10, en un juego donde los norteamericanos tomaron gran ventaja de 12-2 carreras y terminaron sufriendo y por poco los cubanos ganan el juego; se sentía mejor al equipo cubano pero en un solo juego de beisbol cualquiera le puede ganar al otro y Estados Unidos aprovechó dos entradas de descontrol del pitcheo cubano para tomar ventaja que al final resultó determinante, pasando Estados unidos a la final.

Por su parte, México empezó muy bien con una ventaja en la primera entrada de 3-0 carreras contra Canadá pero fue todo a la ofensiva y Canadá lentamente se fue acercando hasta dar la voltereta y ganar el juego por 5 carreras a 3, pasando a la final contra Estados unidos.

En este juego a México le faltó profundidad en su pitcheo abridor y al relevo largo, así como fuerza a la ofensiva y ya en el juego por el tercer lugar contra la Selección de Cuba, fuimos barridos por 6-0 carreras y se perdió también la medalla de bronce.

En un partidazo en la gran final Canadá se quedó con la medalla de oro al ganar a Estados Unidos por 2-1 carreras en un gran juego de beisbol.

Todos los juegos de México, las semifinales y la final estuvieron con el parque lleno hasta los topes demostrando que en Jalisco hay gran afición al beisbol.

La derrota del equipo mexicano en el beisbol panamericano es fácilmente explicable, pues simple y sencillamente los dueños de los equipos de la Liga Mexicana del Pacífico no quisieron prestar a los jugadores titulares y enviaron a un equipo reserva, lo que dejó sin parque al manager Mario Mendoza, y al Paquín Estrada, en una decisión que un servidor no la comprende, pues entiendo que están en plena competencia en la Liga del Pacífico y que perderían a sus titulares por 10 juegos, pero en beneficio del beisbol profesional era mas importante con el equipo completo haber obtenido la medalla de oro, lo que le hubiera dado la vuelta al mundo y se hubiera hablado del beisbol mexicano y a la larga el beneficio era mayor que haber conservado sus jugadores durante esos 10 juegos.

Comentarios y sugerencias: licnavarro@megared.net.mx