Portal informativo de análisis político y social

Trino Padilla quiere gobernar Guadalajara: “He hecho tres campañas: sé lo que es la victoria y la derrota”

Trino Padilla quiere gobernar Guadalajara: “He hecho tres campañas: sé lo que es la victoria y la derrota”

Sep 10, 2017

Por Gabriel Ibarra Bourjac //

Trino Padilla levanta la mano y se apunta dentro del PRI para competir por la presidencia municipal de Guadalajara. “No soy el único. La ventaja que tiene el PRI es que cuenta con cuadros muy valiosos. Un proceso democrático debe contar con opciones, no tienes un ejercicio democrático si solamente tienes una opción”.

Me da gusto que en el PRI haya muchas opciones, quiero ser una de esas opciones y creo que podría aportar”, expresa el actual titular de la Procuraduría de Desarrollo Urbano del Estado (Prodeur), quien a sus 60 años dice estar con la plena madurez para poder y contar con la experiencia de asumir un reto como es gobernar una ciudad de la complejidad de Guadalajara.

Los retos son muy difíciles, pero no estamos mancos. Hay estructura, hay militancia, hay amigos, hay capacidad de propuesta y capacidad de conectar con la gente. Me parece que hay un reto interesante”, argumenta en entrevista con Conciencia Pública.

José Trinidad Padilla López dice tener plena conciencia del enorme reto que enfrenta el PRI en este proceso electoral que arrancia en Jalisco de cara a las elecciones del 2018 y de que el ejercicio de gobierno desgasta, cuando se actúa con responsabilidad y se gobierna en razón de tomarse decisiones en términos de generaciones y no de elecciones.

Es así como el gobierno del Presidente Enrique Peña Nieto ha impulsado reformas estructurales cuyos resultados no los vas a ver de manera inmediata. “No lo puedes percibir como ciudadano, como algo positivo, al revés, muchas de las medidas o efectos que haya tenido la economía del país lo percibes inmediatamente como negativo y sé que por eso mi partido no está en la mejor de las posiciones”.

El ex rector de la Universidad de Guadalajara, la segunda Universidad en importancia del país, indica que durante las tres campañas electorales que ha realizado postulado por su partido el PRI, dos han sido exitosas y una, la última en la elección pasada, fue una derrota. La característica ha sido hablarles a los ciudadanos con la verdad. “No les vendo quimeras, hay que decirles qué se puede hacer, qué se tiene y esto es lo que se puede hacer”.

Eso es lo que he hecho cuando he sido candidato. He sido candidato tres veces, hice ya tres campañas. Dos de ellas fueron exitosas, pude conectar con los ciudadanos, y también conozco el otro lado de la moneda. Ya sufrí una derrota en la elección pasada. Se lo que es morder el polvo, se lo que es una derrota, pero también tengo la suficiente claridad que eso es normal en un proceso democrático”.

En un proceso verdaderamente democrático hay incertidumbre sobre el resultado final. No sabes quién va a ganar y esto se acaba hasta que se acaba, como lo decía aquel famoso locutor de béisbol, parafraseando al gran Yogi Berra”.

NO HAY SOLUCIONES MÁGICAS

No nos gusta prometer por prometer. No creo en las soluciones mágicas. “Se que el reto es muy fuerte porque habrá que plantear cosas que sean sensatas, no solo suenen, sino que sean sensatas, que se fijen un horizonte de posibilidad y platicarlo con los ciudadanos tal cual, que además tenga un efecto pedagógico con los ciudadanos”.

EL GRUPOS UNIVERSIDAD Y SUS INTERESES

Trino Padilla forma parte del Grupo Universidad, el grupo más articulado y poderoso del Occidente del País, donde confluyen intereses políticos, con participación en varios partidos. Se le pregunta: ¿Qué tanta autonomía se puede tener en un grupo de esta magnitud y qué tanto pesa esa convicción priísta ante los intereses del Grupo Universidad?

Su respuesta y sus argumentos:

Hablar de intereses del Grupo Universidad es hablar demasiado abstracto y genérico. En principio los universitarios que de alguna manera hemos tenido alguna relevancia dentro de la institución, nos interesa proteger institucionalmente a nuestra Casa de Estudios, generarle condiciones para que preste su misión, su función, con buenas posibilidades, tanto financieras como de recursos humanos”.

