Portal informativo de análisis político y social

YA DE TODO LOS QUIEREN CULPAR

YA DE TODO LOS QUIEREN CULPAR

Jul 2, 2011

Ante la proximidad de la contienda electoral del próximo año en Jalisco, parece que se ha instrumentado un operativo para culpar de todo a los responsables de los gobiernos municipales de Guadalajara, Zapopan y Tlaquepaque. Guadalajara por el funcionamiento de un casino ubicado por la avenida Ávila Camacho, al cual le otorgaron –como a todos los demás que operan en el país– licencia de restaurante bar, ya que no tienen ninguna competencia en el rubro de juegos y sorteos. La Secretaría de Gobernación del Gobierno Federal es la que emite el permiso para que trabajen los “despelucaderos” o casinos, sin poder ninguna autoridad estatal o municipal vigilar que lo hagan bien.

 

Si no hay permiso de la Secretaría de Gobernación, no pueden operar, así que la proliferación de ese tipo de negocios es única y directamente responsable de Gobierno Federal. Otro ejemplo de que algunos quieren que paguen justos por pecadores es el que ocurre en el municipio de Zapopan, donde unos vivales y tramposos empresarios construyeron y pusieron en construcción una estación de venta de productos de Pemex, la tan publicitada empresa de los mexicanos. La gasolinera operaba con un número oficial de expendo que le dio la paraestatal, sin embargo el permiso estaba domiciliado en el estado norteño de Tamaulipas.

 

Así tranquilamente y con la notoria complicidad de malos empleados de Pemex, el expendio vendía los productos, mismos que le surtían desde las plantas de distribución que tienen en la Zona Metropolitana de Guadalajara. Supuestamente Pemex es tan estricta para otorgar las concesiones y operación de ese tipo de expendios, que desde la construcción supervisan todo, tuberías, tanques, instalaciones eléctricas y muchos detalles más.

 

Seguramente lo hicieron con todo cuidado, pero los dueños seguramente deben de tener $$$$uficientes influencias para que ninguno de los supervisores de Pemex descubriera que la concesión debía de ejercerse en Tamaulipas. El Gobierno municipal que encabeza Héctor Vielma Ordóñez, por medio de sus inspectores descubrió la grave anomalía, sin embargo buscan culparlo de la clausura y supuesto abuso de autoridad.

 

Los empresarios de ese giro en un desplegado en periódico se quejan de la suspensión por parte del Gobierno municipal y con toda desfachatez señalan que el “problema” ya está resuelto ya que PEMEX le expidió la concesión domiciliada en Jalisco, en concreto en el municipio de Zapopan. La Secretaría de la Función Pública del Gobierno Federal, está obligada a hacer una investigación a fondo al empleados de Pemex, pues cuántas gasolineras estarán operando con documentación emitida para otra entidad o municipios y lo que es peor, lo toleran y le surten combustible como si estuviera cumpliendo con los “estrictos” requerimientos que exige a los que no son tan podero$$$o$$$ como estos señores.

 

Como se puede apreciar con los casos arriba señalados, lo que debe de quedar claro es que el golpeteo político está a la orden del día con los que ahora gobierno los municipios metropolitanos de Guadalajara y también se está dando a la mayoría de diputados del congreso local. A los legisladores les quieren echar toda la culpa de que siga en su cargo el Auditor General del Estado de Jalisco, Lic. Alonso Godoy Pelayo, quien ocupa el cargo desde hace varios años. La complacencia para que esté el licenciado Godoy en tan importante dependencia, no sólo es de los priístas, sino también de los diputados del PAN que tuvieron mayoría en las dos pasadas legislaturas locales.

 

Tan deben de tener culpa los señores del PAN, que dieron marcha atrás a la denuncia penal que interpondrían algunos de los actuales legisladores, ya que el responsable interino del Comité Estatal de su partido, supuestamente se dio cuenta que les saldría más caro “el caldo que las albóndigas”. Cabe señalar que falta un año para las elecciones y el golpeteo está en pleno apogeo, ojalá y no se desborde.

 

mobago1948@gmail.com