Portal informativo de análisis político y social

DEBIDO A CANDADOS, LA REFORMA ELECTORAL QUEDÓ CORTA

DEBIDO A CANDADOS, LA REFORMA ELECTORAL QUEDÓ CORTA

Jul 19, 2014

Por Mario Ávila Campos
La reforma realizada aprobada en el Congreso del Estado en materia electoral fue calificada por expertos convocados por el diputado Guillermo Martínez Mora para su análisis como “regresiva y que poco o nada le aporta en beneficio de los ciudadanos”, de cara a la competencia electoral del 2015.
Luis Guillermo Martínez Mora, reveló que él esperaba que lo más reprochable de la ciudadanía fuera el subsidio a los partidos políticos, sin embargo aseguró que en base a una consulta cibernética esto molestó sólo al 61% de los ciudadanos consultados.
A la reunión de análisis acudieron los legisladores Clemente Castañeda, Víctor Manuel Sánchez Orozco, Ricardo Rodríguez y Alberto Esquer, así como los comunicadores y politólogos Bernardo Sáez Jiménez, Juan José Díaz Garza Parra, Andrés Valdez Zepeda, Jaime Barrera Rodríguez, José Guillermo Velazco, Enrique Toussaint, Gabriel Torres Espinoza y José María Pulido Valdovinos, editor del Semanario Conciencia Pública y analista político del programa radiofónico Conciencia al Aire.
Fue justamente Pulido Valdovinos, ex consejero electoral, quien lamentó que cada tres años hay necesidad de reformar la ley, porque el que pierde no quedó conforme. “Lamentablemente las reformas ya es parte de la gobernabilidad del país, cuando a mi juicio las reglas deben ser únicas y permanentes”, dijo el estudioso del Derecho y de las Letras Hispánicas, quien censuró también los métodos y los tiempos, como es el hecho de que ya están puestas las reglas, pero aún no se conoce a los árbitros que las aplicarán, lo que ocurrirá hasta el próximo 31 de septiembre.
Sobre las adecuaciones realizadas en Jalisco, José María Pulido expuso que todos los partidos quisieron ganar en la mesa y legislaron para la tribuna ya que se excedieron al conceder el 50% de las candidaturas para las mujeres, pero no sólo en la elección de a diputados y su lista plurinominal, sino en las planillas a las 125 alcaldías.
A juicio del periodista Jaime Barrera Rodríguez, la Reforma Política significó un mínimo avance, se ganó un poco de espacio a la ciudadanía con las candidaturas independientes, se le quitó un poco el monopolio a los partidos que siempre buscan conservar espacios de poder.
No obstante consideró que en el tema de la reelección, habrá políticos más profesionales y menos improvisados, los obligará a rendirle cuentas al ciudadano y no sólo con los grupos de intereses que los llevaron a cargo y también se atentará contra el “chapulinismo” de quienes no concluyen una tarea cuando ya buscan otra cosa.
También dijo que los diputados deberían legislar con la misma intensidad en otros temas, ya que fueron muchos meses de discusión y de debate, “incluso no durmieron un sábado, y la petición sería que igual lo hagan en temas de políticas públicas”.
El primer apunte del académico de la UNIVA, José Elías García Parra, fue en el sentido de que se trataba de una convocatoria y un análisis a toro pasado en esta reforma y detalló: “lo que se hizo, las candidaturas independientes es un avance, pero conservan candado que ojalá no sean un Viacrucis para su implementación, que los tiempos y los porcentajes no se conviertan en una auténtica barrera”.
De la reelección de diputados, consideró que sí se podrá ver como una vía de profesionalización y evaluación, “pero la vieja demanda ciudadana se debería haber acompañado de una ‘ley antichapulin’, la reelección debería haber sido la única vía por la cual podía seguir en el presupuesto público”.
El investigador universitario dijo en lo que respecta al voto de los jaliscienses en el extranjero, que la baja participación lo hace muy caro, y consideró que se debió haber discutido el sistema mediante el que se sufragara, por ejemplo la utilización del Internet.
