Connect with us

OPINIÓN

Comuna México: AMLO y su política de antagonismos

Published

on

Por Bejamín Mora Gómez //

Las Aventuras de Tom Sawyer, de Mark Twain, fue el séptimo que leí y, aunque todas sus travesuras me fascinaron, solo en una ocasión me escabullí de la escuela; yo estaba en tercero de primaria cuando, a invitación de algunos compañeros, “me fui de pinta”. Ingenuamente creí que irse de pinta era escapase para ir a dibujar y pintar, así que ese día llegué con mis lápices de colores y un cuaderno para dibujar. Nada hicimos más que caminar, y caminar, y caminar bajo el sol abrazador de Guaymas, lo que me hizo arrepentirme y jamás repetirlo. Hoy, de Mark Twain quiero recordar una frase que a todos y todas nos viene bien: La palabra precisa tal vez sea efectiva, pero ninguna palabra jamás ha sido tan efectiva como un silencio preciso.

Mi padre siempre me insistía “cuida tus palabras y no las sueltes a menos que sean mejores que tu silencio”. Mi mamá, por su parte, al compartir la música que nos tocaba en su piano, me repetía insistentemente, como queriendo se me grabara: “En la música, los sonidos son tan importantes como los silencios; pero, un sonido ininterrumpido es solo ruido que en el silencio que separa y une cada nota puede surgir la más hermosa melodía”.

Durante la semana que recién terminó, el presidente Andrés Manuel López Obrador nos sorprendió con las cartas que, lo dijo, envió al Papa Francisco y al rey Felipe V de España, exigiéndoles una disculpa pública por las atrocidades que sufrieron los pueblos originarios de México con la Conquista española y la Evangelización católica. El presidente no solo se atrevió a tal exigencia, sino que lo propagó, ufano; ello le costó burlas, críticas, memes y un ¡NO! rotundo del rey español, así como la cancelación del viaje papal, en 2021, a México. Los costos internacionales ya son altos.

Hay, entre sus incondicionales seguidores y detractores, quienes NO comprenden el porqué de López Obrador; hay, también, quienes creen estar ante una locuacidad presidencial casi irreflexiva que solo lo confronta social, peligrosa e inútilmente; yo, sin embargo, difiero ampliamente. Veamos:

AMLO no es un improvisado en lo social ni mucho menos en lo emocional, y sabe que los antagonismos también unen, que la animosidad y el instinto de lucha son parte de ese dualismo confrontado, necesario para la destrucción de la parte que se le opone.

En éste, su primer año de gobierno, el presidente, desde su aparente pero visible negatividad, mide, dibuja y asegura –así lo desea- los tres últimos años de su gobierno… con una mayoría legislativa. Quiere, con la revocación del mandato, estar en las boletas electorales intermedias y ganar carro completísimo: Senadores, diputados federales y locales, gobernadores, presidentes municipales, síndicos, regidores y concejales.

Andrés Manuel le apuesta a una nueva Teoría del Caos Político semejante al cosmos en que conviven la atracción con la repulsión, las simpatías y las antipatías, que le ayudarán a definir sus estrategias políticas de gobierno en su último tercio.

Pero volvamos a los arrepentimientos exigidos al Papa y al Rey español. En entrevista con Pepe Cárdenas, la historiadora Patricia Galeana defendió la iniciativa de López Obrador con argumentos contundentes, aunque tambaleantes en la realidad histórica, pero sobre todo actual de México. Patricia Galeana habló de la destrucción de los templos indígenas para edificar los católicos con las piedras de los primeros, del casi exterminio de pueblos indígenas por la explotación y esclavitud que obligó a traer esclavos africanos, de la imposición del pensamiento religioso único, etc.

No podría estar más de acuerdo si no tuviéramos en nuestro pasado y presente mucho de lo qué arrepentirnos y ofrecer disculpas públicas. O quién ha olvidado lo sangriento de las Guerras Floridas en que los aztecas tomaban prisioneros para ofrecer sus corazones a sus dioses y después ser devorados en festines caníbales.

O quién puede negar lo sangrienta que fue nuestra Guerra de Independencia o quien puede olvidar que, en la Toma de la Alhóndiga de Granaditas, los insurgentes del padre Miguel Hidalgo y Costilla, calcinaron a españoles y criollos, con sus esposas, hijos e hijas, ahí refugiados. O quién podría negar la crueldad de Antonio López de Santa Anna en contra de los tejanos secesionistas, refugiados en El Álamo y en cuya batalla solo dos quedaron con vida.

O que no debería el Gobierno de López Obrador ofrecer disculpas por la represión que el Gobierno de Benito Juárez hizo en contra de los indígenas que se rebelaron en su contra en Sonora, Veracruz, Tehuantepec y Chalco. O los gobiernos de México y de Yucatán no deberían disculparse con el pueblo maya por el maltrato y abusos que sufrieron en manos de los criollos yucatecos que llevaron a la Guerra de Castas. O quién no podría sentir vergüenza de las decisiones racistas de Álvaro Obregón y Plutarco Elías Calles en contra de chinos de Sonora y Sinaloa, a quienes asesinaron cruelmente. O que México no debería disculparse con la Iglesia de Roma por las matanzas de católicos durante la Guerra Cristera. O qué de la muy probable extinción de 14 de los 68 pueblos indígenas de México y la inacción gubernamental. O qué del Tren Maya de AMLO y el daño a nuestra selva aun cuando la Madre Tierra lo haya aprobado. O qué del llamar fifís a quienes no aceptan ceder ante sus deseos de pensamiento único. En nuestra Historia previa a 1519, colonial e independiente, hay injurias, injusticias y dolores de los que avergonzarnos y pedir perdón, como nación, como gobierno y como pueblo.

El presidente López Obrador debe aceptar que tanto su palabra como sus silencios ya no son solo suyos sino del mandato republicano que lleva a sus espaldas y que, mientras eso no lo interiorice, podría ir de tumbo en tumbos, perdiendo el amplio bono político que hoy tiene. Debe comprender que en política es trascendente dosificar el discurso y el silencio, y que importa más la oportunidad de una presencia que el hartazgo de ella.

Mi maestro de kung-fu, chino él, nos decía que las grandes almas tienen voluntades; las débiles tan solo deseos. Hoy, en México, dominan los caprichos y ocurrencias carentes contenido y continente, alimentados de odios y desconfianzas.

Quizá, solo quizá, deberíamos leer Yo antes de ti de Jojo Moyes pues nos haría reflexionar sobre la realidad que vivimos, y descubriríamos que, a querer o no, al final, fifís y chairos, somos los únicos que podemos sacar adelante a México aun sin estar de acuerdo en todo. Tenemos que aprender a ver el lado bueno de lo cotidiano porque, en lo cotidiano, estaremos el resto de nuestras vidas. Hay que vivir esta decisión.

El Gobierno de la República –el de hoy- apenas se empieza a dibujar; debe pues, cuidar de rayar el libro en que escribe, reflexionado a profundidad cada palabra dicha y cada acción emprendida. Debe, asimismo, saber que las palabras, cuando se sueltan, se vuelven del dominio popular; en cambio, los silencios son siempre de quien los guarda.

Parafraseando a Ernest Hemingway: México es un buen lugar, valdría la pena defenderlo.

E-mail: comunamexico@yahoo.com

Continue Reading
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.

