Connect with us

MUNDO

Armas y petróleo: El juego de las potencias en el Medio Oriente

Published

on

Compartir en redes:

Opinión, por Jorge López Portillo Basave //

En la historia de la humanidad, las potencias y los seres humanos casi siempre somos y actuamos igual. Desde un par de milenios antes de nuestra Era, las potencias como Egipto, Persia, Grecia, Roma y las que les siguieron, siempre han ejercido presiones económicas a través del comercio, y militares para acrecentar, asentar o mantener su dominio.

Reino Unido, Rusia -cuando podía-, EUA y ahora China no son la excepción. La semana pasada, el mundo se enteró que fuerzas militares de EUA habían eliminado al General Iraní Soleimani, mientras que se trasladaba en un camino medio abandonado rumbo a la terminal aeroportuaria de Bagdad en Iraq. Irónicamente es el mismo trayecto –casi restringido- por el cual muchas veces camiones militares de Estados Unidos fueron explotados por minas sembradas por la guerrilla iraní que ha estado presente por décadas y que era patrocinada e influenciada por el General ahora muerto.

Era Comandante en Jefe del grupo llamado “Quds”, que es el cuerpo élite del ejército de Irán, a través del cual ejecutan operaciones militares clandestinas, de inteligencia y de terrorismo en diversas partes del mundo incluidos EUA, Siria, Líbano, Palestina, Yemen, Irak, Afganistán y Golfo Pérsico. Es como una CIA mezclada con fuerzas especiales militares obviamente sin el dinero de EUA pero con la frialdad de los cárteles de la droga latinoamericana.

La efectividad del Quds, radica en sus tácticas no convencionales, es decir, operaciones encubiertas y de financiamiento de milicias y guerrillas quienes realizan sus operaciones como prestanombres o como subordinados. Así fue con el intento de asesinato en contra del embajador de Arabia del Sur en Washington, D.C. en 2011, hecho por el cual Obama declaró a Soleimani orquestador de dicha operación terrorista. El financiamiento de dichas actividades se da con los recursos del petróleo.

En fechas recientes Irán ha estado bajo una creciente presión económica de los EUA, de Arabia Saudita y de Israel, quienes no están dispuestos a permitir que dicho país tenga armas nucleares, especialmente porque los líderes de dicho país se han puesto como meta la eliminación de Israel y de EUA, desde la década de los 80, según se escucha en sus manifestaciones políticas en donde cantan “muerte a América y muerte a Israel”.

EL COMERCIO Y ARMAS COMO HERRAMIENTAS DE PRESIÓN

EUA está presionando a China para lograr mejores condiciones en los temas comerciales, en ese entorno y durante los últimos 2 años Hong Kong, ha estado elevando sus protestas en contra del régimen de Beijín en demanda de libertades, poniendo en riesgo la estabilidad política del gigante asiático y entonando cánticos a favor de los EUA.

En este mismo período Corea del Norte, de régimen comunista subordinado económicamente a China, ha jugado con la idea de desmantelar sus instalaciones nucleares a cambio de recibir apoyo económico de EUA. Lo anterior parece poco rentable para Beijín o Japón que difícilmente querrían a una Corea unificada que les compita económica y militarmente, a pesar de que EUA sueñe con ello.

Lo más que se podría conseguir es un ‘alto’ a la carrera nuclear en dicha nación. Mientras tanto, China utiliza su poder sobre Norcorea para sentar a su mesa a Japón y a Corea del Sur, los más preocupados con las amenazas de Kim Jong Un –de Corea del Norte- y también tener fichas de intercambio con EUA para el tema de Hong Kong.

En este orden de presiones geopolíticas y potencias ascendentes, a finales del año pasado, Irán decidió masacrar a más de 1500 de sus ciudadanos, quienes se manifestaban en contra de los abusos de su propio gobierno, acusando al comandante general de las Quds de ser un asesino y tonto, por gastar millones de dólares en el extranjero, mientras que sus ciudadanos pasaban hambre. Tan sólo en el segundo semestre del 2019, el grupo militar que dirigía Soleimani continuó los ataques en contra de fuerzas militares de EUA asentadas en Irak y en contra de otros vecinos como Arabia del Sur, causando daños a barcos petroleros en la zona y destruyendo incluso, una de las refinerías más grandes del mundo.

Mientras tanto, Rusia se recupera económicamente con el dinero de China, Alemania y Turquía haciendo lo que hacía USA, -comercio- vendiendo gas y petróleo a sus vecinos a través de algunos de los oleoductos más nuevos y grandes del mundo e invirtiendo parte de esos recursos en reconstruir su arsenal militar.

MUESTRA DE FUERZA, “SI VIS PACEM PARA BELLUM”

Si quieres paz, prepárate para la guerra” decían los Romanos; más recientemente escuchamos, “nuestra Paz será tan fuerte como nuestra fuerza”, decía Ronald Reagan.

Del 27 al 30 de diciembre del 2019, los ejércitos regulares de China, Rusia e Irán realizaron ejercicios conjuntos en el golfo de Omán, a las afueras del Golfo Pérsico, ahí frente a Irán, lo que se envalentonaron los grupos paramilitares pagados por Irán –sí, los mismos del multicitado General muerto-, quienes atacaron zonas de Irak, matando a varios locales y a un ciudadano de EUA, e hirieron a otros muchos civiles y soldados iraquíes y norteamericanos, para después atacar e incendiar la embajada de EUA en Bagdad. Ello desencadenó el ataque americano en contra del comandante de los Quds, quien “coincidentemente” estaba en la zona y fue fotografiado entre los manifestantes que días después atacaron la sede diplomática del tío Sam en la ciudad.

