Portal informativo de análisis político y social

Opinión: Aristóteles, la ruta después del sexenio

Opinión: Aristóteles, la ruta después del sexenio

Jun 17, 2017

 

Por Ramiro Escoto Ratkovich //

Desde el 5 de Junio, muchos personajes de la política comenzaron a visualizarse al futuro, algunos en la permanencia de una curul, otros buscando el siguiente nivel, y otros más en el cambio incluso de partido o en busca de la independencia para la carrera en el 2018. En base a esto que obligatoriamente nos hace buscar reacciones de los políticos en cuestión, me permití buscar al gobernador del Estado, Jorge Aristóteles Sandoval, a quien en una breve entrevista le pregunté sobre su destino al término de su gestión.

Sin titubear, y sin darle vueltas, el gobernador me contestó que cuando entregue el Gobierno del Estado al ganador de los comicios, él quiere dedicarse a la docencia, regresar a su despacho, al tiempo en familia, sin embargo no creo que eso suceda, no creo que su ímpetu le permita esa clase de vida tan “tradicional” de alguien que no ha dejado de hacer y de ejercer poder en una entidad con influencia nacional a través de sus gestiones y relaciones, por ejemplo con la Conago.

Explico un poco, Aristóteles Sandoval ha mostrado interés en dejar una huella indeleble en su historia como gobernador, la pugna constante del cuidado del medio ambiente y la concentración por tener una mejor movilidad y la constante de entregar en tiempo y forma la línea 3 del Tren Ligero. Aplicó antes que cualquier gobernador, medidas de austeridad frente al gasolinazo y ha buscado el consenso de los protagonistas en todos los ámbitos para lograr acuerdos y mediar en situaciones por demás tensas y riesgosas.

Jorge Aristóteles Sandoval enfrentó también a Donald Trump a su llegada a la presidencia de los Estados Unidos, no sólo a través de mensajes en redes sociales, sino en la misma acción, la gira a California que en todo momento buscó las inversiones que se atrajeron, pasando por encima de las amenazas y riesgos. Sandoval Diaz también supo mover sus piezas, sus mejores hombres en lugares estratégicos para que operaran en su favor, desde el plano federal, hasta la designación del presidente de su partido en la entidad.

Logró pelear la sede en Jalisco para la Olimpiada Nacional y aunque no lo consiguió, si defendió los principios de competencia que hicieron merecedor en esta misma semana a la permanencia en el primer lugar nacional a las selecciones que nos representaron, demostrando a sus detractores que el estado sigue siendo el número uno a nivel deportivo, complementando con tener la sede de la Serie del Caribe 2018.

He tenido relación con algunos secretarios Federales y alguno que otro le debe al gobernador del Estado un consejo para salir de un problema, lo describen como un hombre inquieto, enterado de los entornos políticos y económicos; un estadista, dicen. Siempre con 2 teléfonos y atento a ellos a contestar con entendimiento, Aristóteles se sabe que es un referente, pero al igual quienes trabajan con él saben que llevarle el ritmo no es fácil, y que se requiere de un cierto talento, habilidad y conocimiento. Los que le siguen también sabe que es parte de su formación y que lo que sigue se deberá a el.

Aristóteles Sandoval también me dijo tiempo atrás que estaría dispuesto a convertirse en el presidente Nacional de su partido y reconvertirlo, encontrando en tiempos difíciles la oportunidad de cambio, y es que a su edad ha logrado lo que muchos aún aspiran, y por el momento y en la situación nacional, el gobernador de Jalisco sabe perfectamente que sus positivos juegan a su favor ahora que quizá es tiempo de cobrarlos, y dejar el escritorio, el pizarrón y la calidez de un hogar por el desarrollo de un proyecto institucional que le siga dando material para continuar haciendo historia.

Al tiempo – que ya es hoy – Jorge Aristóteles Sandoval ya traza su ruta después del sexenio.

Twitter: @ramiro_escoto