OPINIÓN

Gobierno que no funciona

Published

on

Luchas Sociales, por Mónica Ortiz //

Jalisco vive inmerso en la indiferencia sobre la violencia de género, la desaparición de personas y la inseguridad general, sin que las autoridades o los gobiernos apliquen políticas públicas reales y efectivas en proporción a nuestra situación evidente, por el contrario, es la politiquería, la polarización gubernamental y la obra pública usada como bandera atribuida a un buen gobierno que cumple en realidad son los temas que surgen de los poderes gubernamentales para desgastar y minimizar una gravísima situación que vive el Estado en asuntos de seguridad pública, justicia y delincuencia, lo cual nos produce innegablemente vivir en un lugar que aparenta un buen gobierno; para sumarle actualmente la situación extrema de pandemia por covid-19 que en el fondo también tiene el mismo resultado perverso en la forma en la que ha sido abordado de manera general, produciendo en la sociedad jalisciense un estado intermitente colmado de escenarios de incertidumbre e inseguridad.

Así es el escenario de nuestro Jalisco, aunque no podemos decir ser los únicos ya que nuestra clase política está cortada con la misma tijera en todo el país, infectada de corrupción e impunidad, simulación y un sin fin de demostrativos de los cuales podría deducir que lo que elegimos como gobiernos al final resultan ser los mismos de siempre que no trabajan a favor de la sociedad y en contra de los grandes males de la sociedad mexicana, así podemos llegar a conclusiones en las que veremos que nuestros gobiernos no son efectivos, resultan caros y habitualmente pierden con el paso del tiempo la empatía social con la que nos solicitaron confiar, afirmando resultados que en realidad no hemos comprobado; Jalisco es un territorio sumamente inseguro, los cárteles delincuenciales gobiernan las calles, la violencia de género es extrema y angustiante, las desapariciones son un caso increíble para documental de miedo.

En Jalisco la violencia de género y el tema de feminicidio tiene cifras deprimentes, el gobierno prefiere invertir en imagen pública y reflectores que, en enérgicas políticas públicas y campañas positivas para atacar y abordar desde la administración pública, la legislatura actual y el ejercicio de la justicia, uno de los peores cánceres que adolecen a la sociedad la violencia a la mujer y a la diversidad, así como al ejercicio de los derechos humanos de las personas, del mismo modo en que las víctimas de violencia familiar y de género se enfrentan a la burocracia gubernamental y al desinterés de las instituciones públicas, es porque la sociedad sigue creciendo en medio de la impunidad social colmada de machismo, trastornos mentales y política gubernamental simulada, sin embargo el tiempo y las circunstancias nos han mostrado que poseemos una sociedad enferma que requiere políticas públicas de atención sobre salud mental y prevención, así como gobiernos congruentes con sus obligaciones públicas de garantizar los derechos humanos.

En materia de desaparición de personas, el tema es a gran escala cubierta de la delincuencia organizada y sus diversas formas de operación desde sus mismos miembros hasta el ejercicio de sus actividades delictivas en la que la sociedad habita en constante peligro, secuestros, trata de blancas, ajuste de cuentas, venganzas personales, cobro de piso, lucha de territorio, encargos directos, son algunas de las situaciones que crea la delincuencia organizada y que terminan con la desaparición de un ciudadano que tiempo después puede aparecer en una las múltiples fosas humanas en clandestinidad dentro de Jalisco, esté es sin duda otro de los temas dolorosos para los ciudadanos ya qué las cifras son tan alarmantes y desconcertantes como los fallecidos por pandemia en el Estado, pareciera un estado de derecho y gobernabilidad fallido, repleto de falta de aplicación pero enérgico y orgulloso de no solucionar.

Ante todas estas condiciones y referente a la manera en la que nuestros gobiernos, autoridades y políticos trabajan para generarnos una percepción básica de condiciones poco efectivas, los ciudadanos tendremos que tomar conciencia de nuestros propios actos desde que elegimos partidos o perfiles individuales, para hacer cumplimientos justos e inteligentes sobre las situaciones que vivimos en nuestro Jalisco, respecto de lo que objetivamente puede y debe realizar el gobierno en turno; resulta abrumador y tristemente absurdo que debamos vivir en ambientes sociales como los actuales y tener que tolerar el inicio de precampañas 2021, sí la pandemia mundial no nos dejó claro el deficiente sistema gubernamental y la simulación de la teoría política en la que nos encontramos, de seguir así en la ignorancia y pasividad nuestra historia nunca cambiará.

