Portal informativo de análisis político y social

Luchas Sociales: Conocimiento, antídoto electorero

Luchas Sociales: Conocimiento, antídoto electorero

Abr 9, 2018

Por Mónica Ortiz //

Inicia el periodo electoral y con él debería dar comienzo la responsabilidad política y civil de asumir las campañas electorales desde el espacio correcto, ya sea como sociedad, político o gobierno; en Jalisco tenemos ya en franca actividad electoral a los candidatos a gobernador cuya diligencia es invitar a la sociedad a escucharlos con sus políticas públicas, propuestas y planes de acción para conseguir al final y por elección de una mayoría, convertirse en el titular del Poder Ejecutivo del Estado de Jalisco.

En este sentido, para que la sociedad pueda evaluar la importancia de su voto con absoluta responsabilidad, se deberá entender claramente la figura de Gobernador, sus atribuciones y limitaciones como un solo poder el ejecutivo estatal, la mejor manera es saber qué propuestas son viables para el Estado y se encuentran dentro de las obligaciones y responsabilidades del Poder Ejecutivo, nos permitiría entender el objetivo de cada campaña con una orientadora realidad de ¿cómo se pretende gobernar?, ¿cuánta realidad y lógica tiene cada propuesta?

Lo que evitaría tanta demagogia, para convencernos de otorgar el voto a través de discursos y promesas imposibles de cumplir, por la complejidad del mecanismo de los poderes o por no ser parte de sus deberes.

Quizás suena a una muy hermosa y conveniente utopía, en la que realmente el ciudadano pudiera adquirir desde edades escolares básicas, la información y formación suficiente para poder discernir entre los engaños, la guerra sucia, los discursos basados en mentiras, pero sobre todo y lo más importante, poder entender la política como los actos y no los pactos convenientes, para la actividad gubernamental en aras del poder.

En Jalisco, los candidatos a gobernador son: por el Partido Verde Ecologista de México (PVEM) Salvador Cosío Gaona para este candidato su eslogan es “Tu bienestar es nuestro deber”; por Partido del Trabajo (PT) MORENA y Encuentro Social (ES) el candidato es Carlos Lomelí Bolaños y su lema “En Jalisco juntos haremos historia. Morena, la esperanza de México”; En el Partido Acción Nacional (PAN) se tiene como candidato a Miguel Ángel Martínez Espinosa con un eslogan de “Que vivas sin miedo, por tu familia”; En el Partido Revolucionario Democrático (PRD) el candidato es Carlos Manuel Orozco Santillán usando un “Pongamos Orden”; En el partido Movimiento Ciudadano (MC) el candidato es Enrique Alfaro Ramírez, quien busca la “Refundación de Jalisco”; para Nueva Alianza (NA) la candidata es Martha Rosa Araiza Soltero cuyo principal eslogan es “Hagámoslo ideal”; para el Partido Revolucionario Institucional (PRI) Miguel Castro Reynoso su eslogan es “Con Miguel, tú mandas”.

En este contexto, la sociedad debe analizar el sentido que buscan transmitir los candidatos al Gobierno del Estado con su frase que al final, es lo que define la estructura de una campaña electoral y de ella se desprenden las propuestas y políticas públicas a implementar para que el resultado sea la congruencia y coherencia con los ideales de sus partidos y con el proyecto político que hoy exponen, sin embargo nunca estará de más subrayar que lo que prometan, no solo debe cumplirse y mencionarse con absoluto compromiso de los alcances y limitaciones que por estructura política y legalidad tiene el Poder Ejecutivo del Estado, pues al final y después de convencernos de ser la mejor, última o ultra necesaria opción, resulta que ni ellos saben las funciones y atribuciones que tiene un gobierno estatal ¡y qué cree!, sos pueden vender gato por liebre.

Es importante resaltar que lo que propongan los candidatos a gobernador, lo podrán conseguir en el momento de su mandato, siempre que esté relacionado con los otros dos poderes Legislativo y Judicial, con nuestra Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos y las leyes que de ella se desprende, por lo tanto y sin el afán de la contrariedad, cada que escuche una propuesta, cambio o palabra rimbombante, trate de visualizar hasta dónde se puede convertir en una realidad o hasta dónde llegará la justificación alevosa de la apatía de otro poder que no les permitió conseguir lo que nos ofrecieron, tal vez sólo así podamos votar de manera inteligente, recordando ámbitos, esferas y límites que por razón evidente de la forma de gobierno en México, es imposible conseguir pero prometer no es delito, por lo que la esperanza, la refundación, lo ideal, el orden, bienestar y la familia, es lo que asume la clase política como nuestras necesidades, sin embargo para conseguir un mejor gobierno, lo que sí es necesario, es que nos esforcemos por escucharlos y valorar conscientemente nuestras graves deficiencias como sociedad, para entonces mandar a quién pueda gobernar para los ciudadanos y no para la clase política.

%d bloggers like this: