Portal informativo de análisis político y social

INJUSTICABLE HACER A UN LADO LA LEY: OMBUDSMAN

INJUSTICABLE HACER A UN LADO LA LEY: OMBUDSMAN

Jul 25, 2015

Aun cuando los niveles de inseguridad crezcan y se requiera de nuevos mecanismos de seguridad, aplicación de tecnología y estrategias de «mano dura», eso no justifica cerrar los ojos ante violaciones al marco jurídico, es decir, en cualquier escenario debe respetarse la ley, afirma el ombudsman de Jalisco, Felipe de Jesús Álvarez Cibrián, quien señala que la Fiscalía General deberá ofrecer siempre «seguridad mediante estos actos inconstitucionales».

La llegada de Eduardo Almaguer a la Fiscalía General ha traído nuevas estrategias y la aplicación de mecanismos que creíamos extintos, como las llamadas volantas, dispositivos de seguridad, revisiones aleatorias o retenes móviles, cualquiera que sea el nombre, de los que se cuestiona su legalidad, no su eficiencia.

Frente a esta decisión, se apuesta a generar en la sociedad una nueva percepción de lo que es la seguridad y con largas filas de patrullas en las principales avenidas, donde se notan, se quiere establecer una imagen de patrullaje agresivo, de respuesta inmediata y eficiente, lo que al ombudsman no le parece mal porque además, acepta haber tenido ya algunas reuniones de trabajo con el Fiscal General para abordar el tema, porque dice que parte de la ciudadanía se siente afectada en sus derechos con estas prácticas.

Las volantas o como se llamen, «este tipo de restricciones de derecho, no tienen ningún soporte convencional ni jurídico, ni en los tratados internacionales de derechos humanos», señala Álvarez Cibrián y por ello hay quienes cuestionan el tema de dignidad y en general, todos los actos de molestia e incluso de humillación y esto genera y desde luego que la Constitución —artículos 14, 16 y 29—, establecen el impedimento a la autoridad de que genere este tipo de actos, «pero tampoco existe en ninguna ley federal o local» la posibilidad de poderlos realizar.

En las reuniones que han sido en las instalaciones de la CEDH, «el fiscal dejó en claro ante un servidor, que por ningún motivo se realizarán ningún tipo de actos de molestia en ese sentido, habla solamente de una mayor presencia en las distintas partes de la ciudad, generar presencia en el sentido que la sociedad vea con mayor constancia patrullas, vehículos de policía, pero no generando actos de detención o de molestia» y, de paso, el fiscal le insiste que se trata de un malentendido y «debemos dejarlo como parte del anecdotario de Jalisco, no hay intención de una política pública para establecer la seguridad mediante estos actos inconstitucionales».

Sin embargo, el tema de los retenes no termina en lo inconstitucional que pueda ser o en la violación a los derechos humanos, tiene que ir más allá y llegar al terreno de los resultados para la seguridad o combate a la inseguridad.

Por ello se cuestiona al ombudsman Felipe de Jesús Álvarez la eficiencia de los dispositivos. Una molestia cuando le piden a un automovilista deje a la policía revisar su auto contra la violencia en las calles, enfrentamientos y todo tipo de ilícitos.

¿Por qué hay temor de clasificarlos como volantas? En el pasado se tranquilizó la Zona Metropolitana con esas acciones…

—«Tenemos que entender que vivimos otros tiempos, vivimos en un estado constitucional y democrático de derecho, en donde en primer término cualquier institución pública de cualquier nivel y cualquier servidor público de cualquiera de los tres poderes debe entender que se tiene que basar en una actuación clara de respeto y observancia de la legalidad, la constitucionalidad y convencionalidad, de tal forma que cualquier acción que se realice tiene que estar soportada en esos aspectos, de lo contrario se está transgrediendo la Constitución, se está trasgrediendo en Estado constitucional de derecho y no es la fórmula para dar un mensaje correcto a la sociedad.