En términos generales, diría que esos son los intereses de los universitarios que de alguna manera hemos tenido la relevancia y que buscamos proteger”.

Ahora la Universidad es una institución plural donde los universitarios tenemos la capacidad y la libertad de militar en las organizaciones que nos convenzan, los que creemos que podemos hacer algo y hay algunos que hemos decidido hacerlo en el Partido, otros han decidido hacerlo en otros partidos, como en el PRD, hay muchos que están en el PAN, habrá otros que han decidido militar en Movimiento Ciudadano o que su decisión será apostarle a una opción independiente, conozco, hay muchos universitarios así y universitarios, independientemente de esa preferencia que tengan, nos vincula el hecho de que todos queremos proteger a nuestra Casa de Estudios”.

Yo estoy en el PRI, el PRI tiene sus bemoles como todo partido, tiene sus pros, tiene sus contras, no hay porqué rasgarse las vestiduras, por lo menos yo no me las rasgo respecto a algunas ocasiones sobre los métodos de selección que puedan parecer no muy abiertos, sí desearía desde luego que sean lo más abierto posible, que tomen en cuenta a la militancia, que haya esas posibilidades, pero qué partido puede darle lecciones al PRI en ese sentido, qué partido puede darle lecciones de moral o de decencia política al PRI, sin sentir que también se muerden la lengua”.

Sobre el proceso que el PRI seguirá para decidir quién será su candidato a la alcaldía, Trino Padilla reflexiona: “Lo que estoy viendo, lo veo con optimismo, veo que habrá procesos internos, se que hay liderazgos importantes en el partido, tanto formales como informales, hay sectores que tienen mucha representación que le imprimen al Partido mucha fuerza social, que obviamente son tomados en cuenta y se que con todos ellos habrá que armar algo”.

El planteamiento que yo hago es aquí estoy, levanto la mano, si cree mi partido que yo puedo encabezar un proyecto como ese con una relativa solidez que le permita razonablemente al PRI hacer una campaña en la que razonablemente podría ganar, digo razonablemente por lo que decida la gente que vota a la hora (…) Si el partido cree que yo soy esa persona, le estoy diciendo a mi partido aquí estoy, considérenme. Probablemente determinen otra cosa”.

Puede ocurrir que mi partido encuentre que no soy esa opción y hay otra mejor, puede ocurrir, desde luego. Nada pierdo con intentarlo”.

NO ES OBSESIÓN”

Es la segunda ocasión que el ex rector de la Universidad de Guadalajara levanta la mano, tratando de convertirse en candidato a la alcaldía de Guadalajara. Sereno, afirma que “no es obsesión”. “Lo digo y lo razono con esa tranquilidad, ni me va la vida con ello, ni me rasgo las vestiduras, ni me doy de latigazos, no”.

Creo que en este momento algo se puede aportar sabiendo que efectivamente, a lo mejor el votante decide alguna u otra opción (…) Pero es parte de la democracia, tengo confianza que podemos establecer una buena comunicación con los ciudadanos y convencer a una buena mayoría de que el proyecto que el partido impulsa es un proyecto correcto, es un proyecto que tiene sensatez. No le vamos a poner oropel, no vamos a envolver el caramelo en un papel muy fino para que luego descubra a lo mejor no era lo que compró, no”.

Esto es lo que el partido está ofreciendo como soluciones sensatas en un horizonte sensato, con metas claras y esto ofrecemos sin venderle espejitos a nadie, sin vender soluciones mágicas y tratar de convencer a la gente que las soluciones mágicas no sirven”.

Creo que siendo los retos muy difíciles, finalmente tampoco estamos mancos. Hay estructura, hay militancia, hay amigos, hay ideas, hay capacidad de propuesta y capacidad de conectar con la gente, entonces me parece que es un reto interesante”, concluye José Trinidad Padilla López.

 

PLANEAR LA REDENSIFICACIÓN: LA COMPLEJIDAD DE REORDENAR EL DESARROLLO DE GUADALAJARA

José Trinidad Padilla López, habla también en la entrevista sobre el modelo de desarrollo que debe seguir Guadalajara como ciudad enclavada en una metrópoli con una población de 5 millones de habitantes, con una compleja problemática cuya solución es con políticas a corto, mediano y largo plazo.

