Connect with us

MUNDO

Política Global: De cómo el imperio destruye a Julian Assange y a Wikileaks

Published

on

Compartir en redes:

Con información Agencia de Noticias Sputnik //

Ya es de conocimiento mundial que cuando un ser humano entra en la mira de los servicios de inteligencia en cualquier país del mundo por considerarlo un “peligro para la seguridad nacional” todo el sistema represivo se lanza contra este hombre o mujer hasta destruirle o desprestigiarle.

Así está pasando con Julian Assange, uno de los tres pilares de WikiLeaks, quien abrió los ojos al mundo entero sobre los crímenes y las atrocidades que estaban cometiendo EEUU y sus obedientes sirvientes de la OTAN en el Oriente Medio al lanzar su ‘guerra permanente’ para apoderarse de los recursos nacionales de Irak, Afganistán, Libia, Somalia, Siria. Ahora, este valiente comunicador social está recluido en la prisión de alta seguridad de Belmarsh en Londres, conocida como el ‘Guantánamo británico’ y con la salud seriamente decaída.

Lo trágico de este caso consiste en que todo el proceso contra Assange está basado en la decisión de Washington de considerarlo culpable hasta que se demuestre su inocencia en los 18 cargos sobre el rol de Julian Assange en la revelación de crímenes de guerra de EEUU en Irak y Afganistán publicados entre 2011-2012 por WikiLeaks y conspiración diplomática global.

Sin embargo, la arremetida de Washington contra WikiLeaks arrancó ya en 2009 después de la divulgación de un video del tiroteo a periodistas en Bagdad el 13 de julio de 2007 por un helicóptero militar norteamericano. La publicación por WikiLeaks del ‘Diario de Guerra en Afganistán’ el 25 de julio de 2010 hizo intensificar aún más la irritación de la Casa Blanca.

En 2017, el entonces director de la CIA y hoy secretario de Estado, Mike Pompeo, declaró una guerra abierta contra los tres pilares de WikiLeaks: Julian Assange, el abogado y activista Jacob Appelbaum y el relacionista público Trevor Fitzgibbon.

Por una simple decisión política del ‘establishment’ norteamericano, el Departamento de Justicia de EEUU se convirtió en un ‘inquisidor’ global del siglo XXI que concentró su mirada primero en Julian Assange, lanzando, según el relator especial de las Naciones Unidas sobre Tortura y Penas Crueles, Nils Melzer, “una campaña implacable y desenfrenada de acoso público, difamación e intimidación de Julian Assange no solo en EEUU sino en Reino Unido, Suecia y Ecuador”.

Melzer señaló también que “en 20 años de trabajo con las víctimas de la guerra, la violencia y la persecución política, nunca vi a un grupo de estados democráticos asociarse deliberadamente para aislar, satanizar y abusar de un solo individuo por tanto tiempo, con tan poco respeto por la dignidad humana y el imperio de la ley”.

El ‘modus operandi’ del sistema de represión globalizada dirigida por Washington ha tenido de preferencia desde hace bastante tiempo el uso de la táctica de rumores, denuncias y acusaciones relacionadas con el sexo como acoso sexual, ataque sexual, violación, homosexualismo para dañar la reputación pública del personaje que atenta a desafiar el sistema político y social existente.

El acusado por muy inocente que sea se convierte en una víctima señalada y manchada como un “violador en serie”. El sistema sabe que esta táctica produce un efecto inmediato negativo sobre la capacidad de producción de esta persona y afecta seriamente su estado de ánimo y mental. Así hicieron con Julian Assange cuando dos mujeres, la periodista y feminista sueca Anna Ardin de 30 años y su amiga Sofia Wilden de 26 años denunciaron al fundador de WikiLeaks por abuso sexual y reconociendo al mismo tiempo que el sexo en ambos casos fue consensuado.

Fue una operación bien montada contra Assange, aceptando el Scotland Yard la acusación de supuestas ‘víctimas’ de coerción ilegal y abuso sexual sin presentar las afectadas alguna prueba concreta contra su victimario. El preservativo que presentó Anna Ardin no reveló ADN ni de ella ni de Assange. Sin embargo, el fundador de WikiLeaks fue arrestado bajo sospechas y sin cargos de violación y después fue liberado bajo fianza mientras se estudiaba su posible extradición a Suecia que a su vez podía entregarlo a EEUU donde sería juzgado por espionaje

EL PRESIDENTE DE ECUADOR LO ENTREGÓ

Después que la Corte británica determinara extraditarlo a Suecia, Assange pidió en 2012 asilo en la Embajada de Ecuador en Londres, donde se quedó durante siete años sin asistencia médica. El 11 de abril de 2019, el presidente ecuatoriano, Lenín Moreno, tras recibir promesas de Washington de nuevos créditos financieros para su país, suspendió el asilo de Assange y lo entregó a Scotland Yard, que lo sacó a rastras de la Embajada ecuatoriana y lo trasladó a la prisión de Belmarsh, donde estuvo durante un tiempo en el hospital de la cárcel debido al serio deterioro de su salud, llegando al extremo de no poder sostener una simple conversación con sus abogados.

El sistema represivo globalizado tampoco dejó en paz a otros dos pilares de WikiLeaks: el activista y abogado Jacob Appelbaum y el relacionista público Trevor Fitzgibbon. La periodista Suzie Dawson describió en su ensayo ‘Freeing Julian Assange’ como la prensa globalizada se empeñó en destruir sus carreras, sus finanzas y hasta el matrimonio de Jacob creando imagen de ‘violadores en serie’ sin presentar ninguna prueba concreta. Bastaron rumores, mentiras, insinuaciones, alegaciones para convertirlos en unos depredadores sexuales. Tan fuerte fue la guerra informativa contra Trevor que 70 organizaciones progresistas lo repudiaron.

En 2018 el periodista islandés Kristinn Hrafnsson, nombrado editor jefe de WikiLeaks, fue acusado por los medios de comunicación globalizados de ser violento con las mujeres sin presentar ninguna prueba. El otro colaborador de WikiLeaks, Matt DeHart, exanalista de inteligencia de EEUU y miembro del grupo de piratas informativos, fue tildado de perverso y se le inventó la tenencia de pornografía infantil que indignó a la opinión pública a tal extremo que inclusive Edward Snowden atacó a Matt. Resultó que esta táctica usada con fines políticos funcionó a la perfección para hacer debilitar a WikiLeaks.

Mientras todo esto estaba sucediendo, los agentes del FBI estaban extremadamente activos interrogando a su informante islandés Sigurdur Thordarson, quien se convirtió en el principal acusador de Assange. En mayo pasado, la agente especial del FBI Megan Brown, quien está a cargo de investigación contra Assange, viajó a Islandia junto con el fiscal Kellen Dwyer del Distrito Oriental de Virginia para interrogar a Thordarson. Este informante no tiene mucha credibilidad por tener un historial criminal.

Este personaje había sido un colaborador de WikiLeaks en Islandia desde 2010 hasta que en 2011 cuando se contactó con la embajada norteamericana en Reikiavik ofreciendo ayuda a EEUU en investigación criminal relacionada con Julian Assange. Entre 2011 y 2012 Thordarson entregó a las autoridades norteamericanas ocho discos duros de información perteneciente a WikiLeaks por los cuales recibió miles de dólares en recompensa.

El arresto y el traslado de Assange al ‘Guantánamo británico’ está demostrando el poder de largo brazo de Washington que ya estaba seguro que el fundador de WikiLeaks sería extraditado a EEUU tarde o temprano y donde sería acusado de contactar con la analista del Departamento de Defensa, Chelsea Manning, para “obtener ilegalmente documentos clasificados relacionados con los secretos de defensa nacional y su posterior publicación”.

El Departamento de Justicia de EEUU ya presentó 18 cargos contra este comunicador social y el secretario de Interior de Reino Unido, Sajid Javid, no se dejó esperar y firmó una solicitud formal para extraditar a Assange a EEUU donde el Gran Jurado le podría condenar hasta 175 años de prisión. El Tratado de Extradición entre Washington y Londres fue firmado y ratificado en 2007 sin necesidad de presentar evidencias sustanciales para proceder con extradición.

Ahora todo depende de la decisión de la justicia británica. El pasado 14 de mayo durante la sesión de procedimiento la jueza de la Corte de Magistrados de Westminster, Emma Arbuthnot, ordenó para el 25 de febrero 2020 una audiencia con una duración prevista de cinco días para revisar la extradición de Julian Assange a EEUU.

Se prevé también vistas preliminares en julio y octubre próximos. Si tomamos en cuenta que el esposo de la magistrada, James Arbuthnot, es exdirector de Security Intelligence Consultancy SC Strategy Ltd., la empresa privada británica de inteligencia cuya ‘labor’ fue divulgada en más de 500 informes de WikiLeaks, ya podemos darnos cuenta del veredicto que espera al periodista y activista Julian Assange.

