Portal informativo de análisis político y social

«Vuelacercas» | #CHARROSyElAveFenix

«Vuelacercas» | #CHARROSyElAveFenix

Dic 5, 2015

Funcionó la presión que la afición provocó a la directiva de los «Charros de Jalisco» a fin que ésta, encabezada por Armando Navarro Peña y Salvador Quirarte Villaseñor, así como el resto del Consejo que componen varios personajes del sector empresarial que los respaldan, transmitieran al grupo de peloteros y cuerpo técnico la advertencia sobre la observación permanente que se está realizando en cuanto al desempeño de todos y cada uno de los integrantes del escuadrón jalisciense a efecto de tomar decisiones sobre quienes pudieran dejar su lugar en el roster, con la intención de ajustar todo lo necesario para que la novena jalisciense vuelva a ser el equipo competitivo que debe no sólo calificar a postemporada sino pelear con fuerza el título de esta campaña 2015–2016 de la Liga Mexicana del Pacífico.

Y siendo el pitcheo algo fundamental, esta medida es primordial para decidir con qué elementos preservar el grupo más adecuado de lanzadores; tanto los que están encuadrados en el trascendental rol de abridores, que de momento son Will Oliver, Michael Nix, Terance Marín, Orlando Lara, que están ya lanzando bien, y el quinto que estará definiéndose entre el aún inconsistente Marco Tovar, el recién adquirido Ramón Delgado y los jóvenes valores Adrián Guzmán y Octavio Acosta; como los relevistas: tanto los intermedios que eventualmente deben lanzar varias entradas para tratar de componer los infortunios de los serpentineros inicialistas, que por ahora son Luis Iván Rodríguez, Marco Campoy, Iván Salas, Iván Zavala, Manuel Flores, igual que los utilizados en conveniente breve presencia en la lomita de las responsabilidades por la utilidad específica para tratar de realizar frecuentemente una exitosa labor de dominar especialmente a uno o dos bateadores acorde al perfil de esos torpederos en turno, como Julio César Félix o se encargan de mantener un episodio sin daño a su equipo por los toleteros rivales y son preparadores del cierre o «holders» como Mario Mendoza y los importantísimos cerrojeros como Brian Broderick.

Pero además se está efectuando vigilancia extraordinaria sobre quienes están experimentando alguna baja de su juego habitual de gran calidad, sea por falta de concentración, carencia de la capacidad física habitual para desempeñarse al máximo en la posición que le toca atender como integrante del bloque defensivo derivado de falta de preparación adecuada o displicencia al no emprender su tarea de fildeo aplicando el máximo esfuerzo y entrega que debe ser usual para un profesional, al tiempo que están entregando menor resultado como bateadores oportunos para embasarse o remolcar a sus compañeros y realizar producción de anotaciones.

Y ahí están los receptores Miguel Oliva y Alan Espinoza, los infielders Alex Liddi, «Manny» Rodríguez, el nuevo gran refuerzo Agustín Murillo, Amadeo Zazueta, Japhet Amador, Fernando Valenzuela y Márquez Smith, así como los jardineros Cacao Valdez, Edson Daniel García, Iván Araujo y Alex Ortiz, entre otros.

La segunda vuelta inició con triunfos pero seguida de un continuo número de reveses, superándose esa nueva minirracha con el despertar del duende de gran estratega y motivador que es el experimentado mánager Juan Navarrete y está reconduciendo a la escuadra de nuevo mostrándose fuerte y consistente, por más que aún deberán afinarse detalles en todos los departamentos, de ahí que con idóneos refuerzos que implican esfuerzo económico importantísimo y el gran apoyo de la afición, los medios y las autoridades, ya vemos partidos espectaculares y muy emotivos, de esos que tienen a la afición al borde de la butaca o de pie en cada jugada de los encuentros que se pelean con toda la pasión y entrega del esfuerzo físico al máximo y sobre todo jugando con el corazón como gran motor, y que siendo deseable se ganen siempre, hasta cuando no se consigue la victoria, los fanáticos salimos motivados a sabiendas que nuestro querido equipo es muy competitivo y tal cual es el beisbol, el deporte Rey tan impredecible, un día se puede perder por la mínima diferencia y el siguiente cotejo es posible apalear al conjunto contrario combinándose gran pitcheo con magníficos lances defensivos y sobre todo los batacazos más oportunos y eficaces para impulsar las carreras que hacen triunfar al conjunto jalisciense de la pelota caliente profesional de Jalisco, inmerso en la lucha por ganar el espacio en finales y pugnar por el anhelado campeonato.

Como Ave Fénix que resurge del fuego y vuelve a emprender el vuelo, peloteros, técnicos, directivos, autoridades locales y la noble afición, que entre todos hacemos el gran equipo «Charros», demostramos que se puede mantener fuerte y sólida a nuestra escuadra, para entre todos impulsarla al éxito, ya que no es sólo un simple eslogan, sino una filosofía convertida en gran realidad: «En Jalisco ¡TodosSomosCHARROS!».

@salvadorcosio1
opinion.salcosga@hotmail.com