Portal informativo de análisis político y social

Pide rector de la UdeG pacto por la seguridad: 2017, el año de mayor violencia; han asaltado a 1500 estudiantes

Pide rector de la UdeG pacto por la seguridad: 2017, el año de mayor violencia; han asaltado a 1500 estudiantes

Sep 10, 2017

Por Diego Morales //

Ha sido al año más violento para la comunidad estudiantil”, expresó Jesús Medina, Presidente de la Federación de Estudiantes Universitarios (FEU) al presentar una denuncia ante Derechos Humanos por la inseguridad que viven los estudiantes alrededor de sus planteles educativos.

Y es que los números son fríos: en lo que va del 2017, se tienen detectados más de mil 500 asaltos a jóvenes universitarios, sin embargo, sólo se tiene registro mediante denuncia alrededor de 250. Por ello, desde la FEU ya iniciaron con campañas para concienciar a los estudiantes a que si padecen de algún incidente de seguridad denuncien, para focalizar las zonas más afectadas.

Entre el modus operandi de los delincuentes, Chuy Medina resaltó que la mayoría amaga a los jóvenes estudiantes con objetos punzocortantes y armas de fuego, además de moverse con motocicletas. Entre los objetos perdidos, se encuentran laptop, celulares, tabletas, y en algunos casos lamentablemente la vida, como ocurrió con Francisco Álvarez Quezada, conocido en la Preparatoria Tonalá como “Panchito”.

MARCHA “POR LA SEGURIDAD DE TODXS”

Al grito de “queremos justicia”, más de 10 mil estudiantes tomaron las calles del centro de Guadalajara rumbo a la Plaza Liberación para exigirle a las autoridades justicia por el lamentable hecho que le quitó la vida a Francisco Álvarez Quezada, además, denunciar públicamente la inseguridad que viven día a día al trasladarse a sus centros universitarios.

No tenemos miedo, tenemos coraje”, resaltó el líder estudiantil Jesús Medina, quien desde esa trinchera hizo un llamado a las autoridades de los tres niveles para remediar la situación que está golpeando a los jóvenes jaliscienses, situación que durante los últimos meses han solicitado sin respuesta alguna.

No tenemos miedo, tenemos coraje, es muy distinto, y no tenemos miedo porque paraliza, tenemos coraje porque hoy nos moviliza. Vamos a recordar a nuestro compañero Francisco Álvarez Quezada como se merece, un estudiante ejemplar, uno de esos que uno admira, un estudiante que buscaba hacer algo por esta ciudad y este país”.

Cuando nos tocan a uno de los nuestros se meten con todos, nos tocan a toda la universidad. No estamos contentos, estamos encabronados porque esto ya no puede seguir así, estamos hartos, más de 250 estudiantes han sido asaltados en torno a plantes, fuimos y les dijimos, ya basta, les dijimos que incrementaba la violencia, todos los días asaltan gente, nos reunimos con el fiscal, con la Agencia Metropolitana de Seguridad, con los comisarios, se lo dijimos al gobernador, la inseguridad está atacando a los estudiantes y no hicieron nada. Los responsabilizamos a ellos, fue su culpa, porque nos tienen que garantizar la seguridad a nosotros”.

A su vez, lamentó que sean los estudiantes los que tienen que resguardarse en las preparatorias y centros universitarios con cámaras ante la falta de garantías de transitar libremente por las calles aledañas.

Asumimos nuestra parte, no tener miedo, salir a la ciudad y recuperar los espacios públicos, nos estamos preparando para que nunca más en esta ciudad vuelva a pasar algo así, por eso estamos estudiando, pero necesitamos que afuera nos garanticen la seguridad. Ahora resulta que nosotros estaremos en cárceles en los centros universitarios, no somos prisiones, eso no lo vamos a permitir, no puede seguir pasando y tiene que parar”.

Para cerrar con su discurso, Chuy Medina pidió justicia, aclamó seguridad y aseguró que no se conformarán con una patrulla en cada escuela, sino que esperan una propuesta de parte de las autoridades.

