Portal informativo de análisis político y social

RUMBO AL GOBERNADOR INTERINO: MANDATOS INCONCLUSOS

RUMBO AL GOBERNADOR INTERINO: MANDATOS INCONCLUSOS

Jun 19, 2011

Que se vaya”, “que se quede”, “que ya no vuelva”, que de todos los que se apuntan para el interinato no se hace uno, son las voces de los actores que estarán directamente involucrados en la decisión de nombrar a un gobernador interino, en caso de que el actual, Emilio González Márquez, cumpla su advertencia de pedir licencia al cargo en el mes de diciembre, para buscar obtener la candidatura del PAN a la Presidencia del país. Sin embargo, su posición ante el Poder Legislativo lo tiene en franca desventaja porque al no tener su partido la mayoría de votos, los escenarios no le son nada favorables si no se llevan a cabo “negociaciones” que dejen satisfechas a todas las partes. En los últimos 60 años han sido varios los mandatarios que a través de la historia y por diversas razones no han concluido su sexenio, aquí, las causas que los orillaron a dejar inconcluso su periodo.

 

MARCELINO GARCÍA BARRAGÁN

En 1943 resultó electo gobernador, iniciando su periodo el 1 de marzo del mismo año, sucediendo a Silvano Barba González, partidario de la precandidatura presidencial de Miguel Henríquez Guzmán, frente a la de Miguel Alemán Valdés, quien quedó finalmente electo presidente, fue la razón de su destitución como Gobernador por el Congreso de Jalisco el 16 de febrero de 1947, dos semanas antes de cumplir con su periodo constitucional. García Barragán se opuso a que Jesús González Gallo iniciara el periodo de gobierno de seis años con el argumento jurídico que había sido electo por cuatro años. Lo sucedió Saturnino Coronado Organista.

 

JESÚS GONZÁLEZ GALLO

El 1 de marzo de 1947 asume la gubernatura, a la toma de posesión asiste el presidente Miguel Alemán. Jesús González Gallo murió en un percance carretero en el año de 1957, sin terminar su periodo.

 

JUAN GIL PRECIADO

Fue electo gobernador de Jalisco y ocupó el cargo del 1 de marzo de 1959 al 30 de noviembre de 1964, fecha en el que solicitó licencia al cargo al ser nombrado titular de la Secretaría de Agricultura y Ganadería en el gobierno del presidente Gustavo Díaz Ordaz, permaneció en este cargo hasta octubre de 1970. Lo sucedió en el cargo José de Jesús Muñoz Limón.

 

ENRIQUE ÁLVAREZ DEL CASTILLO

Fue electo gobernador para el sexenio de 1983 a 1989, renunció a la gubernatura para asumir el cargo de titular –el 30 de noviembre de 1988– de la Procuraduría General de la República, puesto que le fue designado por el entonces presidente Carlos Salinas de Gortari. Terminó el periodo Francisco Rodríguez Gómez.

 

GUILLERMO COSÍO VIDAURRI

En 1988 contiende por la gubernatura y triunfa en las elecciones. Inició su periodo el 1 de marzo de 1989; pero no concluyó pues a raíz de las explosiones del 22 de abril de 1992, solicitó licencia, sustituyéndolo en su cargo, de manera interina, Carlos Riva Aceves.

 

FRANCISCO RAMÍREZ ACUÑA

Al siguiente año, tras contender por la gubernatura de Jalisco y salir triunfante, asume la titularidad del Poder Ejecutivo del Estado por periodo del 2001 al 2007. No concluye su periodo; el 21 de noviembre del 2006, tres meses antes de terminar su encomienda, solicitó licencia al Congreso del Estado para separarse de su cargo; quedó en su lugar, de manera interina, el maestro Gerardo Octavio Solís. Tras salir electo Presidente de la República, Felipe Calderón lo nombró secretario de Gobernación.

