Portal informativo de análisis político y social

HERBERT Y RAÚL OCTAVIO APOYAN A ENRIQUE ALFARO

HERBERT Y RAÚL OCTAVIO APOYAN A ENRIQUE ALFARO

May 19, 2012

Por Eugenia Barajas

Ante las presiones externas e internas, el equipo de campaña del panista Fernando Guzmán Pérez Peláez, candidato al Gobierno estatal salió al paso y organizó un extenso “cierre de filas” para mostrar “unidad” en torno a su candidatura, afianzarla y confrontar declaraciones de sus correligionarios panistas que promueven el voto útil a favor de Enrique Alfaro.

REUNIONES HERBERT-ALFARO

Los rumores de una reunión entre dos personajes, un enemigo de Guzmán, Herbert Taylor y el de Enrique Alfaro para hablar de “organizar” una campaña mediática en contra de Fernando, al involucrarlo en una posible declinación a favor del alfarista y del voto útil se negó en un inicio por parte de los dos involucrados.

Fue Alfaro el primero en rechazar que se dieran acuerdos para que declinara Guzmán a su favor, pero no desmintió el acercamiento con Taylor, ante la pregunta puntual de si Herbert está trabajando en su favor, reconoció que sí, pero no para hablar de la campaña en Jalisco: “Platiqué con él hace días pero de nada de esto, sé que está metido de lleno en la campaña de Josefina”, sostuvo.

Allí entre líneas adelantó lo que sucedería días después y que estaría maquinado, el llamado al voto útil de panistas a favor de la candidatura de Enrique para evitar así el triunfo del PRI, sólo que Herbert no cuenta con voto duro que lo siga, ni cuenta con liderazgo para arrastrar masas, pero sí podían usar a algún militante distinguido para hacer el llamado, y así lo dijo Alfaro.

En el caso de Herbert y al verse descubierto y criticado por su actuar negó los encuentros con Enrique, pese a que ya había sido evidenciado.

VOTO ÚTIL U OSCURO

El miércoles pasado los seguidores de Alfaro anunciaron la rueda de prensa del panista, Raúl Octavio Espinoza, ex secretario General de Gobierno con Alberto Cárdenas, el llamado sonó por demás extraño y con algo de trasfondo.

Raúl Octavio hizo un abierto llamado a la militancia blanquiazul para que votaran por todos los candidatos del PAN, menos por Fernando Guzmán, porque su campaña no levantaba las preferencias de su partido y la mejor opción era un voto diferenciado por quien si representaba el triunfo, Enrique Alfaro.

Sin embargo, el pasado del ex funcionario que lo vinculaba con actos de corrupción en compras y de presuntas relaciones con la delincuencia organizada, que fue parte de su salida del gobierno, le quitaron la etiqueta de “distinguido” y lo puso a un paso de la expulsión por hacer declaraciones en contra de su partido.

QUE DECLINE SI QUIERE

Ese mismo miércoles y enterados de la jugada Herbert-Alfaro, los fernandistas “armaron” una comida para que reapareciera en un acto netamente electoral y proselitista el gobernador, Emilio González Márquez, acto que le puede costar alguna queja ante el Instituto Electoral y de Participación Ciudadana por apoyar a un candidato cuando debe mantenerse al margen.

Esperaban contrarrestar el anuncio de Espinoza Martínez, junto con los pormenores de la visita de Josefina Vázquez Mota y de la presentación de la plataforma de gobierno del aspirante.

Filtraron a los medios el encuentro, pero no midieron las preguntas que acabarían con la intención de mostrar a un gobernador dando un espaldarazo al candidato, reunido con los coordinadores de campaña y el presidente del partido, Miguel Monraz.

Ante la insistencia de los reporteros sobre una posible declinación de Guzmán a la gubernatura el mandatario respondió lo que no se esperaba, “es una decisión que depende del candidato, no tiene nada que ver el gobernador”, con esa respuesta dejo abiertas las puertas en lugar de cerrarlas, es en serio eso de dejar la candidatura, de declinar, porque prevalece la duda si ya se pusieron de acuerdo los panistas y que toda la maquinaria del gobierno de Jalisco salve la candidatura de Fernando.

