Portal informativo de análisis político y social

No hay reversa, se subastará el equipo

“El Atlas se debe de vender y el Atlas se venderá”, responde convencido el empresario Rubén Romero, uno de los 124 accionistas del Club rojinegro que han tomado la decisión por asamblea de entrar a la etapa de plena transformación del equipo. Rubén también pretende ser el futuro presidente de este club que ha sostenido al equipo de futbol por décadas contra viento y marea: “Las circunstancias nos ha rebasado. El actual futbol profesional requiere de inyección permanente de recursos y poder mantener una plantilla profesional de jugadores de torneo a torneo y logren finalmente el campeonato para satisfacción de los que somos atlistas”, expone.

 

El futbol profesional de hoy en la óptica de este hombre enamorado de los Zorros –como decenas de miles que hay en Guadalajara– requiere de inyección de cuantiosos recursos y están en manos de grandes empresas, desde televisoras, cervecerías, universidades o que reciben apoyos de gobiernos estatales. El Atlas es el único equipo de futbol profesional que depende de un grupo de socios. “Nosotros en el Atlas somos un grupo de accionistas y formamos parte de una Asociación Civil, y hay que ser conscientes de que no podemos inyectarle esos recursos al equipo de futbol que se requieren, por lo que estamos en desventaja frente a otros equipos que nos ha llevado a bajos resultados en los torneos”, acepta.

 

El entrevistado por Conciencia Pública recuerda las dos épocas y dos tiempos que antecedieron a lo que hoy se vive. El Atlas surge en 1916, formado por un grupo de jóvenes soñadores que llegaron de Inglaterra y arman el equipo amateur. Les prestan El Paradero y desarrollan un club que no sólo era futbol. Empiezan a meter más actividades, como equitación, atletismo, natación y clavados. Organizan también inolvidables bailes… el Atlas forma parte de la identidad tapatía.


La segunda etapa

La transformación del Atlas se da y se vende El Paradero. Los empresarios Salvador Ibarra García de Quevedo y Julio García Briseño, lo rescatan al equipo ya profesional con la creación de los clubes Atlas Colomos y Atlas Chapalita, que le dan otra dimensión. Y ahora sigue la tercera etapa. ¿Y de verdad están convencidos de la venta? –Le pregunto a Rubén, porque luego dicen que quieren vender, pero no lo hacen, porque en el fondo no quieren–. Sonríe antes de dar su respuesta: “No sólo yo estoy convencido, es el 95 por de los miembros de la asamblea están convencidos que es el mejor camino. Somos 124 socios”.

 

Conciencia Pública. ¿Y quiénes no se han convencido? –Le pregunto-.

Rubén Romero. No se han convencido aquellos que creen que nosotros aún podemos rescatarlo. Siguen pensando en la época romántica, con el apoyo de accionistas, socios y equipo creen que en nuestras manos el equipo es rescatable, pero está demostrado que no es posible.


CP. ¿Qué se vendería?

Rubén Romero. Los clubes no. Se vende el futbol profesional, las franquicias, las Fuerzas Básicas, las cartas de los jugadores, el centro de capacitación, todos los equipos de las diversas divisiones y sus fuerzas inferiores con los derechos del Estadio Jalisco.


CP. ¿Y en cuánto?

Rubén Romero. La propuesta de Salvador Martínez Garza es de 32 millones de dólares, aunque existe una segunda propuesta de Francisco Ibarra de 42 millones de dólares, pero por parte de la asamblea no se ha entrado al análisis a ninguna de las dos propuestas, sin embargo el Comité Directivo actual lo analiza.


CP. ¿Y en esta tesitura, quieres ser presidente del Atlas?

Rubén Romero. Sí… no hay vuelta de hoja. El equipo de futbol se vende. Quiero ser presidente para llevar ese proceso con absoluta transparencia y claridad, y cuidar que no se pierda la identidad del Atlas y su club de futbol, que no pase lo que sucedió con el Guadalajara, que se mantenga como club de La Fiel rojinegra. No nos vaya a ocurrir lo que enfrentan las Chivas. Los compradores construyeron un estadio muy moderno y caro de futbol, pero lejos de donde están los fanáticos


CP. ¿Se vende el Atlas? ¿De veras se va a vender?

