Portal informativo de análisis político y social

ACUSAN A SUSANA PÉREZ DE NEPOTISMO, CORRUPCIÓN Y TRÁFICO DE INFLUENCIAS

ACUSAN A SUSANA PÉREZ DE NEPOTISMO, CORRUPCIÓN Y TRÁFICO DE INFLUENCIAS

Ago 8, 2015

Una y otra vez cayó en la deshonra y en el desprestigio de ser tachada como una persona que se envició de poder, avaricia y corrupción. Enlodó todas las dependencias en las que trabajó para el gobierno y, aún así, consiguió ser candidata para diputada local por el VI distrito en las pasadas elecciones 2015, por el Partido Revolucionario Institucional (PRI), es Susana Pérez Sánchez, un claro ejemplo de nepotismo, tráfico de influencias y corrupción.

Su última dependencia fue el Instituto de Formación para el Trabajo del Estado de Jalisco (IDEFT), al que le asignaron un presupuesto anual de 49 millones de pesos, mismos que convirtió en caja chica para sus aspiraciones políticas. Pero su negro historial pasa de boca en boca, de los afectados, de los trabajadores, de sus allegados.

Cuando es nombrada candidata a diputada local, es acusada de pedirles a los altos mandos del IDEFT que se reportaran con un mes de su sueldo, y si no, que pidieran un préstamo a Pensiones del Estado, lo que algunos hicieron, pero como no ganó, se quedaron como el perro de las dos tortas…

La historia de Susana Pérez inicia desde hace 30 años, cuando ingresa con plaza de auxiliar administrativa y de ahí llegó a ocupar cargos directivos hasta que la cesaron de sus funciones en el Ayuntamiento de Zapopan. De ahí catapultó al IDEFT con el apoyo del magistrado Leonel Sandoval.

En el 2013 alegó un cese injustificado frente al Tribunal de Arbitraje y Escalafón y exigió ser reinstalada como Directora de Recursos Humanos y desde el 2012 cobraba pero su dirección siempre fue ocupada por Karla Soto. Fue jubilada como directora de Recursos Humanos con 53 mil pesos y entonces, por eso, se desistió del asunto laboral. Tuvo un finiquito de 188 mil pesos que recibió bajo el número de cheque de Bancomer 09616.

 

En cementerios

Sanchez aldana

Por el 2007, ya como alcalde Juan Sánchez Aldana, Susana Pérez Sánchez también se vio envuelta en escándalos, ya que fue requerida penalmente por el faltante de losas en la Dirección de Cementerios (de la que fue titular) y supuestos cobros indebidos que hizo durante el gobierno que encabezó Arturo Zamora en Zapopan.

La denuncia fue interpuesta por el Síndico del Ayuntamiento Francisco Uribe, quien demandó a cinco empleados por la expedición de títulos apócrifos, mismos que repetían folio y falso sello, entre los cuales se encontraba Susana Pérez, Araceli Rábago, Fernando Cortés Rodríguez y Arnulfo Rosas Haro.

Le hicieron falta dos millones de pesos que desaparecieron de los registros y por eso fue requerida penalmente Araceli Rábago, Secretaria de Cementerios, por lo cual el 31 de mayo del 2010 le fue expedida una orden de aprehensión por fraude genérico según la Averiguación Previa 2617/2007.

En los últimos dos años de su administración al frente del IDEFT se aventó 119 millones de pesos entre asesorías y dobles plazas, como la de ella, en Puerto Vallarta y Guadalajara, por los mismos días y a las mismas horas. En el 2014 tuvo en su haber más de 70 millones de pesos y que comprobó mediante cuatro empresas asesoras, entre los cuales se encuentra a proveedores como Martha Delgado Mojarro con 32 mil pesos mensuales; IQ Consultores Empresariales SC con 233 mil pesos; Korima, por 52 mil pesos y HQ Avance con 13 mil pesos.

Empleados como Óscar Salazar Navarro, quien laboró como Jefe Administrativo en el Ayuntamiento de Zapopan, cobraba a la quincena 15 mil pesos, pero irregularmente aparecían cheques con 79 mil pesos sobre los meses de agosto y así un enlistado de directivos que aparecía de repente en la nómina.

 

Despidos injustificados

IMSS SL

Existe una denuncia generalizada en la que 70 personas del IDEFT fueron despedidas injustificadamente, lo cual motivó a Pérez Sánchez a contratar personal de su confianza entre familiares y amigos más cercanos, algunos fueron los que apoyaron en la pasada campaña política, incluyó a concubinos, hijos, primos, hermanos, nueras, comadres, sobrinas y cuñados, todos en la nómina con los privilegios que la ley especifica.

La denuncia presentada a manera de carta ante el Gobierno del Estado, señala a las personas afectadas y beneficiadas, sin que hasta el momento haya un pronunciamiento a favor o en contra de estos atropellos. El principal cargo lo tiene Juan Carlos Reyes García como director general, y su hermano, Fernando Reyes García se ostenta como director académico.

Los adeudos y reclamos llegan hasta el propio Seguro Social (IMSS) y al Instituto de Pensiones del Estado a los que se les debe cantidades considerables.

 

Contra las malas prácticas

Otro de los que han levantado la voz, ha sido el exmagistrado Rubén Vázquez, quien expresa que son los resultados positivos, la trasparencia y la rendición de cuentas, la actitud de servicio en el combate a la corrupción.

Lo anterior fue expuesto por el profesor Fernando Gómez Castellanos, quien refirió de Vázquez mediante un escrito, que ante un buen gobierno, lo exige la sociedad y se muestra convencido en elevar la competitividad política del priismo que debe trabajar en ese sentido.

Rubén Vázquez denunció desde julio pasado que estas prácticas lesionan a la sociedad y a las instituciones, como el caso de Susana Pérez Sánchez. La denuncia está fundada en pruebas y testimonios que son del dominio público, lo cual provocó la remoción de quien fuera director general del Instituto, quien le garantizaba el control del instituto.