No somos ingenuos, no estamos pidiendo y no lo vamos a aceptar una patrulla afuera de cada escuela, eso no cambiará la seguridad, es más profundo, proviene de una gran desigualdad social allá afuera, proviene porque hay políticos corruptos todos los días permitiendo que esto pase, sabemos por qué hay jóvenes asaltando jóvenes en lugar de que estén estudiando con nosotros, jóvenes robando, un celular vale una vida, eso no lo podemos permitir, tiene que parar, queremos una propuesta para saber qué van a hacer, les decimos que no tenemos miedo, tenemos coraje”.

UN PACTO DE SEGURIDAD CIUDADANA

La exigencia de la Universidad de Guadalajara es que se genere un pacto de seguridad ciudadana, sin importar los colores partidistas ni los intereses políticos rumbo a la elección de 2018, esto para brindarle la seguridad a los más de 270 mil universitarios entre estudiantes, académicos y trabajadores que se trasladan día a día a sus labores, así como para la sociedad en general que padece las consecuencias de la delincuencia en sus ciudades.

Así lo indicó el rector Tonatiuh Bravo Padilla, quien afirmó que la inseguridad no es de partidos políticos, haciendo un llamado a las autoridades correspondientes a garantizar una exigencia primordial de la ciudadanía.

Hemos tenido gobiernos de todos los signos partidistas; tienen que escuchar a todos los jóvenes, los gobiernos de la zona metropolitana de Guadalajara, el gobierno del estado y el gobierno federal. Hemos tenido gobiernos de esos tres niveles que son del mismo partido y también hemos tenido gobiernos de esos tres niveles que son de diferentes partidos, en ninguno de los casos hemos podido avanzar en la solución de problemas de seguridad. La demanda número uno de la sociedad es el tema de la seguridad”.

La primera exigencia de los universitarios en voz del rector general es que el asesinato de Francisco Álvarez Quezada no quede impune, que se haga una investigación a fondo, de manera seria y exhaustiva para que se haga justicia en este lamentable suceso.

Ya basta al clima de inseguridad, no pedimos ningún privilegio los universitarios, no pedimos la seguridad solo para los planteles y centros universitarios, pedimos seguridad ciudadana para toda la sociedad que paga sus impuestos, que todos los días trabaja, para la sociedad que se merece el servicio fundamental de seguridad para poder llevar una vida tranquila y en paz. Exigimos que se combata a los grupos delincuenciales que asolan las escuelas, los centros universitarios, que dejan a nuestros compañeros y compañeras, que atacan a los menores de edad, queremos exigir que haya coordinación entre los tres niveles de gobiernos, que no se culpen, y que al final sea el ciudadano el que pierde por no tener certeza de su propia vida todos los días”.

A la vez, Bravo Padilla levantó la voz para exigir un pacto de seguridad ciudadana entre los tres niveles de gobierno y las autoridades dejen de evadir la responsabilidad que les confiaron los ciudadanos al otorgarles esos puestos públicos.

Exigimos un acuerdo, un pacto estatal entre los tres niveles de gobierno por la seguridad ciudadana, para que no haya más Franciscos muertos, que su vida de frutos y nos genere el aprendizaje de lo que debemos hacer como sociedad, todos los partidos, todas las fracciones parlamentarias, todas las agencias con responsabilidad en la seguridad, todas las corporaciones policiacas deben acordar un mecanismo institucional para trabajar en favor en favor de la sociedad y no para estar poniendo pretextos y no cumplirle a la ciudadanía en lo que fueron electos por todos nosotros”.

Por último, Tonatiuh Bravo pidió el apoyo total a las corporaciones policiacas para que puedan realizar sus labores y que se investigue a fondo las posibles células de narcomenudeo que se encuentran en los alrededores de las escuelas de la Universidad de Guadalajara.

Pedimos que se apoye a las corporaciones policiacas para que hagan su trabajo, no podemos condenar la acción de la policía cuando muchas veces no son ni número suficiente ni tienen los apoyos para luchar contra la delincuencia, pedimos que las corporaciones policiacas se profesionalicen para servir al ciudadano, que todas las agendas que deben colaborar lo hagan al unísono cumpliendo sus responsabilidades generando resultados. Pedimos una mesa ejecutiva con las autoridades de los tres niveles de gobierno para hacer una evaluación cada 15 días de cuáles son las respuestas, los problemas y las zonas críticas”.