Portal informativo de análisis político y social

Doctor Yannick Nordín Servín, la filosofía de servir: La misión del SAMU Jalisco de luchar por la vida contra la muerte

Doctor Yannick Nordín Servín, la filosofía de servir: La misión del SAMU Jalisco de luchar por la vida contra la muerte

Sep 18, 2018

Compartir en redes sociales:
  • 1
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
    1
    Share

Por Diego Morales //

Tratar de ayudar a la gente todas las veces que se pueda, las más veces que se pueda y estar siempre al servicio de los demás, es su manera de ver la vida. El costo es alto, exigencia las 24 horas, falta de tiempo con la familia, sin embargo, también es un camino de satisfacciones. Así lo precisa el doctor Yannick Nordín Servín, quien con su labor ha abonado a que Jalisco sea pilar de la medicina de urgencias en el país.

Trato de ayudar a todo el mundo, todas las veces que se pueda, las más veces que se pueda y ya. Estar al servicio de los demás, porque un cura salva almas, el único que salva vidas es Dios, pero los médicos podemos poner nuestro granito de arena, darle un empujón al paciente para que salga adelante. Hay que hacer el bien siempre que se pueda, todo el tiempo que se pueda”.

Por su labor, vive al momento, indica. Aunque es un trabajo colectivo, el salir en televisión, radio y prensa escrita, lo hace creer que están haciendo las cosas bien, sin embargo, asegura que la humildad es la base en cualquier labor, más en una con tanto sentido humano como la medicina.

No hay que perder el piso, hay que mantener la humildad que a veces es difícil tenerla. A veces truenas, los funcionarios públicos estamos vigilados, la gente sabe sus derechos, nosotros no tenemos que olvidar que nuestro salario es de sus impuestos”.

EL COMIENZO DE SU CARRERA

Es orgullosamente mexicano, tapatío, pero cuenta con nacionalidad francesa por su padre. Creció en una colonia que hace 47 años estaba vacía, llena de árboles y barrancos como es Lomas del Valle. Por esta doble nacionalidad, su intención era hacer el servicio militar allá, sin embargo, su familia cambió sus planes.

Mi papá es francés, se vino a México cuando tenía 20 años, mi mamá es tapatía de toda la vida. Tengo la doble nacionalidad, me fui a Francia un año, con la intención de hacer mi servicio militar allá, finalmente cae la primera guerra del golfo, mi familia no quiso que me enlistara en los paracaidistas donde yo quería, termino pasando un año en Francia trabajando allá”.

Al volver a Guadalajara, se integra al negocio familiar, la producción de cerámica. Ante esto, decide estudiar la carrera de comercio internacional, sin embargo, el destino le tenía preparado otro camino.

Regresando me integro al negocio de mi padre, ayudarle a la producción de cerámica. Mi papá tenía gran interés de que siguiera una carrera comercial para seguir con este negocio familiar como se acostumbra en muchas familias. Llevo un año de comercio internacional, luego tendría un camino totalmente diferente. Empecé a ser socorrista de la Cruz Verde de Zapopan como voluntario, participaba los domingos en rescates de cadáveres y personas ahogadas”.

LA TRAGEDIA QUE MARCÓ SU RUMBO

El empezar a participar en la Cruz Verde, lo llevó a ser activo en la tragedia que más ha marcado a los tapatíos en la historia reciente de la ciudad: las explosiones del 22 de abril. Ese fatídico día, salió con la combi de su padre a ayudar en los rescates, ese momento marcó su carrera profesional, la medicina sería parte de su vida.

El 22 de abril, ya estaba activo en la Cruz Verde en Zapopan. Me salgo de la Facultad de Comercio Internacional y empiezo a atender en una combi de mi padre a los lesionados del 22 de abril. Una parte clave de mi vida son estas explosiones del 22 de abril cuando me salgo de la escuela en la combi, con un par de amigos, a tratar de ayudar a los lesionados. Me pongo a pensar, el negocio no es lo mío, no soy alguien comercial, tomo la decisión de estudiar medicina, eso fue importante para mí. Entré a la Universidad Autónoma de Guadalajara, voy cada vez tomando más cursos, seguí yendo a la Cruz Verde y ya llevaba ventaja ante mis compañeros porque yo sabía suturar”.

Agrega: “Fue un parteaguas, imagina a mi papá que tenía las esperanzas en mí en el negocio familiar. Fui médico, como mi abuelo, los hermanos de mi abuelo también, entonces algo viene de familia también. Para mí papá fue difícil, me dijo que no me daba cuenta lo que hay que estudiar y trabajar, no fue algo fácil en un principio, pero yo tenía esas ansías y adrenalina de atender a las personas en urgencia. Fue un cambio completo, me tocaron los tiempos de balaceras en la Cruz Verde, atender a narcos y policías que habían sido heridos, como el bombazo en el hotel Camino Real, un cambio totalmente distinto en mi vida”.