 

PROCESO DEL RELEVO

En la Constitución Política del Estado de Jalisco se establece cuál es la categoría que se le dará al relevo, dependiendo de cómo se presente la solicitud de licencia del Gobernador, Emilio González, si tiene fecha perentoria o sea por tiempo ilimitado. En el artículo 38 establece el periodo que estará el mandatario en el cargo: “el Gobernador del Estado entrará a ejercer su encargo el día primero de marzo del año posterior al de la elección; durará seis años y nunca podrá ser reelecto, ni volver a ocupar ese cargo, aun con el carácter de interino, substituto o encargado del despacho”.

 

Artículo 39. En caso de falta absoluta del Gobernador del Estado, ocurrida durante los dos primeros años de su ejercicio, el Congreso procederá al nombramiento de un Gobernador interino, quien ejercerá sus funciones hasta que tome posesión el Gobernador substituto que se elija en comicios extraordinarios. La convocatoria a elección extraordinaria de Gobernador substituto se expedirá conforme las disposiciones de la Ley Electoral y tendrá lugar a más tardar, en la fecha en la que tenga verificativo la siguiente elección ordinaria para renovar el Congreso del Estado.

 

Artículo 40. Cuando la falta absoluta del Gobernador del Estado ocurra en los cuatro últimos años del período respectivo, el Congreso elegirá un Gobernador substituto, quien ejercerá sus funciones hasta la terminación del mismo. En el siguiente artículo, el 41 explica los hechos que implican la falta absoluta del Gobernador del Estado: la muerte; la incapacidad total y permanente para ejercer el cargo declarada por la autoridad judicial; la declaración que establezca la procedencia del juicio por delitos dolosos graves del orden común; la renuncia expresa por causa grave que será calificada por el Congreso del Estado; si convocado por el Congreso, el Gobernador ausente o separado de sus funciones no se presenta, sin causa justificada, a asumir el ejercicio de su cargo; y no presentarse, sin causa justificada, en la fecha en que deba tomar posesión del cargo.

 

De acuerdo al artículo 43, ya se especifican la temporalidad de las faltas o ausencias del Ejecutivo: el Gobernador del Estado podrá ausentarse del territorio de la entidad sin autorización del Congreso hasta por quince días. En las ausencias mayores de diez días deberá dar aviso al Congreso del Estado. Sólo con permiso del Congreso podrá ausentarse del territorio del Estado o separarse de sus funciones por más de quince días. En estos casos, el Secretario General de Gobierno se hará cargo del despacho del Ejecutivo.

 

En las faltas temporales que excedan de treinta días entrará a ejercer interinamente el Poder Ejecutivo el ciudadano que nombre el Congreso. Si transcurridos treinta días de ausencia o separación de sus funciones, o concluida la licencia, no se presentare el Gobernador del Estado, será llamado por el Congreso, y si no compareciere dentro de diez días, se declarará su falta absoluta.

 

ARTÍCULO 44. Cuando ocurra la falta temporal o absoluta del Gobernador del Estado, en tanto el Congreso hace la designación de Gobernador interino o substituto, el despacho quedará a cargo del Secretario General de Gobierno, con las atribuciones que determine la Ley Orgánica del Poder Ejecutivo, sin que ello implique suplir al titular y ejercer las facultades propias de dicho Poder.

 

El ciudadano que sea electo para suplir al titular del Poder Ejecutivo como Gobernador interino o substituto, deberá reunir los requisitos establecidos en esta Constitución para ser Gobernador del Estado, con excepción de no haber sido Secretario General de Gobierno o Secretario de Despacho del Poder Ejecutivo.

 

En caso de falta temporal o absoluta del Gobernador interino o substituto, se procederá en la misma forma establecida para suplir al Gobernador del Estado cuyo origen sea la elección popular. El Gobernador del Estado electo como interino, podrá ser designado por el Congreso del Estado para continuar ejerciendo el Poder Ejecutivo como interino o substituto.