MADERO NO LLEGÓ

La necesidad de mostrar que todo el panismo está a favor y en apoyo de su candidato al gobierno obligaron al reloaded equipo de campaña y a sus coordinadores, a invitar a su líder nacional, Gustavo Madero para que estuviera presente en la comida de “unidad” y hacer dar el mensaje completo.

Sin embargo, la agenda no coincidió y quedaron de hacer la reunión para el siguiente miércoles y presentar el proyecto de seguridad para la zona metropolitana, con los candidatos de los municipios y Guzmán.

UNIFICAN CAMPAÑAS

Como los focos rojos no se han cambiado por amarillos en el cuartel general del PAN, citaron a una reunión el jueves a medio día en el Camino Real, a todos los candidatos a las alcaldías de la zona metropolitana y el equipo de Guzmán para reacomodar las campañas.

La intención es unificar agendas, coordinarse en todo ya que cada quien traía sus propios eventos, como en toda campaña, pero ahora girará en torno a Fernando, arroparlo e incluso no se descarta un cambio de imagen o de eslogan de los candidatos donde den preferencia a la campaña a la gubernatura.

Se les pidió unificar los esfuerzos tanto humanos como de estrategia para lograr un cierre fuerte rumbo al primero de julio.

 

Por Eugenia Barajas

Ante las presiones externas e internas, el equipo de campaña del panista Fernando Guzmán Pérez Peláez, candidato al Gobierno estatal salió al paso y organizó un extenso “cierre de filas” para mostrar “unidad” en torno a su candidatura, afianzarla y confrontar declaraciones de sus correligionarios panistas que promueven el voto útil a favor de Enrique Alfaro.

REUNIONES HERBERT-ALFARO

Los rumores de una reunión entre dos personajes, un enemigo de Guzmán, Herbert Taylor y el de Enrique Alfaro para hablar de “organizar” una campaña mediática en contra de Fernando, al involucrarlo en una posible declinación a favor del alfarista y del voto útil se negó en un inicio por parte de los dos involucrados.

Fue Alfaro el primero en rechazar que se dieran acuerdos para que declinara Guzmán a su favor, pero no desmintió el acercamiento con Taylor, ante la pregunta puntual de si Herbert está trabajando en su favor, reconoció que sí, pero no para hablar de la campaña en Jalisco: “Platiqué con él hace días pero de nada de esto, sé que está metido de lleno en la campaña de Josefina”, sostuvo.

Allí entre líneas adelantó lo que sucedería días después y que estaría maquinado, el llamado al voto útil de panistas a favor de la candidatura de Enrique para evitar así el triunfo del PRI, sólo que Herbert no cuenta con voto duro que lo siga, ni cuenta con liderazgo para arrastrar masas, pero sí podían usar a algún militante distinguido para hacer el llamado, y así lo dijo Alfaro.

En el caso de Herbert y al verse descubierto y criticado por su actuar negó los encuentros con Enrique, pese a que ya había sido evidenciado.

VOTO ÚTIL U OSCURO

El miércoles pasado los seguidores de Alfaro anunciaron la rueda de prensa del panista, Raúl Octavio Espinoza, ex secretario General de Gobierno con Alberto Cárdenas, el llamado sonó por demás extraño y con algo de trasfondo.

Raúl Octavio hizo un abierto llamado a la militancia blanquiazul para que votaran por todos los candidatos del PAN, menos por Fernando Guzmán, porque su campaña no levantaba las preferencias de su partido y la mejor opción era un voto diferenciado por quien si representaba el triunfo, Enrique Alfaro.

Sin embargo, el pasado del ex funcionario que lo vinculaba con actos de corrupción en compras y de presuntas relaciones con la delincuencia organizada, que fue parte de su salida del gobierno, le quitaron la etiqueta de “distinguido” y lo puso a un paso de la expulsión por hacer declaraciones en contra de su partido.