Continue Reading

OPINIÓN

Hagamos y Futuro, la nueva ecuación partidista

Published

on

De Frente al Poder, por Óscar Ábrego //

La incursión de las agrupaciones Hagamos y Futuro a la ecuación partidista de Jalisco, luego de recibir el viernes el aval del Instituto Electoral y de Participación Ciudadana (IEPC) para su conformación como institutos políticos de manera oficial, obliga a replantear los escenarios posibles de frente a las elecciones del próximo año.

En lo personal creo que el reto principal de ambos consistirá en trascender el 2021, asunto del que también estoy seguro que lo lograrán. Si por un lado se encuentra el poder financiero y de movilización de la Universidad de Guadalajara, por el otro está la marca Pedro Kumamoto; así pues, todo apunta a que pasarán la prueba sin ningún problema.

De cualquier forma, es inevitable preguntarnos sobre otras repercusiones que tiene la llegada de dichos grupos. Una cuestión obligada es la que tiene que ver con los partidos tradicionales; ¿lograrán sortear con éxito la jornada del 6 de junio ante la llegada de Hagamos y Futuro?

La incógnita mayor se centra en el Partido Revolucionario Institucional. Como es sabido, las desbandadas se convirtieron en la nota común del otrora partidazo. En todas las encuestas, incluso en las realizadas por empresas de dudosa reputación, aparece como la expresión más rechazada. Sin liderazgos emergentes ni condiciones reales de competencia, el PRI enfrentará uno de sus más grandes desafíos, que es conservar su registro en la entidad.

En cuanto al Partido Acción Nacional las cosas no pintan mejor. Y aunque a nivel nacional hay evidencia de que comienza a repuntar en las simpatías de la población, la realidad es que todavía está muy lejos de su glorioso esplendor. Si bien la alianza incondicional que sostiene con Movimiento Ciudadano le ha generado buenos negocios e interesantes espacios en el quehacer público, también es innegable que está pagando las consecuencias de haber pactado con la pedante aristocracia naranja. Al respecto, habrá que estar atentos sobre el modo en que actuarán los puristas del PAN en el marco de lo que será una de las elecciones más cerradas de la historia.

En la otra esquina se ubican el PRD y el PT, dos partidos sin prerrogativas en lo local y cuya aspiración se basa justo en la conquista de ello. Sobre el primero hay que decir que terminó siendo un instrumento (ya desechable en virtud de la llegada de Hagamos) para satisfacer las necesidades del grupo que controla los destinos de la Benemérita. Y del segundo, su situación es en extremo interesante, debido a que en el plano nacional se impulsa una coalición con Morena, tema que aquí disgusta a quienes consideran que es preferible enfrentar la tormenta en una balsa que subirse a un trasatlántico.

Faltan poco más de ocho meses para nuestro encuentro con las urnas. El tiempo corre veloz y las estructuras comienzan a moverse. La aparición en escena de Hagamos y Futuro amplían el número de actores que serán protagonistas en el siempre impredecible e implacable mundo de la política.

RECONOCIMIENTO

Si alguien ha sido crítico del senador en funciones Alejandro Peña soy yo; sin embargo, mi lado periodístico impone la aspiración de encontrarme con la objetividad. Por eso hoy, desde este espacio, debo reconocer su labor como enviado especial por parte del presidente Andrés Manuel López Obrador, para velar por el funcionamiento eficiente del sistema federal de salud en nuestro Estado. El que se brinden los servicios y no falten los recursos económicos para atender la pandemia del Covid-19 en Nayarit y Jalisco, se debe a su gestión eficaz y oportuna. Enhorabuena.