Agrega el titular de la Comisión Estatal de los Derechos Humanos de Jalisco que si queremos que se respeten la ley y las autoridades se debe predicar con el ejemplo y, bueno, la Constitución soporta cambios y ajustes, entonces, si el camino en la lucha contra la criminalidad es el establecimiento de medidas de seguridad como las volantas, entonces «convoquemos a un debate profundo para analizar esa factibilidad de hacer un cambio, pero sin hacer el cambio legal no se puede dar el mensaje, entonces no es temor ni miedo, a la delincuencia hay que combatirla con inteligencia», esa es la tarea de la Fiscalía General y debe ser eficiente porque aun cuando la inseguridad se haga presente, no puede combatirse con otra ilegalidad».

Entonces, ¿no habrá mano dura?

—«La mano dura siempre debe existir contra el crimen organizado, contra quien comete un delito. Si se comete un agravio se tiene qué sancionar, si eso se llama mano dura pues así debe ser. La prevención y persecución debe ser efectiva e inmediata».

 

Capacitación en derechos humanos

El titular de la Comisión Estatal de Derechos Humanos señaló que si bien es importante la capacitación policiaca, también lo es el tema tecnológico, en donde ha habido fallas como la inversión en las videocámaras, situación que el fiscal general revisará.

Pero la gran noticia es la capacitación intensiva que habrá para cada uno de los servidores públicos de la fiscalía.

«La tecnología y todos esos avances científicos que se han venido dando, el equipamiento de armamento y todo lo que se requiere es importante, pero no menos importante es la capacitación en derechos humanos de los policías, por eso el Fiscal ha asumido una gran responsabilidad y meta que es que en lo que resta del presente año se compromete que haremos capacitación intensiva y permanente de todos los servidores públicos que conforman la Fiscalía a los que habremos de capacitar todas las semanas, estamos por iniciar con todo un mensaje claro, además ha asumido un compromiso de aceptar todas las recomendaciones que se presenten y cumplir, sancionar y reparar los daños, además de no negar acontecimientos como la tortura, desapariciones, esos temas que nos han generado dificultad para el reconocimiento. Reconozco la apertura del fiscal, espero que esto se lleve a la práctica».

—«En el tema de tortura. ¿Siente que la actitud es diferente para que las prácticas desaparezcan?

—«De entrada el reconocimiento porque es un paso importante, mientras no reconozcamos que hay tortura no podemos avanzar en prevenirla, combatirla, sancionarla y reparar el daño a las víctimas. Ya se hizo un análisis de las recomendaciones que existen, hay una ley estatal para prevenir, sancionar, erradicar y reparar el daño recientemente aprobada por el Congreso del Estado, la cual tenemos qué hacer vigente, donde establece una serie de condiciones entre ellas que cualquier persona que conozca o sepa de un tema que tiene que ver con tortura, tiene obligadamente qué denunciarlo, más si son servidores públicos. Prueba de ello es que en los últimos dos meses se han incrementado las quejas por el tema de tortura presentadas principalmente por jueces federales, llevamos 72 quejas en lo que va del año las cuales se están investigando; sí hay gran diferencia a años anteriores, el año anterior fueron 25. Es el reflejo del cambio generado por la ley, entonces si está en la ley obliga a todos los servidores públicos a cumplirlo, por supuesto en medida que más se denuncie cualquier delito, es la medida como lo podemos atacar».

¿Y el respeto y derechos humanos de las víctimas?

—«A eso me refiero, a la Ley General de Víctimas del Delito. Tradicionalmente el derecho penal en México se enfocó en determinar reglas claras y una serie de cuestiones respecto al presunto delincuente, ahora la tendencia reciente y las directrices que nos marcan las cortes internacionales, así como nuestras leyes federales y locales, es que precisamente nos enfoquemos en hacer una reparación integral de los daños que se generan a una víctima de una violación a los derechos humanos o a una víctima del delito, tan así que se integró a Jalisco el tema de atención a víctimas, es una obligación legal y constitucional que se tiene qué atender, es un enfoque que nos dan los nuevos paradigmas legales, así que tenemos que enfocarnos en el tema, es un responsabilidad que le corresponde a todas las instituciones».