QUE DECLINE SI QUIERE

Ese mismo miércoles y enterados de la jugada Herbert-Alfaro, los fernandistas “armaron” una comida para que reapareciera en un acto netamente electoral y proselitista el gobernador, Emilio González Márquez, acto que le puede costar alguna queja ante el Instituto Electoral y de Participación Ciudadana por apoyar a un candidato cuando debe mantenerse al margen.

Esperaban contrarrestar el anuncio de Espinoza Martínez, junto con los pormenores de la visita de Josefina Vázquez Mota y de la presentación de la plataforma de gobierno del aspirante.

Filtraron a los medios el encuentro, pero no midieron las preguntas que acabarían con la intención de mostrar a un gobernador dando un espaldarazo al candidato, reunido con los coordinadores de campaña y el presidente del partido, Miguel Monraz.

Ante la insistencia de los reporteros sobre una posible declinación de Guzmán a la gubernatura el mandatario respondió lo que no se esperaba, “es una decisión que depende del candidato, no tiene nada que ver el gobernador”, con esa respuesta dejo abiertas las puertas en lugar de cerrarlas, es en serio eso de dejar la candidatura, de declinar, porque prevalece la duda si ya se pusieron de acuerdo los panistas y que toda la maquinaria del gobierno de Jalisco salve la candidatura de Fernando.

MADERO NO LLEGÓ

La necesidad de mostrar que todo el panismo está a favor y en apoyo de su candidato al gobierno obligaron al reloaded equipo de campaña y a sus coordinadores, a invitar a su líder nacional, Gustavo Madero para que estuviera presente en la comida de “unidad” y hacer dar el mensaje completo.

Sin embargo, la agenda no coincidió y quedaron de hacer la reunión para el siguiente miércoles y presentar el proyecto de seguridad para la zona metropolitana, con los candidatos de los municipios y Guzmán.

UNIFICAN CAMPAÑAS

Como los focos rojos no se han cambiado por amarillos en el cuartel general del PAN, citaron a una reunión el jueves a medio día en el Camino Real, a todos los candidatos a las alcaldías de la zona metropolitana y el equipo de Guzmán para reacomodar las campañas.

La intención es unificar agendas, coordinarse en todo ya que cada quien traía sus propios eventos, como en toda campaña, pero ahora girará en torno a Fernando, arroparlo e incluso no se descarta un cambio de imagen o de eslogan de los candidatos donde den preferencia a la campaña a la gubernatura. Se les pidió unificar los esfuerzos tanto humanos como de estrategia para lograr un cierre fuerte rumbo al primero de julio.

 

 

__________________________________________________

EL PRI PREPARA ESTRUCTURAS PARA  ENFRENTAR COALICIÓN DE FACTO

Por Mario Ávila

Las adhesiones que se han registrado de panistas a la candidatura de Enrique Alfaro Ramírez, candidato a gobernador por el Partido Movimiento Ciudadano y que hacen pensar en una eventual coalición de facto harán evitar que el PRI consume su retorno a Casa Jalisco el primero de julio, no inquietan a la dirigencia estatal del tricolor.

Eduardo Almaguer, presidente del Comité Directivo Estatal del PRI advierte: “Estamos preparados para una eventual alianza de facto entre el PAN y el PMC, fortaleciendo nuestras estructuras y acercándonos cada día más a los ciudadanos, que es con quien nosotros hemos pactado una alianza”.

El líder del tricolor en Jalisco dijo creer que esas alianzas de facto entre un partido de izquierda y uno de derecha, no son bien vistas por la ciudadanía, ya que lo que quiere la gente es congruencia, es respeto a tus principios, a tus propuestas.

Y sentenció de manera contundente: “Me parecería un grave error de parte de ellos, pero ese es un asunto que les compete; sería una alianza antinatural, ya que proponen cosas distintas y en ese sentido de pronto el electorado no ve la coincidencia y por lo tanto sabe que no habría acciones de gobierno congruentes”.

Las evidencias que nosotros tenemos son la que ustedes conocen también, algunas publicaciones, algunas fotografías, pero ya es un tema que ellos deberán aclarar con sus compañeros.