Lo nuevo de este caso es la aparición inmediata de lo que se llama ‘Efecto Assange’, que consiste en el inicio de una nueva ola de ‘cacería de brujas’ contra el periodismo de investigación y el pensamiento alternativo en Australia, Francia y EEUU.

La Policía de Australia realizó ya una redada en la Australian Broadcasting Corporation con la orden de apropiarse, eliminar o cambiar la información periodística relacionada con la seguridad nacional del país. En San Francisco, California, el 14 de junio pasado una docena de policías fuertemente armados abrió a martillazos la puerta de la casa del periodista Bryan Carmody, lo esposaron y requisaron todo su material de trabajo. Esto ocurrió al negarse el periodista revelar su fuente de información tras publicar un informe sobre un turbio suceso local.

Frente a estos ataques contra los medios de comunicación, el periodismo globalizado que hasta poco estaba proyectando a la opinión pública una imagen distorsionada y vilificada del creador de WikiLeaks y posteriormente mantuvo silencio sobre la tragedia de Assange dando luz verde a su persecución por el Gobierno estadounidense, por primera vez en los últimos 10 años los informadores globalizados se sintieron inseguros.

Surgieron dudas en los medios de comunicación más alineados con Washington respecto a su futuro en el caso de publicar algunos documentos clasificados. Recién han comprendido que la criminalización de la práctica periodística no tendría límites y podría inclusive afectar al mismo The New York Times o The Guardian británico que supuestamente son partidarios y luchadores por la democracia y la libertad.

Una posible extradición de Julian Assange a EEUU junto con una arremetida por el sistema represivo globalizado neoliberal contra los medios de comunicación abriría la puerta a una dictadura con todas sus consecuencias. El fundador de WikiLeaks ya nos advirtió sobre este peligro al exponer a EEUU, a sus aliados de la OTAN más importantes y a sus líderes divulgando sus secretos, sus crímenes más cruentos y sus planes para domesticar a la opinión pública mundial silenciando a la prensa alternativa y tratando inclusive controlar internet.

La libertad es lo más importante en la vida y precisamente esta libertad está en peligro actualmente. Ya es hora para los medios de comunicación darse cuenta de lo que les espera a ellos y al mundo entero si es que siguen siendo promotores y portavoces del sistema represivo globalizado.

Continue Reading
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

MUNDO

Sucedió hace 47 años: Tragedia de Los Andes, la mayor historia de supervivencia contada por uno de sus héroes

Published

on

Compartir en redes:

Sputnik Mundo //

El 13 de octubre se cumplieron 47 años del accidente aéreo en la Cordillera de los Andes, que inició una de las mayores hazañas de la humanidad. Durante 72 días, los sobrevivientes se enfrentaron a un clima hostil, a un alud y a la difícil decisión de comer carne humana en una incansable lucha por la vida. Entrevistamos a Carlos Páez Rodriguez.

“Es algo que nos cambió la vida, no sólo a los sobrevivientes sino a mucha gente. Creo que sigue siendo atractivo, a pesar del tiempo que pasó, porque es una historia extraordinaria protagonizada por gente común, cualquiera pudo haber estado ahí”, dijo Páez, uno de los 16 sobrevivientes, que tenía sólo 18 años cuando ocurrió el accidente.

El viernes 13 de octubre de 1972 un avión de la Fuerza Aérea de Uruguay que trasladaba al equipo uruguayo de rugby Old Christians de Argentina a Chile se estrelló en la Cordillera de los Andes en medio de una tormenta. De los 40 pasajeros y cinco tripulantes, murieron 13 en el accidente y otros cuatro la mañana siguiente.

El resto comenzó la lucha por sobrevivir en condiciones climáticas hostiles —temperaturas de entre -25 a -42 grados centígrados—, sin ropa adecuada, sin alimentos y sin saber dónde estaban. Al décimo día se enteraron por una radio a pilas que los equipos de rescate habían abandonado la búsqueda. 

“Siempre digo que si hubiera sido un avión de línea, donde todos son desconocidos, no hubieran sobrevivido. Nosotros teníamos la misma educación, los mismos objetivos, la misma religión”, respondió Páez al ser consultado sobre la clave de esta hazaña de supervivencia. 

UN NIÑO MIMADO QUE CRECIÓ DE GOLPE

Los jóvenes que viajaban en el avión eran exalumnos del colegio privado Stella Maris de Montevideo y pertenecían a familias de un alto nivel socioeconómico. Algunos de ellos vivían con sus padres, no habían realizado nunca tareas domésticas, y de repente tuvieron que valerse por sí mismos y cuidarse unos a otros. 

