Portal informativo de análisis político y social

Vuelacercas: Lo que provocarán los dos calendarios de la LMB; oportunidades y amenazas para el beisbol mexicano

Vuelacercas: Lo que provocarán los dos calendarios de la LMB; oportunidades y amenazas para el beisbol mexicano

Ago 5, 2017

Por Salvador Cosío Gaona //

Aún cuando se pretenda amainar la magnitud del impacto que causará el conflicto, lo cierto es que hay incertidumbre en cuanto al panorama en el beisbol profesional mexicano provocada por la muy cuestionable y quizá hasta mezquina actitud de los jerarcas de equipos del beisbol profesional veraniego nivel triple A integrados en la Liga Mexicana de Beisbol (LMB), pues decidieron que a partir de la temporada 2018 ese circuito contará con dos calendarios de juego y tendrán cotejos desde abril hasta noviembre, afectando la operación en la Liga Mexicana del Pacífico (LMP). Ello sin duda acarrea tanto amenazas como oportunidades.

La Liga Mexicana de Beisbol (LMB) es la organización que enmarca las actividades del rey de los deportes en la época veraniega en el mismo nivel de competitividad triple A que La Liga Mexicana del Pacífico (LMP), que es la relativa al juego de pelota que se desarrolla en México en el invierno, según lo determina así la Organización Internacional de Ligas Menores  o Minor League Baseball (MiLB) y la Organización de Ligas Mayores de Beisbol o Major League Baseball (MLB).

Es claro que habrá empalme con las fechas en las actividades calendarizadas de la LMB y LMP, ya que hasta este año en curso ambas ligas comparten un gran número de peloteros que acorde a cómo se estaba concertado históricamente, y la LMB culminaba su operación anual oportunamente antes del inicio de la pretemporada y del calendario ordinario en la LMP, de ahí que se desahogaba sin mayor problema la concertación para que muchos peloteros consagrados y también los noveles prospectos pudieran jugar en ambas ligas, con la LMB en verano y con la LMP en el invierno.

Hasta este año en curso ambas Ligas comparten casi el 70% de peloteros pues acorde a cómo se ha concertado históricamente, la LMB culmina su operación anual antes del inicio de la pretemporada y del calendario ordinario en la LMP.

Desde que antes que se formalizara el nuevo esquema de competencia en la LMB a jugarse en dos temporadas anuales, aún siendo ello un rumor, generó las reacciones advirtiéndose por comentaristas y analistas el que siendo que muchos clubes integrantes de la LMB lograrían retener a los peloteros propiciando su permanencia para participar con ellos en el calendario de invierno de la que dejara de ser la tradicional liga de verano.

Para consolidar sus rosters los equipos de la liga invernal, que es la LMP, se podrían ver en la necesidad de permitir un mayor número de jugadores no nacidos en México para suplir las ausencias de sus peloteros nacionales de primera línea, aquellos que seguirían integrados en la otra liga, razón por la que las novenas del Pacífico tendrían que procurar peloteros mexicanos no comprometidos con organizaciones de la LMB y estos serían especialmente jóvenes prospectos o experimentados veteranos, que deberían luego entonces estar acompañados de un mayor número de jugadores extranjeros, al igual que ocurrió en la LMB en cuanto a la permisibilidad absoluta de participación como mexicanos de todos los peloteros con la legitimidad constitucional para ser considerados así, la LMP estaría siendo impulsada a hacer lo mismo.

El problema vendrá a ser una realidad latente a partir de 2018, ya que la LMB no produjo ajustes para causar efecto en la actual campaña 2017 que culminará ya pronto en cuanto a su etapa ordinaria y concluirá su postemporada cómo se acostumbra, antes del inicio de la pretemporada de las ocho novenas del beisbol profesional de invierno que conforman la LMP, liga que como es usual inicia su calendario regular al llegar la primera decena de octubre y asi está previsto para la temporada invernal 2017-2018 que inicia el próximo día 10 de octubre del año en curso. El problema de fondo se suscitará a partir del próximo año.

Antes que se hiciere oficial la decisión que modifica los calendarios de la LMB, ya el presidente de la LMP Omar Canizales había señalado: “Hay muchas posibilidades, hay muchos jugadores obviamente. Nosotros no quisiéramos todavía abrir esas posibilidades, pero tenemos el apoyo de muchas Ligas en diferentes partes del mundo, tenemos el apoyo de fuentes de jugadores que nos permiten acceder a ellos y seguramente también hay muchos peloteros mexicanos interesados en jugar en la LMP”. 

Por otro lado hay que advertir que desde ya hace algún tiempo se ha venido comentando la necesidad que se incremente el número de peloteros extranjeros jugando en la LMP además de acabar con la perniciosa discriminacion y dejar de lado el rechazo histórico a permitir jueguen en calidad de mexicanos a quienes no nacieron en nuestro territorio nacional que ostenten legalmente la nacionalidad mexicana por ser hijo de padre o madre mexicanos e incluso a quienes han alcanzado la nacionalidad mexicana por vía legal al amparo de lo que al respecto tutela la Constitución de Los Estados Unidos Mexicanos.

Por lo pronto ya la LMP determinó que aumenta el número de peloteros extranjeros para formar parte del roster de sus equipos integrantes y serán ocho los foráneos en vez de seis, a partir de la próxima temporada 2017-2018 que habrá de iniciar en poco más de dos meses más, quedando aún pendiente el tema de la discriminación a efecto de acabar con ella y se permita alinear como mexicanos a todos los beisbolistas que por cualquiera de las determinaciones legales vigentes tengan ese privilegio y no solo a los nacidos en México.

Habrá que analizarse a detalle el impacto real de este que sin duda es un complejo tema, por más que en razón de preservar el buen espectáculo quizá también traiga consigo mayor calidad de peloteros jugando en el circuito invernal, la LMP, ya que es probable acudan a jugar al béisbol invernal mexicano profesional tanto peloteros provenientes de países de América del Norte como de Centroamérica, Europa y Asia, deberá evaluarse cuidadosamente el impacto al éxito en los programas para el desarrollo de jóvenes peloteros mexicanos.

Si ya para la inminente temporada 2917-2018 la LMP determinó el incremento a ocho peloteros extranjeros en los rosters de sus equipos, resulta por demás fácil pensar que el siguiente paso será terminar con la política de discriminación existente y termine la prohibición insultante en cuanto a considerar mexicanos a todos los peloteros que tengan la nacionalidad como tales según sea cualquiera de los esquemas legales que para concederla tutela la Constitución Política de Los Estados Unidos Mexicanos.

Twitter: @salvadorcosio1

E-mail: opinión.salcosga@hotmail.com