Portal informativo de análisis político y social

SEGURIDAD PÚBLICA | ¿Penal de máxima seguridad? 2º fuga de «El Chapo» Guzmán

SEGURIDAD PÚBLICA | ¿Penal de máxima seguridad? 2º fuga de «El Chapo» Guzmán

Jul 18, 2015

Una vez más el narcotraficante más poderoso del mundo y ahora el más buscado del mundo, se burló de las instituciones mexicanas. El sábado 11 de julio nos fuimos a dormir con la noticia de que Joaquín «El Chapo» Guzmán se había fugado nuevamente de un penal de supuesta «máxima seguridad», esta vez del Penal del Altiplano ubicado en Almoloya en el Estado de México, sí, el estado del presidente de la República, Enrique Peña Nieto.

Ante la incredulidad del mismo gobierno y la sociedad mexicana, el domingo 12 de julio, Monte Alejandro Rubido García daba una rueda de prensa en la que confirmaba la fuga e informando que se había dado por medio de un túnel construido a 1.5 km de distancia del penal de supuesta máxima seguridad.

Casualmente el Presidente de la República y el Secretario de Gobernación iban volando a Francia a una gira que ya se tenía prevista, aquí es cuando surge el primer cuestionamiento: ¿Por qué iban ambos a una gira?, generalmente sólo va el Presidente y por ello el Secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, tuvo que regresar a México en cuanto llegó a Francia.

 

Las fugas de «El Chapo»

Chapo en el hangar de la Marina 3

Fue a principios de este sexenio cuando el gobierno federal logró dos detenciones que sin duda fueron aplaudidas por la sociedad, la primera con Elba Esther Gordillo, que hoy sigue detenida pero descansa tranquilamente en un hospital y posteriormente se anunció con bombo y platillo la detención de Joaquín «El Chapo» Guzmán en Mazatlán, Sinaloa, logrando ser esta una gran medalla para el gobierno de Enrique Peña Nieto.

Justo en esos días, en una entrevista el Presidente de la República mencionó a León Krauze que sería imperdonable que se diera nuevamente la fuga de «El Chapo» Guzmán, ya que en ese momento el 70% de los mexicanos consideraba factible que se fugara nuevamente, y así es, es imperdonable que haya sido vulnerada una prisión de supuesta máxima seguridad y es imperdonable que haya sido por un túnel que llegó directamente hasta la celda de «El Chapo» Guzmán.

Es claro que Joaquín «El Chapo» Guzmán no hizo el túnel solo, y que ese túnel no fue hecho recientemente, lo que pase fuera del penal tal vez no es cuestionable pero una vez que pasa algo al interior, el responsable es el Estado y por ende el Gobierno Federal es quien debe responder en las investigaciones que se deben realizar.

En una conferencia de prensa el pasado lunes 13 de julio, el secretario de Gobernación afirmó que «los momentos de crisis no son para renunciar» y tal vez tiene razón, pero los momentos de crisis que se generan cuando se fuga el narcotraficante más poderoso del mundo son para investigar y realmente dar con los responsables, ya que esto únicamente es resultado del clima de impunidad y corrupción en el que está inmerso el Estado mexicano.

No se sabe a qué nivel llegue esta cadena de corrupción, pero es increíble que nadie se haya dado cuenta.

El secretario de Gobernación en la rueda de prensa comentó: «_He cesado al titular del Órgano de Prevención y Readaptación Social, a la coordinadora de CEFERESOS y al director del penal»,_ pero negó que él fuera a renunciar.

En la rueda de prensa, que fue sólo un informe de las medidas de seguridad y altos estándares de seguridad del penal, el secretario de Gobernación comentó lo siguiente: «_El penal del Altiplano opera bajo estricto cumplimiento de protocolos de seguridad… Las medidas de seguridad incluyen sistema de videovigilancia de más de 750 cámaras, con bardas perimetrales»_, lo cual no sirvió de nada para evitar la fuga.