“Me di cuenta de que ese chico malcriado y caprichoso, que no servía para nada, podía ser un hombre útil. Yo tenía niñera en esa época, que me llevaba el desayuno a la cama y me había hecho la valija para el viaje. Y en 70 días comprobé la capacidad del ser humano de evolucionar, transformarse y salir adelante”, contó el más joven de los sobrevivientes.

Se las ingeniaron para, con lo poco que tenían, fabricar guantes con los forros de los asientos del avión, botas con los almohadones, y lentes con plástico para evitar encandilarse con el reflejo del sol en la nieve. En las noches más frías se hacían masajes para evitar la hipotermia. 

LA DECISIÓN MÁS DIFÍCIL

Saber que en su país ya habían abandonado la búsqueda, haber pasado más de 10 días sin comer, y haber sobrevivido a un devastador alud que acabó con la vida de ocho de ellos, los llevó a tomar la difícil decisión de alimentarse de los cuerpos de sus compañeros muertos. Algunos se opusieron hasta que se dieron cuenta de que era la única forma de sobrevivir. 

“En las conferencias le pregunto a la gente ‘¿ustedes no lo hubieran hecho?’ y nadie levanta la mano. Hicimos un pacto solemne entre nosotros de que si alguno moría quedaba a disposición de los demás. Nosotros teníamos el más sagrado de los derechos que era el derecho a la vida y a volver a casa”, aseguró Páez.

“EN LA VIDA HAY QUE IR A BUSCAR LOS HELICÓPTEROS”

Cuando el clima mejoró y comenzó el deshielo, supieron que tenían que ir a buscar ayuda por sus propios medios. El 12 de diciembre de 1972 tres de los supervivientes emprendieron el recorrido hacia el oeste —ya que erróneamente pensaban que estaban en Chile— cuando en realidad se encontraban en Argentina.

Tuvieron que atravesar los picos más elevados de la Cordillera de los Andes, debilitados físicamente y sin equipos. Pero aún así alcanzaron el objetivo: encontraron a un arriero chileno que le avisó al mundo que los uruguayos de aquel accidente aéreo estaban vivos, y ese mismo día fueron rescatados. 

“Nosotros tenemos una frase que es: ‘en la vida hay que ir a buscar los helicópteros’. Por más que reces, los helicópteros no aparecen, hay que ponerle acción”,  dijo el hombre de 65 años que hoy trabaja dando conferencias sobre la Tragedia de los Andes en todo el mundo. 

Cientos de empresas, colegios y hasta equipos de fútbol escuchan su historia que transmite conceptos como la importancia del trabajo en equipo, la adaptación al cambio, la toma de decisiones, la tolerancia a la frustración y el saber que “sí se puede”. 

ENTRE MI HIJO Y YO, LA LUNA

No todo fue negativo en la Cordillera. Carlos prefiere rescatar los aspectos positivos que lo convirtieron en quién es hoy. Admitió que al volver extrañó a esa comunidad de la nieve que habían creado entre las montañas. 

“Llegué a extrañar momentos espirituales espectaculares que tenía en la Cordillera. Era nuestro mundo, nuestras reglas, lo que habíamos hecho y por lo que habíamos peleado”, confesó el hijo del reconocido artista uruguayo Carlos Páez Vilaró. 

Por las noches miraba la Luna, sabiendo que su madre también estaría mirándola. Al regresar se enteró de que ella iba a la rambla de Montevideo a observarla todos los días, pensando que él la estaría viendo. 

“El título del libro de mi padre, Entre mi hijo y yo, la luna, está basado en ese vínculo que yo tenía con mi madre a través de la Luna. Me emociona contarlo, aún hoy, 47 años después”, concluyó. 

Continue Reading

MUNDO

Cómo sobrevive Huawei a las sanciones del gobierno estadounidense

Published

on

Compartir en redes:

(Sputnik Mundo).-

El 19 de septiembre Huawei presentó sus teléfonos insignia de la serie Mate 30. Ya es posible comprarlos por ejemploen varios países por un precio más bajo de lo anunciado. Sputnik te cuenta cómo se adapta el gigante asiático ante la guerra comercial con Estados Unidos.

El modelo de celular Mate 30 es la primera serie de smartphones de Huawei lanzada por la compañía tras la introducción de restricciones por parte de EEUU. Como resultado, la empresa perdió la oportunidad de usar los servicios de Google.

Sin embargo, los nuevos dispositivos cuentan con el nuevo sistema operativo móvil EMUI 10 basado en Android 10 en fase beta. EMUI 10 difiere notablemente de EMUI 9. Trae una nueva interfaz de usuario y además ha sido actualizado el esquema de colores. El modo oscuro se ha vuelto más cómodo para los ojos.