El tema del modelo de desarrollo lo plantea el titular de la Procuraduría de Desarrollo Urbano del Estado de Jalisco. “Aquí no te creas que hay necesidad de descubrir el hilo negro. Hay ya muchos consensos en ese sentido y que incluso son ya políticas públicas. Me refiero consensos como foros internacionales como ONU-Habitat que el año pasado tuvo su tercera edición en Quito donde se refuerza la idea de que hay que redensificar las grandes ciudades”.

Las grandes metrópolis necesitan reorientar su crecimiento para evitar ese desarrollismo expansivo y depredador de áreas verdes, que además en términos económicos vuelve muy caras a las ciudades, genera muchos problemas porque hay que invertir muchísimo más en transportes lejanos, se favorece mucho el uso del automóvil, cuestiones de esa naturaleza”.

El modelo que se ha consensuado y que está expresado en políticas públicas concretas en México (políticas impulsadas por la Sedatu en muchos estados de la Federación) es buscar redensificar las ciudades, no en cualquier parte ni a cualquier costo, quiero aclarar, el problema de la redensificación no es que vayas a meter 500 personas donde antes había 50, ese no es el problema en sí, el problema es que las quieras meter sin intervenir previamente sin asegurarte que el entorno urbanístico es sustentable para esa nueva densidad que está haciendo del uso del suelo, porque no todos los suelos de la ciudad tienen la misma vocación”.

Es la capacidad técnica que tengas como autoridad para dotar de infraestructura, equipamiento y servicios, es la que te debe de orientar dónde y hasta qué nivel puedes redensificar. Esos son procesos que recomendaría cuidar mucho”.

REDENSIFICACION CON PLANEACIÓN

Sobre la necesidad de redensificación con planeación, subraya que el Estado debe recuperar su rectoría en sus tres órganos de gobierno (federal, estatal y municipal), recuperar la planeación razonable de las ciudades. “Me podrás decir que las leyes así lo establecen, que nadie se las ha quitado, sí, pero en la realidad es otra cosa”.

Tengo claro que en los últimos 30 y 40 años las grandes ciudades fueron creciendo más como resultado de la lógica del capital inmobiliario, de la lógica de dónde hay tierra barata, dónde conviene invertir, dónde podemos obtener créditos para meter allí muchos desarrollos habitacionales sin importar los entornos urbanísticos o las capacidades que el propio entorno tenía para hacer esa redensificación y sobre todo los temas de comunicaciones”.

Eso fue lo que generó una hiper-concentración de asentamientos humanos en la parte sur del área metropolitana, en la zona de Tlajomulco sin que hubiera infraestructura adecuada para ello, ni siquiera las grandes vialidades que debiste haber garantizado”, cita de ejemplo.

La redensificación debe hacerse con planeación, para evitar que se repitan historias con posibles actos de corrupción como el caso de las llamadas torres chuecas de Guadalajara que sin dotar de esa capacidad técnica con infraestructura y equipamiento y servicios, generan el colapso de una ciudad, con un desarrollismo sin ton ni son.

Dice que no le queda claro si los nuevos planes parciales de la ciudad están en sintonía con el POTMet (Plan de Ordenamiento Territorial Metropolitano), considerando dotar a las zonas con capacidad técnica que evite el colapso de los servicios (agua, drenaje, luz, vialidades, equipamiento).

NO SE TRATA DE HACER PERROS DE MAL

Ese desarrollismo, critica, genera pérdida de vida de personas que pasan muchas horas para trasladarse de un punto a otro de la Metrópoli, todo por esa carencia de la planeación urbana que perdió el gobierno.

Aclara que en esta complejidad “no se trata de hacer perros del mal a los empresarios de la vivienda, cuya actividad es muy importantes en la economía. “Debemos integrar al sector público y privado. Es un área de la economía muy importante que es necesario estimular, genera empleos, la industria de la vivienda mueve la economía, pero con orden y crecimiento racional de la ciudad en donde haya una adecuada colaboración de los tres órdenes del gobierno en las áreas que le son exclusivas y concurrentes, que cada quien tenga su responsabilidad”.

Creo que se puede reordenar y recomponer un poco el crecimiento caótico de las grandes ciudades, sobre todo, hacerlas más sustentables”.