Dentro de su formación académica, el Doctor Yannick cuenta con la Licenciatura en Medicina por la Universidad Autónoma de Guadalajara, Pre-Internado en Centre Hospitalier Universitarie de Bicetre en París, Internado en Assistance Publique Hopitaux de París y Posgrado Master en Emergencias y Desastres Sanitarios, SAMU de Sevilla, España.

FUNDADOR DEL SISTEMA SAMU DE JALISCO

Es fundador del Sistema de Atención Médica de Urgencias SAMU de Jalisco. Esto inició hace 20 años y a lo largo del tiempo se ha ido posicionado y marcando referencia a nivel nacional. Ante esto, el Doctor Nordín Servín recuerda los orígenes e historia para que esto pudiera ser una realidad.

Ya en medicina, teniendo la posibilidad que mi abuela conocía muchos amigos de mi abuelo en Francia, me consiguió prácticas en Paris. Ahí descubro que los pacientes graves llegaban caminando a una sala de terapia intensiva, no como aquí que salíamos corriendo, con sirena, como vemos en la televisión. Un programa marcó mucho mi vida, se llamaba Unidad 51, una serie de paramédicos en Los Ángeles, eso me cambió. Voy a hacer las prácticas y conozco a unas de las enfermeras que estuvo en el terremoto del 85, me presentó el SAMU, atención médica de urgencias, conocí al Doctor Miguel Martínez Almoyna que fundó varios SAMU en América Latina, me habla de eso, me platica, marcó mi vida laboral”.

Subraya: “En el 98 empezamos, son 20 años ininterrumpidos en la atención médica de urgencias. El SAMU había fracasado en la Ciudad de México, los franceses apoyan a algunos países para que lo implementen en países. La filosofía es llevar el SAMU al lugar de la urgencia, estabilizar al paciente, buscar el mejor hospital para trasladarlo. Se hizo una gestión para que Francia volviera a apoyar esto, estuvieron de acuerdo de hacerlo en un proyecto piloto con una entidad más pequeña y fue Jalisco, cuando estaba de gobernador Alberto Cárdenas. Hubo un personaje importante como Alfonso Petersen Farah que era director de hospitales, convence al secretario de salud para conocer más a fondo el sistema, así empezamos más o menos. Empiezan a venir expertos franceses a Jalisco, mandamos médicos jaliscienses a Francia, así empieza la colaboración con ellos nuevamente”.

Aunque son 20 años desde su fundación, apenas hace pocos años se empezó a trabajar en las calles este sistema. “SAMU lleva 20 años, pero apenas hace 4 o 5 años empezamos a salir a la calle. Existía el centro regulador, pero solo salía yo como médico en la calle, éramos 8 changos (sic), ahora somos 16 nada más, siempre ha sido pequeño el equipo, para optimizar los recursos para salir adelante. Ahora tenemos ambulancias con terapia intensiva, tenemos un equipo, usamos los helicópteros del Gobierno del Estado, se han salvado muchas vidas. Lo más importante es empezar a salir a la calle, es un sistema pre hospitalario pero pegado a un hospital”.

En su amplio currículo, está el haber sido miembro fundador de la Asociación Internacional de Sistemas de Atención Médica de Urgencias y Emergencias; director de Urgencias y Servicios Médicos de Administración de Justicia en la Secretaría de Salud del DF; consultor SALME de Buenos Aires; Colaborador del CRU Bogotá; coordinador Operativo de Servicios Médicos de Guadalajara.

Además, es médico Certificado del Consejo Médico de la Embajada de Francia; médico Aeronáutico Certificado, asesor médico de Atención Pre Hospitalaria y planes de desastres o incidentes de múltiples víctimas. Actualmente, es Secretario del Consejo Estatal para la Prevención de Accidentes de Jalisco y desde hace 20 años, director de Emergencias de la Fundación Michou y Mau para niños quemados, uno de los puestos que más valora por su labor.

En el 98 trabajaba un poco en ambulancias aéreas, me tocó conocer un poco el mundo. Empecé a ayudar gente quemada con la Fundación Michou y Mau, tengo 20 años siendo director médico. Eso también ha sido importante para mí, llevando pacientes en el medio privado y en coordinación con la secretaría de marina, eso ha marcado mucho mi vida”.