El pasado 15 de julio cesaron también a Ramón Eduardo Pequeño, quien era Jefe del Área de Inteligencia de la Policía Federal, supuestamente en su área recaía el monitoreo de las cámaras del Penal del Altiplano, y esa era una forma de estar pendiente de cualquier movimiento extraño que realizara «El Chapo» Guzmán, aun al interior de su celda.

Este personaje es un hombre cercano a Genaro García Luna, el llamado Supersecretario y quien manejara todo lo relacionado con el combate antidrogas en el país durante el sexenio de Felipe Calderón y con quien Ramón Eduardo Pequeño llegó a ser Jefe de la División Antidrogas y ahora casualmente es uno de los primeros cesados por la fuga de Joaquín «El Chapo» Guzmán.

Todo parece indicar que las investigaciones ya han comenzado y por ello se encuentran declarando algunos custodios del penal, esperemos que los acusados no queden a ese nivel y en realidad se llegue con los verdaderos cómplices, no importa al nivel que correspondan.

Sin duda existen muchas preguntas por parte de la sociedad, ¿cómo consiguieron los planos del penal?, para que el túnel llegara justamente hasta la celda de «El Chapo» Guzmán, ¿cómo es que nadie escuchó cuando rompían el concreto en la celda?, ¿cuánto tiempo se tardaron en dar el aviso de la fuga?, ¿quién tiene qué renunciar aun a pesar de las investigaciones? Pero la principal pregunta es: ¿se dará la recaptura y después la extradición? Así como cesaron a Ramón Pequeño, tal vez podríamos hablar de responsables de más alto nivel como Monte Alejandro Rubido, Arely Gómez y por supuesto Miguel Ángel Osorio Chong.

Tal vez sea este el momento adecuado para que Enrique Peña Nieto haga cambios en su gabinete en estos cargos y opte por personas más experimentadas como Manlio Fabio Beltrones o posiblemente el mismo Arturo Zamora Jiménez.

 

Implicaciones para jalisco

En un inicio se publicó una lista de 9 estados en los que se comenzaría la búsqueda de «El Chapo» Guzmán, dichos estados son:

  • Estado de México.
  • Distrito Federal.
  • Guerrero.
  • Hidalgo.
  • Michoacán.
  • Morelos.
  • Puebla.
  • Querétaro.
  • Tlaxcala.

Sorprendentemente en esta lista no está Jalisco, a pesar de los lazos que unen a «El Chapo» Guzmán con el estado, tomando en cuenta que el Cártel de Sinaloa y sus principales líderes iniciaron en el Cártel de Guadalajara.

En los años 80 el Cártel de Guadalajara fue fundado por Miguel Ángel Félix Gallardo, Rafael Caro Quintero y Ernesto Fonseca Carrillo y fue al lado de ellos que iniciaron capos como Joaquín Guzmán Loera e Ismael «El Mayo» Zambada.

Al desaparecer el llamado Cártel de Guadalajara quien adquiere gran fuerza en Jalisco es el Cártel de Sinaloa, pero al darse la muerte de Ignacio Coronel comienza a disminuir su presencia y es entonces cuando se posiciona el Cártel de Jalisco Nueva Generación.

Lo preocupante es que con capos como Joaquín Guzmán Loera y Rafael Caro Quintero fuera de prisión, puede darse una escalada de violencia en Jalisco al buscar recuperar el territorio que alguna vez y por muchos años les perteneció, generándose así un enfrentamiento directo con el Cártel de Jalisco Nueva Generación.

Gran tarea de prevención e inteligencia deberá desarrollarse en la Operación Jalisco para proteger el estado y será de vital importancia la coordinación entre los tres órdenes de gobierno y sus instituciones encargadas de seguridad.

Es grande el reto que tiene Eduardo Almaguer al frente de la Fiscalía, ya que de darse una escalada de violencia en el estado, será el principal afectado.

cejalfredo@gmail.com