Portal informativo de análisis político y social

LUCHAS SOCIALES | Datos personales de menores

LUCHAS SOCIALES | Datos personales de menores

Dic 5, 2015

Entre las nuevas luchas sociales, no sólo se puede contemplar la de la igualdad social y la dignidad humana en México, también habría que dejar claro que la lucha por homologar los derechos fundamentales y los humanos, es ya una constante sobre todo en materia de protección de datos personales.

Dice la ley que un dato personal es cualquier información concerniente a una persona identificada o identificable, la que pueda vincular un rostro con un nombre y posiblemente con un domicilio o incluso número telefónico, además de datos característicos como origen étnico o racial; características físicas, morales, emocionales; vida afectiva y familiar, ideología, opinión política, religión, datos médicos, preferencias sexuales y otras más.

Y en este contexto, el derecho sobre la protección de datos personales se vuelven un asunto delicado para los particulares y sobre todo para las instancias de gobierno en todos sus niveles, que la manejan a través de capturas para sus programas sociales, más si se trata de menores de edad por todo lo que implica conocer datos fundamentales de estas personas.

Hay un gran conflicto en el manejo de los datos personales en las instancias de gobierno, pues el aplicar recursos públicos los convierte en sujeto obligado en materia de transparencia y rendición de cuentas, sin embargo, cómo otorgar información por obligación, teniendo responsabilidad en la protección de datos de menores de edad a que lo obliga la Ley de Niñas, Niños y Adolescentes del Estado de Jalisco, por lo que habría que considerar que existe el riesgo de exhibirlos y con ello causar algún perjuicio al entorno de un menor de edad, por encima del interés superior de la niñez.

En el estado, la Secretaría de Desarrollo e Integración Social, SEDIS, a cargo de Miguel Castro Reynoso, maneja información sensible a través del Padrón Único de Beneficiarios de programas gubernamentales en un sistema que integra y organiza datos sobre las personas que reciben apoyos (monetarios y en especie), en donde luchan por ajustarse a las normas de la transparencia y de la protección de datos, debido a la gran cantidad de información que manejan de menores, por ejemplo en programas como bienevales.

Afortunadamente, hasta el momento el manejo de información ha sido equilibrado, dispone SEDIS de una plataforma tecnológica que aseguran, tiene candados de protección que impiden un manejo discrecional de la información y en consecuencia, no existe el riesgo de develar la identidad de los beneficiados en sus programas, al desasociarse la información y mostrar públicamente padrones con un mínimo de información que asegura la transparencia requerida y la protección que exige la ley para todas las personas.

Perdidos en el mar de nombres y datos que podemos revisar en las versiones públicas de los padrones, se encuentran los menores de edad, pero no son identificables salvo que se asocien con programas específicos de apoyo a este sector de la sociedad, pero hasta el momento la información está protegida y así lo garantiza Miguel Castro.

monicaortizg@hotmail.com