La compañía china anunció que el sistema operativo EMUI 10 también lo tendrán las series P20, P30, Mate 20 y Mate 10, así como algunos modelos de las series Nova y Honor.

¿Dónde se pueden comprar los nuevos móviles de Huawei?

En una presentación del modelo Múnich, Alemania, la compañía anunció los precios de los teléfonos, pero no indicó la fecha de salida a la venta fuera del mercado chino. La empresa necesita tiempo para abastecer la tienda Huawei App Gallery con aplicaciones populares para los usuarios en otras partes del mundo. Lo más probable es que esté lista para noviembre, mismo momento en que se iniciarán las ventas del Mate 30 y Mate 30 Pro.

No obstante, los nuevos dispositivos ya se venden fuera de China. Primero, las ventas empezaron en Malasia y el pedido por adelantado solo está disponible para los propietarios de modelos anteriores de la serie Huawei Mate.

Rumanía se convirtió en el primer país en Europa donde se pueden comprar los nuevos modelos de Huawei. Los precios resultaron ser más bajos de los anunciados en Múnich y no es necesario ser un propietario de los modelos anteriores.

¿Cómo instalar las aplicaciones de Google en el nuevo Huawei?

A pesar de que los nuevos teléfonos sí tienen el sistema operativo Android 10, no están las app habituales como los mapas, la tienda de aplicaciones, el correo Gmail, entre otras. Casi de inmediato, se descubrió que era posible instalarlas de manera ilegal, pero muy rápidamente la posibilidad fue eliminada.

Al descargar estas app, los usuarios no solo pierden la garantía por el hackeo del dispositivo, sino que dejan de gozar de la prueba de seguridad Google SafetyNet, uno de los requisitos necesarios para utilizar las aplicaciones bancarias.

De esta manera, no hay ninguna posibilidad legal de instalar las aplicaciones de Google en los smartphones de Huawei. No obstante, la compañía ya anunció ventas récord del nuevo dispositivo.

Continue Reading

MUNDO

El ex vicepresidente de Estados Unidos, Joe Biden, se postula a la Casa Blanca

Published

on

Compartir en redes:

(Sputnik Mundo) —

El 47º vicepresidente de EEUU (2009-2017), el político demócrata Joe Biden, anunció la decisión de postularse como candidato a la Casa Blanca en las elecciones de 2020.

“Los valores fundamentales de esta nación… nuestra posición en el mundo… nuestra democracia… todo lo que ha hecho que Estados Unidos sea Estados Unidos, está en juego. Por eso hoy estoy anunciando mi candidatura a la presidencia de los Estados Unidos”, publicó el político demócrata de 76 años agregando la etiqueta #Joe2020.

En su sitio web, Biden señala que “es hora de un liderazgo respetado en el escenario mundial y un liderazgo digno en el hogar”. “Es la hora de la igualdad de oportunidades, de la igualdad de derechos y de la igualdad de justicia. Es hora de una economía que recompense a quienes realmente hacen el trabajo. Es hora de que un presidente nos defienda a todos”, añade.

En un video publicado en Twitter, Biden recordó la polémica actuación del actual inquilino de la Casa Blanca, Donald Trump, tras los violentos disturbios de agosto de 2017 en la ciudad de Charlottesville.

“En aquel momento supe que esta nación afronta una amenaza como nunca había visto en mi vida”, señaló Biden.

Para el exvicepresidente los estadounidenses están viviendo una batalla por el alma de su nación.

“Si dejamos a Donald Trump por ocho años en la Casa Blanca, va a cambiar fundamentalmente y para siempre el carácter de esta nación”, advirtió.

El presidente Donald Trump fue duramente criticado por la tibieza con que reaccionó en un principio a la manifestación de la ultraderecha racista en Charlottesville, Virginia. Aunque finalmente emitió un comunicado condenando a esos sectores, al día siguiente se retractó y culpó a los dos bandos.

Continue Reading

Tendencias

Copyright © 2018 Conciencia Pública // Este sitio web utiliza cookies para personalizar el contenido y los anuncios, para proporcionar funciones de redes sociales y para analizar nuestro tráfico. También compartimos información sobre el uso que usted hace de nuestro sitio con nuestros socios de redes sociales, publicidad y análisis, que pueden combinarla con otra información que usted les haya proporcionado o que hayan recopilado de su uso de sus servicios. Usted acepta nuestras cookies si continúa utilizando nuestro sitio web.

Privacy Policy