Continue Reading

OPINIÓN

Periodismo en la era digital, una amplia gama de posibilidades para el lector

Published

on

Opinión, por Erick Brandon Palacios Sánchez //

Comúnmente el ejercicio del periodismo se sigue percibiendo como una profesión que se ejerce en una máquina de escribir y con grandes equipos de redacción, corrección y diseño de los medios de comunicación tradicionales.

Además cuando imaginamos a un periodista nos viene a la mente una persona con una cámara, grabadora libreta y una pluma para tomar nota de los acontecimientos más importantes sin olvidar su característico chaleco y sombrero.

Sin embargo, los años y la evolución de la tecnología han jugado de manera muy favorable.

A los principios de los años 80 con el surgimiento del internet tuvieron acceso a una red de información para usos militares.

Para los años 90 surgió la web 2.0, y para los primeros años de la década del 2000, comenzó a abordarse el terminó web 3.0 o web semántica.

Con ello el papel del periodista cambió de tal manera que los equipos de prensa generan mayores espacios digitales que los propios impresos como ejemplo resalta el The New York Times, que cambió su modelo de negocios para estar a la altura de las circunstancias.

Hace algunos ayeres la prensa radio y televisión se realizaban de manera muy lineal y se tenían que esperar los lectores a que llegara el repartidor de periódico o poder ir a un puesto de revistas.

Hoy los avances de la web nos permiten tener plataformas digitales donde se pueden combinar los contenidos visuales, audios fotografías y videos con hipervínculos para redireccionar sitios con contenidos interesantes.

Como periodista en formación deseo compartir con ustedes estimados amigos lectores algunos secretos para tener una redacción web atractiva las nuevas audiencias formadas en su mayoría por jóvenes.

¿Cómo redactar para un espacio digital?

Una hoja en blanco siempre será una gran oportunidad para expresarnos y darle voz a las causas de la sociedad.

Para que un texto sea atractivo para el lector tiene que comenzar por un buen título según las reglas de escritura tiene que componerse por un máximo de 11 a 13 palabras para que sea conciso.

Las llamadas entradas son un atractivo estratégico en la redacción y tienen la función de ilustrar al lector durante los primeros segundos de lectura de un buen artículo.

Las editoriales web también fungen un papel trascendental pues de acuerdo sus reglas internas elaboran sus guías de estilo y escritura.

Sin dejar de lado que el lenguaje en el que se comunican las noticias debe de ser accesible a los jóvenes y con temas particulares para cada audiencia.

UN POCO DE HISTORIA PARA REFLEXIONAR

Recuerdo con suma admiración como en los medios de comunicación internacionales se ha dado cuenta siempre del trabajo y dedicación que tuvo el maestro Don Guillermo Cano Isaza, decano del periodismo en Colombia por ilustrar la difícil realidad que su país vivía en la década de los años 80, y me parece digno de reconocer el acompañamiento que siempre tuvo de un gran equipo de colaboradores que nunca lo dejaron solo hasta el final de su vida.

El Espectador, siendo el periódico más antiguo a la fecha en Colombia, también ha pasado a una edición digital y ser uno de los más leídos en la web y esto se debe a que supieron adaptarse a las nuevas tecnologías de la información.

Uso este ejemplo para reforzar la importancia que tiene para las editoriales modernas el papel de un buen editor web que domine los sistemas operativos para poder retroalimentar las plataformas digitales de los medios tradicionales combinando el prestigio del espacio en cuestión con la tecnología como un aliado clave en los tiempos actuales del mundo.

Continue Reading

Tendencias

Copyright © 2018 Conciencia Pública // Este sitio web utiliza cookies para personalizar el contenido y los anuncios, para proporcionar funciones de redes sociales y para analizar nuestro tráfico. También compartimos información sobre el uso que usted hace de nuestro sitio con nuestros socios de redes sociales, publicidad y análisis, que pueden combinarla con otra información que usted les haya proporcionado o que hayan recopilado de su uso de sus servicios. Usted acepta nuestras cookies si continúa utilizando nuestro sitio web.

Pin It on Pinterest

Privacy Policy