EL VALOR DE LA MEDICINA DE URGENCIA

Para la mayoría de la sociedad, si una ambulancia llega rápido al punto y se va lo antes posible, el paciente tiene más probabilidades de vivir. Es un cliché alimentado por la televisión. Sin embargo, El Doctor Yannick en ello ve la importancia de la medicina de urgencia, que el paciente llegue estable a un hospital para ser atendido.

Hay algo importante, el ciudadano que llega la ambulancia rápido y se va rápido, cree que el paciente ya la libró, pero no es así para nada. Hay que llegar rápido, pero se puede quedar hasta una hora el paciente siendo estabilizado en el lugar, no es recoge y corre. La diferencia en la medicina de urgencias es eso, que vaya un médico en la ambulancia, que vaya un médico, un enfermero, y el paciente no se mueva del lugar hasta no tener una cama de hospital adecuada en la ciudad, que tenga la especialidad del paciente, eso es muy importante”.

NO LE INTERESA LA POLÍTICA

Para él, la vida corre al momento. Tiene una agenda, la cual trata de cumplir a cabalidad, sin embargo, reconoce la importancia de atender una llamada, por eso tiene dos celulares, duerme pegado a ellos. Contestar el teléfono siempre, es una de las rutinas más importantes en su día a día, pues puede ser una urgencia, un llamado de alguna autoridad o algo inesperado, por ello, el teléfono lo contesta siempre.

Todos tenemos una agenda, pero uno siempre tiene que estar disponible porque nunca sabe qué pueda pasar y qué te digan en una llamada. Me marcan, me mandan WhatsApp, no puedo permitirme no contestar una llamada. No puedo, no puedo, porque no sabes qué hay detrás de esa llamada, imagínate es el gobernador, un secretario, no sé. No porque yo salga a todas las urgencias, ahora solo salgo cuando hay una urgencia colectiva, que nos ha pasado, como en el Huracán Patricia, algo excepcional, las balaceras, como los narcobloqueos y los atentados, que ha sido uno de los momentos más difíciles en mi carrera profesional, no tanto por la urgencia sino por la presión política”.

Y aunque su puesto no es político, ha sobrevivido a administraciones del PAN, PRI y Movimiento Ciudadano en Jalisco, así como del PRD en Ciudad de México. Esto le llena de satisfacción, ser institucional, sin embargo, también vive la presión política en los casos más sonados mediáticamente.

He estado en administraciones del PAN, del PRI, del PRD en Ciudad de México, Movimiento Ciudadano en Guadalajara. Estoy agradecido porque no siempre toman en cuenta a una persona institucional, pero esto no es un puesto político. Lo que le pasó a Elizabeth, los meses que estuvo internada, fui dos veces a checarla, el gobernador quería información certera, saber si va a vivir o no va a vivir, uno no es Dios para saberlo, fue una experiencia difícil, algo que marcó mi vida”.

SU ÚNICO PENDIENTE

Me falta tiempo con la familia. Tengo 4 hijos, trato de estar tiempo con ellos. Pero no puedes dejar esto, tal vez porque uno se siente indispensable”, así describe el único pendiente que tiene. Y es que el lazo afectivo del Doctor Yannick Nordín con su familia es fuerte. Lo fue más, cuando tuvo que atender con sus propias manos a su padre que le dio un paro cardiaco.

Le dio un paro cardiaco a mi papá, en su casa, en su cama. Le tuve que hacer maniobras de reanimación básicas, sin equipo, durante 45 minutos estuve descargando, fue a las 3 de la mañana. Gracias a Dios, mi papá salió del paro, lo llevamos al hospital y a los 2 días estaba caminando. Esa es la mayor satisfacción de un médico, es difícil tratar a los cercanos, amigos y familia, me pega mentalmente, debes tener equilibrio emocional para no perder el sentido humano de la gente. Es un enorme esfuerzo”.

En su oficina tiene fotos, recuerdos, diplomas. Sin embargo, considera que el legado que quiere dejar es uno: ser recordado como alguien que puso su granito de arena para mejorar la atención médica de urgencias. Con ello, se podrá dar por satisfecho.

Quiero que digan, fue alguien que puso su granito de arena para mejorar el sistema de atención médica de urgencias, no nada más en el país, sino con ejemplos a seguir con grandes médicos que cambiaron la medicina. No sé cuánto tiempo vaya a vivir, pero sí me gusta verme como alguien que puso su grano de arena. El camino no se hace solo, necesitas apoyo de médicos, hospitales, instituciones, políticos, años de pegarle a la pared a diario, como dijo el cineasta Guillermo del Toro, partirse la madre, chingue y chingue para que salgan las cosas”, puntualizó.


Compartir en redes sociales:
  • 1
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
    1
    Share
468 ad