Expuso que lo que le ha funcionado al PRI y lo que van a intensificar, es el diálogo y contacto con la gente, el cuidado en sus estructuras electorales y la cercanía con sus estructuras movilización.

Concretamente sobre las versiones que corren de una alianza de grupos panistas encabezados por Herbert Taylor Arthur, con el candidato Enrique Alfaro, Eduardo Almaguer simplemente expresó: “Serán ellos quienes tengan que aclararlas ante sus propios compañeros de partido los convenios a los que pueden estar llegando”.

Dijo el líder del tricolor que esta situación se da en virtud de que realmente donde está la competencia es en el segundo lugar, entre Fernando Guzmán y Enrique Alfaro, “por eso nuestra estrategia es más comunicación con la gente, más claridad en los compromisos y más cercanía con los ciudadanos en el cara a cara”.

De ahí anticipó que habrán de dejar que los otros candidatos hagan su campaña, “los nuestro es hacer más cercana la relación con la sociedad, queremos ganar, pero también queremos gobernar bien y llevar las aspiraciones de la gente al ejercicio de gobierno, y eso es lo que pretendemos garantizar”.

Eduardo Almaguer habló del tema una vez concluida la reunión que sostuvo la dirigencia del PRI con sus candidatos a las diputaciones locales y federales, así como los candidatos al Senado de la República.

Por cierto, la reunión tuvo lugar en el mismo hotel, pero en el salón de al lado, en el que se celebraba el relanzamiento de la campaña del panista Fernando Guzmán a la gubernatura de Jalisco, lo que ocasionó momentos de alarma, ya que la euforia se pudo haber desbordado como ocurrió a las afueras de Canal 44 cuando se celebró el primer debate entre los candidatos a la gubernatura, en donde se llegó a los golpes y hasta hubo golpes y sangre en el enfrentamiento.

Explicó Eduardo Almaguer que la reunión de trabajo con sus compañeros candidatos a las diputaciones locales y federales, se celebró para revisar el avance en las campañas, revisar las propuestas y los compromisos que habrán de hacer con la sociedad y las propuestas legislativas que en los próximos días se habrán de dar a conocer.

Y como resultado de este encuentro el presidente del PRI Jalisco planteó: “Salimos muy fuertes, muy motivados, muy unidos, hubo un extraordinario mensaje de nuestro candidato a gobernador, nos vamos muy contentos, muy satisfechos de la reunión”.

Sobre si el optimismo puede llegar a ser excesivo, Eduardo Almaguer advierte: “Lo que hay es ocupación, estamos ocupados, estamos trabajando y la idea es intensificar el trabajo, intensificar el contacto con la gente, que las estrategias las aterricemos. No hay confianza de nuestra parte, no tenemos ningún gesto de confianza desbordada, más bien estamos ocupados para alcanzar el objetivo”.

Explicó que en el reparto del dinero para la realización de las campañas, el partido ha sido muy transparente y muy eficiente, el recurso que le corresponde a cada candidato a diputado se le ha entregado en tiempo y forma, y lo que se hace es estar llevando a cabo una revisión para que la justificación sea la correspondiente y en apego a la ley.

Reveló que en la reunión el llamado fue a cerrar filas para la victoria del primero de julio, admitió que sobre el camino se fueron detectando alunas fallas que se fueron corrigiendo sobre la marcha, por lo que se dijo totalmente satisfecho de la reunión.

Reconoce que el adversario está en dilemas, “Fernando cambia coordinador, Alfaro cambia de estrategia y ahora pide paz, pero la nuestra será la estrategia de siempre, la de estar en contacto con los ciudadanos, llevar una propuesta concreta, directa, fomentar el diálogo, el que escuchen nuestros compromisos y escuchar de los ciudadanos sus necesidades y sus percepciones”.

Finalmente, sobre la continua queja de Enrique Alfaro en el sentido de que los ataques y la guerra sucia le llega del PRI, Eduardo Almaguer, presidente del PRI Jalisco expone: “Nosotros hemos sido claros con ustedes, cuando hemos tenido que hacer un planteamiento lo hacemos de manera pública, franca, abierta, el PRI nunca ha hecho ni hará guerra sucia”.