 

GUILLERMO COSÍO VIDAURRI

Entrevistado, el ex gobernador de Jalisco, Guillermo Cosío Vidaurri, quien fue uno de los mandatarios que no concluyó su mandato y fue orillado a solicitar licencia por la crisis que generaron las explosiones en el sector Reforma de Guadalajara en 1992, aborda el tema.

 

– ¿Cuál sería el perfil que debe tener el próximo gobernador interino?

– De entrada debe tratarse de una persona que tenga una conciencia muy clara de la importancia que tiene el ser responsable de dirigir los destinos de un estado tan peculiar como es el de Jalisco.

 

– ¿Debe contar con algún atributo en particular?

– Para mí debe ser una persona que tenga una acentuada emoción social, que tenga un sentido muy claro de lo que implica responsabilizarse de las acciones que deben asumirse en el cargo para que estas puedan tener una actuación benéfica para la sociedad.

 

– ¿Desde su perspectiva, cree que pueda darse el factor que quién sustituya a Emilio González Márquez, como interino no sea necesariamente del Partido Acción Nacional que es el que está en el poder?

– No hay ninguna regla que obligue a que la sustitución de un gobernante sea ajustada a lo que correspondió a la elección en la que él participó, tenemos que estar conscientes de que la elección del sustituto se lleva a cabo por el Congreso y en el Congreso lo que cuenta es la mayoría y las mayorías habrán de determinar quién debe ser la persona en este supuesto deba ocupar ese elevado cargo.

 

– ¿Entonces puede darse el caso de que no sea un panista quien sea electo?

– No hay nada que obligue al Congreso a actuar de una manera predeterminada a favor de alguna persona que sea militante del Partido Acción Nacional, puede tratarse de una persona que no tenga militancia en partido alguno o puede tratarse a favor de una persona que pertenezca a cualquier otro partido que tiene vigencia en nuestro Estado.

 

– ¿Sería benéfico para Jalisco que el gobernador interino no sea de Acción Nacional?

– Lo benéfico para Jalisco es que la persona que se haga cargo de una sustitución de esa naturaleza, tenga muy clara cuál es su responsabilidad frente a todo el pueblo de Jalisco, no tienen que llegar a tratar de hacer labor en favor de una sola posición política, el que va a gobernar debe hacerlo pensando en todos los jaliscienses y no en algún grupo en especial.

 

– ¿De los nombres que ya se escuchan dentro del gabinete estatal hay alguno que le pareciera interesante para este cargo?

– Fíjese que no tengo conocimiento que haya alguien que se esté postulando para cubrir esa ausencia que se va a presentar, si es que el señor gobernador determina dejar el cargo para hacer frente a una posible campaña como precandidato a la Presidencia de la República.

 

– ¿En dado caso que solicite licencia y que no logre concretar sus aspiraciones, sería conveniente que regresara a la gubernatura?

– Él tiene todo el derecho de reintegrarse a la responsabilidad que le confirió el mandato popular, si es que lo considera adecuado en razón de que no se satisficieron sus razones políticas por las cuales pidió licencia.

 

– Esto a pesar de lo criticado que ha sido su gestión, porque hay voces desde el Congreso que mencionan que le otorgarán el permiso con la salvedad que no regrese.

– Yo me atengo a lo que establece la legislación y si el señor Gobernador del Estado solicita una licencia y no se satisfacen sus aspiraciones por las cuales él la solicitó, tendrá todo el derecho de solicitar su reingreso porque para eso fue electo.

 

– En la historia de Jalisco hay casos de gobernadores que por una u otra razón no concluyeron sus periodos, en su caso ¿tuvo oportunidad de elegir a quién lo sucedió?

– Lo que corresponde es una función que es privativa del Congreso del Estado y ahí debe darse esa responsabilidad porque eso es parte de lo que le confirió el pueblo de Jalisco al Congreso.

 

– ¿No debe prestarse a negociaciones el nombre del sucesor?

– Son situaciones que, no es posible que de alguna manera no lleguen a presentarse.emi