Dentro de los temas omitidos por los diputados locales en la Reforma Político-Electoral, García Parra enlistó: Reducción de financiamiento a partidos políticos; mecanismos de rendición de cuentas; reducción de número de diputados plurinominales y reducción de tiempos de campaña.
Por su parte Bernardo Jáenz Jiménez, integrante del Congreso Ciudadano, A.C. dijo que en esencia todos los actos de gobierno deben estar hechos pensando en el beneficio de los ciudadanos “y en el caso de la reforma política sólo estuvo pensada en el beneficio de los propios actores y partidos políticos”.
Aseguró que es obsoleto el sistema de democracia participativa con el que se cuenta, porque finalmente no se traduce todo ello en beneficios para los ciudadanos.
Externó en tono pesimista que las 11 reformas políticas realizadas desde los años 70’s, no revertirá el estado de las cosas y precisó: “los partidos y la políticos siempre encuentra recovecos para saltarse la legislación, le pusieron tantas trabas a los ciudadanos que será difícil participar por candidaturas ciudadanas en contra de políticos profesionales”.
Incluso vaticinó que en el 2015 y 2018 ya los ve haciendo una nueva Reforma Político-Electoral que les pueda seguir garantizando la conservación de sus cotos de poder.
LE FALTA EQUIDAD: BARRAGÁN BARRAGÁN
José Barragán Barragán consideró que se trata de una reforma limitada, de muy bajo alcance, con pocos avances locales democráticos. Dijo que el tiempo es su principal problema, ya que en su opinión, una reforma se debe hacer pasando las elecciones, no a unos meses de que arranque el proceso, porque de esta manera se podría pensar que se trata de un traje a la medida de un actor o un partido en concreto.
¿Qué no tuvo? –Se preguntó y él mismo respondió–. “Financiamiento, accesible; mecanismos de participación ciudadana que no se pueden instrumentar; no se generó la equidad para los candidatos independientes; no se promociona el uso de las tecnologías como el voto electrónico; nada se habló de la disminución del costo de los procesos y no se incorporaron nuevas figuras de participación ciudadana”.
Dijo que la democratización interna de los partidos políticos es y seguirá siendo un tema pendiente, por lo que tiene garantizado su futuro oligarquizado, no se les obligan a ser democráticos.
Calificó como absurdo que se siga pensando que la gobernabilidad depende de mayorías artificiales, un ribete que te dan en el Congreso, que los votos no te dieron.
Por su parte el analista político, Enrique Toussaint Orendáin, censuró desde la creación del Instituto Nacional Electoral (INE) al que calificó como “una mexicanada”, que está en contra del espíritu federalista de la Constitución General de la República, despojando a los Estados de sus atribuciones en la materia, mediante la aplicación de una política totalmente centralizada.
Sobre la reforma en el caso Jalisco, aseguró que a la reelección se le pervirtió cuando se señala que las cúpulas partidistas tienen que palomear a los candidatos para reelección.
Mientras que censuró las pocas facilidades que se les brindan para el registro a los candidatos independientes, la grado de que sería más fácil crear un partido político que registrar una candidatura ciudadana.
José Guillermo Velasco, politólogo, aseguró que la reforma política ya venía acotada desde la capital del país, el control de las elecciones estaba dado desde el centro, pero el jaloneo en Jalisco solo sirvió para que los partidos cuidaron sus intereses.
Auguró que con la reelección hasta por 12 años para los diputados, veremos el retorno de políticos veteranos porque dos sexenios son muy apetecibles para cualquier político.
Finalmente el director de medios de la UdeG, Gabriel Torres Espinoza, consideró que sería un error entender como una causa-efecto entre el tema de la reelección y la profesionalización.
Invitó al medio centenar de la audiencia reunida en un salón de la Cámara de Comercio para escuchar este análisis de la Reforma Política, que hay que tomar con reservas la reelección, ya que “una buena parte de los diputados federales y locales, no tienen ninguna noción de técnica legislativa”.

%d bloggers like this: