Portal informativo de análisis político y social

LOS HOMBRES DEL PODER: Ya era hora

LOS HOMBRES DEL PODER: Ya era hora

Ene 18, 2014

Por Gabriel Ibarra Bourjac —-

MICHOACÁN CONSTITUYE EL GRAN RETO DE GOBIERNO PARA EL PRESIDENTE ENRIQUE PEÑA NIETO Y PUEDE CONSTITUIR EL PARTEAGUAS DE UN ANTES Y UN DESPUÉS. DEL ÉXITO O FRACASO DE ESTA INTERVENCIÓN FEDERAL ESTÁ LA CERTIDUMBRE FUTURA DE MÉXICO COMO PAÍS.

Por fin el gobierno del Presidente Enrique Peña Nieto tomó en serio la violencia que golpea al estado de Michoacán y decidió por un hombre de toda su confianza encargarle la tarea, fuera del círculo de Miguel Ángel Osorio Chong, como es Alfredo Castillo Cervantes, designado comisionado de seguridad para esta entidad y quien en encomiendas anteriores ha mostrado eficacia y buenos resultados.

Aunque la línea institucional será la Segob, esta máxima responsabilidad viene direccionada desde Los Pinos, porque ya en dos ocasiones anteriores, el jefe de Bucareli, anunció que entraría a Michoacán con la fuerza del Gobierno Federal y el conflicto de violencia no sólo no aminoró, sino que creció, agudizándose la crisis con la irrupción cada vez mayor de los grupos de autodefensa en la zona de tierra caliente. Osorio Chong falló.

Alfredo Castillo Cervantes tiene 38 años de edad, ni es improvisado ni nuevo en temas de seguridad y de gobierno. Tiene tres licenciaturas (en Derecho por la UAM; ciencias políticas y administración pública por la Ibero, y en economía financiera por la Escuela Bancaria y Comercial).

Pese a su juventud, Castillo Cervantes tiene experiencia en los temas de seguridad y procuración de justicia. Hace 10 años (2002-2003) fue asesor del entonces titular de la PGR, general Rafael Macedo de la Concha; fue director de políticas públicas y planeación estratégica de la AFI, así como director de concertación, modernización y profesionalización de la Secretaría de Seguridad Pública; y entraría de bombero de Alberto Bazbaz en el Estado de México por la crisis que generó al gobierno de Peña Nieto el errático manejo del “caso Paulette”; e igual haría en la Profeco, luego del escándalo mediático en las redes sociales de #LadyProfeco, la hija de Humberto Benítez Treviño, quien fue cesado como titular de la Procuraduría de Defensa del Consumidor.

Al iniciar el gobierno actual, el Presidente Enrique Peña Nieto lo designó subprocurador regional de procedimientos penales y amparos en la PGR con Jesús Murillo Karam, pero sin formar parte de su equipo; a Alfredo Castillo le tocó encabezar el operativo de detención de la maestra Elba Esther Gordillo y seguramente el armado jurídico.

ARDE MICHOACÁN

Para el gobierno de Enrique Peña Nieto Michoacán es estratégico y de los resultados dependerá ganarse la confianza no nada más de los ciudadanos de aquel estado que son víctimas de la ingobernabilidad, sino de los propios mexicanos, considerando que el problema de violencia y vacío de gobierno, no nació durante el gobierno del actual presidente priísta, sino que viene desde la época en que Lázaro Cárdenas Batel fue gobernador, heredándole a su sucesor Leonel Godoy el conflicto, lo que provocó que el presidente Felipe Calderón marcara como el gran tema de seguridad de su gobierno al lanzar desde la primera semana el operativo “Michoacán seguro”, que lamentablemente fracasó.

Para Alfredo Castillo Cervantes esta encomienda de comisionado de seguridad del gobierno federal representa la gran oportunidad de su vida. Si logra recuperar el Estado de Derecho en Michoacán con la regeneración del tejido social e institucional, su futuro será luminoso. Recuerdo que uno de los grandes líderes de hoy en el mundo, Vladimir Putin logró catapultarse con el manejo que tuvo como primer ministro de Rusia en el gobierno de Boris Yeltsin de la crisis de Chechenia, que amenazaba con separarse de Rusia y generar su balcanización. Putin intervino y esa acción le permitió ganar las elecciones meses después con cerca del 70 por ciento de votos, casi sin hacer campaña y convertirse a la postre en el gran líder de Rusia. Esto no quiere decir que ese es el camino que seguirá Alfredo Castillo, pero es muestra de la trascendencia que tiene para un país una intervención exitosa cuando una entidad arde y amenaza con contaminar a otros estados de México, cuando el Estado no cumple con su misión del contrato social que tiene encomendado.

Para México República, hoy por hoy Michoacán constituye el enorme reto y de los resultados de esta intervención del Gobierno Federal se podrá medir la capacidad del gobierno del Presidente Enrique Peña Nieto, que bien puede ser un antes y un después.

La intervención del Gobierno Federal vemos que a diferencia de las dos anteriores que encabezó Miguel Osorio Chong, no constituyen una retórica más. No se trata una estrategia basada únicamente en el uso de la fuerza para combatir a la delincuencia, se pondrá atención en la reconstrucción del tejido social, y es posible revertir la situación de miedo y caos por una de certidumbre, como se demostró en Ciudad Juárez, que llegó a considerarse la ciudad más violenta del mundo.

Correo electrónico: gabriel.ibarrabourjac@gmail.com