Rubén Romero. La venta tiene que ir… el 95 por ciento de los accionistas estamos de acuerdo. Tiene qué hacerse. La decisión ya se votó. Se busca comprador desde el último trimestre del periodo del presidente Fernando Acosta.


CP. ¿Desde cuándo eres seguidor del Atlas?

Rubén Romero. Desde que llegué a Guadalajara, desde los 15 años soy seguidor.


CP. ¿Se sufre ser atlista…?

Rubén Romero. Imagínate, son 60 años de no ser campeones. Los accionistas no hemos sido capaces de darle esa satisfacción a la afición tan fiel. Me siento obligado como accionista… aunque nunca he sido parte de la Comisión de Futbol.


CP. ¿De llegar a la Presidencia romperías el dominio del grupo dominante que derrotó a Enrique Ramos y Eugenio Ruiz Orozco?

Rubén Romero. Quiero cumplir el mandato de la asamblea que decidió vender el equipo de futbol sin perder identidad y ya han esperado 2.2 años de que esta decisión se tomó y ahora corresponde su ejecución.


CP. La actual directiva se ha resistido…

Rubén Romero. Es una decisión difícil de ejecutar. La directiva no les dio la información a los grupos que anteriormente se acercaron a comprar el equipo.


CP. ¿Crees que les puedas ganar a ese poderoso grupo?

Rubén Romero. Las condiciones hoy son diferentes. Me tocó vivir los procesos de Enrique Ramos y Eugenio Ruiz Orozco. Es muy importante cumplir con el mandato de la asamblea de hace 2.2 años y en mi caso estoy plenamente convencido que es lo mejor para el Atlas y su afición.


CP. ¿Son soñadores los atlistas?

Rubén Romero. Bastante… imagínate esos 60 años esperando un campeonato cada año.

Raúl Alejandro Padilla Orozco (RAPO) no duda sobre el futuro del equipo de futbol Atlas, cuando expresa: “¡Sí lo vamos a vender…! El reclamo es que le vaya mejor al Atlas. Es el consenso, la afición merece un equipo de futbol más competitivo”. “Yo quiero que el Atlas sea campeón, pero la verdad es que con el esquema como hemos trabajado es muy difícil que ese sueño se haga realidad, por eso estoy a favor de que se haga la venta”, precisa.

 

“Estamos insistiendo y utilizando todo el turbo del presidente y el Consejo a fin de obtener el máximo beneficio en esta negociación, que incluye tanto lo deportivo como lo económico”, comenta al expresar su confianza de que este paso fundamental seguramente se dará. Entrevistado por Conciencia Pública el vicepresidente del Atlas se refiere a las propuestas económicas existentes y aclara que sólo hay una propuesta seria y es la de Salvador Martínez Garza, porque la otra nunca completó los requisitos que se exige en este tipo de transacciones.

 

Recuerda que a Francisco Ibarra se le envío una carta desde diciembre donde se le pidió que cumpla con todos los requisitos y la información complementaria y no lo ha hecho. A la vez, aclara que Francisco Ibarra no encabeza a grupo alguno, más bien representa a una persona de origen alemán que no han podido contactar. “Francisco Ibarra es respetable como ex presidente y tiene la trayectoria profesional, económica y moral, igual que la tiene Salvador Martínez Garza”, subraya.

 

Hugo Villa y Julio García Briseño fueron designados por la asamblea que analicen la propuesta. “Lo que buscamos es el mayor beneficio en lo individual para cada socio”, indica para añadir que seguramente se tomará la mejor decisión que marcará un nuevo rumbo en este extraordinario equipo tan querido en México y que cuenta con la mejor afición del país. El Consejo autorizó únicamente a analizar la propuesta de Salvador Martínez Garza, porque ésta es la que cumple con los requisitos, indica, a propósito de que se ha hablado de que existen otras propuestas o que en el pasado reciente se presentaron las sustentadas por el empresario Guillermo Romo, el artista Alejandro Fernández y el futbolista Rafa Márquez.

 

A FAVOR DE LA REELECCIÓN DE PAVICHE

Raúl Alejandro Padilla Orozco, en la entrevista se manifiesta a favor que la Directiva del Club que preside Carlos Martín del Campo se reelija. “Sugiero a título personal que se reelija la directiva para darle continuidad a la decisión de la asamblea de accionistas de vender el quipo, ya que no hemos sido capaces de trasladar el éxito que hemos obtenido en lo individual en nuestras empresas en forma colectiva al Atlas”, precisa el ex diputado federal y ex presidente de la Concanaco.

 

Externa también su sentir de que por el proceso electoral que se avecina no se vaya a contaminar la compra-venta del Atlas. “Espero que podamos actuar con responsabilidad y madurez y no se mezclen una cosa y otra”, acota. El Atlas, subraya, es parte de la historia y la identidad de Jalisco y está demostrado el éxito que ha sido la cantera, como lo respalda el Bicampeonato de la Sub-17 y los campeonatos en la cuarta, quinta, sexta, séptima, octava y novena división del futbol mexicano donde los representantes de los Zorros han sido los ganadores. “Esto es resultado del gran esfuerzo que ha realizado la actual directiva para mantener a esta rica cantera y es menester darle continuidad a estos temas que asegure un mejor futuro para la institución”, señala.

 

¡ATLAS CAMPEÓN!

Recuerda que hace algún tiempo precisamente para hacer más competitivo al Atlas, el propio RAPO propuso inyectarle recursos al equipo y que cada socio aportara un millón de pesos, proponiendo la creación de un Fideicomiso, de tal suerte que ésta figura comprara algunos de los jugadores jóvenes hasta en 50 por ciento a efecto de retenerlo y no tener que venderlo, pero no prosperó.

 

A esa propuesta algunos socios reclamaron “recibir dinero más que aportarlo”. Sin embargo, el Club Atlas “es para dar y no sacarle. Así lo entiendo yo y así lo entienden muchos”.

El Club, indica, es un negocio en marcha que tiene su punto de equilibrio, pero el equipo está en penosa situación, acepta, por lo que es necesario que se realice la venta para que la afición tan fiel pueda contar con un equipo competitivo, que aspire al campeonato.

 

Para Padilla Orozco, al futbol le toca jugar un papel social fundamental y el Atlas para los jaliscienses y los mexicanos es parte de la identidad. “Es jugar bonito y es un Club que no ha renunciado a trabajar en la cantera con la instalación de escuelas en todo el país, de darles la oportunidad a jóvenes que año con año vienen a probarse en un sueño por trascender (…) El Atlas es el vínculo y comunicación con la juventud mexicana y que tiene que ver con el futuro del futbol mexicano”.

 

Recuerda que del Atlas salieron dos de los últimos jugadores mexicanos más exitosos en el futbol europeo, como son Rafa Márquez y Andrés Guardado, quienes se forjaron en las Fuerzas Básicas y que son el ideal de miles de jóvenes que sueñan algún día en convertirse en héroes y ejemplo para muchos. La venta de jugadores, señala, ha sido una necesidad para que el equipo siga adelante, sin embargo eso le ha restado competitividad, pero esos ingresos también han permitido que se mantengan las escuelas, para explotar la cantera que tantos jugadores ha ofrecido al futbol mexicano. Dice ser un rojinegro muy orgulloso y externa su confianza de que esta operación pueda darse para construir una nueva historia rojinegra en el futbol mexicano.

One comment

  1. jorge macias /

    como siempre quienes son los socios que se oponen? nombres; otra opcion rentado para quie lo quiera; vender titulos de propiedad quien tenga $ no podran entrevistar alos 2 grupos y que digan la verdad