TODO SIGUE IGUAL

China podría capacitar a los iraníes y a los norcoreanos en el tema de armas nucleares, pero no lo hace porque una cosa es usarlos y otra es elevarlos.

Rusia está reconstruyendo su armamento y ya cuenta -según presume- con misiles ultrasónicos, pero no los vende porque se pondría en riesgo. De hecho, la China comunista tiene portaviones propios a partir de la ingeniería revertida de un equipo que compró a Rusia -uno de los descontinuados- pero no porque el gobierno de Moscú haya querido compartir la tecnología con sus vecinos, sino porque estos lo adquirieron con engaños, sabedores de que ninguna potencia comparte sus avances tecnológicos de punta.

EUA podría garantizar militar y económicamente los derechos humanos en Irán o en Hong Kong, pero esa no es su chamba y en el pasado se ha visto que dichas intervenciones no son buenas y no duran, porque es el pueblo quien debe luchar por sí mismo, pero la presión interna de cada una de esas regiones, le sirve a las potencias occidentales para tener fichas en el juego con China, Rusia u Oriente Medio.

Reino Unido y EUA podrían ayudar a Taiwán en su lucha por no caer en manos de China continental, pero parece que por el momento “todo está en la mesa”. Las elecciones de Taiwán y la influencia política-mediática desde Beijín, podrían generar un gobierno pro-China continental que termine lo que Mao no pudo.

China y Rusia usan a Irán o a Siria para pelear sus guerras territoriales y comerciales, evitando que EUA y Reino Unido avancen en Hong Kong o Corea del Norte. Como siempre ha sido, los países más pobres o débiles son los peones de las potencias. Es por esto que el presidente Trump en su mensaje del pasado miércoles, claramente se refirió a Reino Unido, Alemania, Rusia y China, porque son los dueños del balón.

Pero Iran continua, incluso cuando estaba en el famoso acuerdo de “suspensión” nuclear, avanzando en su búsqueda por obtener la bomba nuclear, como la propia ONU lo comprobó al encontrar en una fábrica de alfombras rastros de energía nuclear, hecho que obviamente habían negado los líderes de dicha nación, por lo que de poco o de nada sirvió el famoso acuerdo multilateral, que sólo ha enriquecido a múltiples empresas europeas comerciando con el gobierno de Terán, mientras que sus líderes patrocinan guerrillas en la región, matando civiles a propósito o hasta por accidente como la semana pasada, cuando como usted sabe derribaron un avión con más de 170 personas de distintas ciudadanías como canadienses, ucranianos, ingleses e iraníes, con un misil de fabricación rusa, como lo señaló de forma tibia el Primer Ministro canadiense y después de varios días de negarlo, lo terminó aceptando el propio gobierno del Irán, quien añade que fue un error, como si no fuese error el tener aeropuertos civiles abiertos mientras estas lanzando misiles al país vecino. ¡Qué horror!

ACÁ EN LA REGIÓN

Acá en lo local, el T-MEC se aprobará y entrará en vigor, dando un respiro a nuestra economía y a la imagen de Trump, quien también firmará durante esta semana la fase 1 del acuerdo comercial con China, preparándose para ir a Beijín en febrero e iniciar las negociaciones de la fase 2 de dicho acuerdo.

Sin entrar en detalles molestos – que son muy conocidos-, los mexicanos debemos entender que las libertades se defienden o se pierden como los músculos que no se usan. Nuestros líderes sociales, políticos y económicos deben entender que sus hijos seguirán siendo mexicanos por lo que les serviría impulsar el desarrollo tecnológico y económico del país para así heredar a los suyos una imagen de país más digna; entender que ya sea con China o con EUA, somos parte de un entramado mucho más grande que nuestras fronteras, pero que depende de nuestros ciudadanos el acomodarnos como país, en una mejor posición del tablero de ajedrez geopolítico mundial.

Entrando en el tema de la próxima semana, mismo que se pospuso por este escándalo en Oriente Medio, según la compañía de investigación “Hurun” con sede en China, que se dedica a realizar análisis e investigaciones sobre “riqueza y economía”, la población rica de dicho país sigue pensando en migrar a Occidente, en especial las nuevas generaciones que en cuanto llegan a la secundaria, tratan de aprender inglés para estudiar en el extranjero y así poder iniciar una vida con más libertades. Aunque en la encuesta se diga que es por el clima, la educación o por el desarrollo económico, ya que el riesgo de decir que se emigra por miedo al poder central, le garantizaría a usted, además de no emigrar, perder su dinero por “traidor” al regimen.

En China, de los 224 millonarios encuestados, el 47% dijo que pensaba emigrar a occidente –principalmente EUA- en los próximos 5 años, el 20% dijo que aún no lo decidía, pero no negó la idea, y sólo el 33% dijo que no pensaban en eso -¿aún?-, pero me atrevo a decir que hay que reconocer, que China logró alcanzar en 30 años, el desarrollo económico que muchos países sólo sueñan y prácticamente erradicar la pobreza extrema, pasando de un escandaloso 88 % hace 3 décadas a menos de 0.7% en la actualidad. Pero riqueza, ¡no es igual a libertad!

Por cierto, en Medio Oriente por allá por Irán y en Latino América, por acá por nuestro México, son las dos regiones que después de China, tienen mayores deseos de emigración de sus clases adineradas hacia los EUA y Europa. Las razones son libertades e inseguridad. ¡Interesante! ¿No?

Comparto mi opinión, genere sus propias conclusiones. Agradezco a usted que hace el favor de leerme y a este medio por la oportunidad de llegar hasta su persona.

Para cualquier comentario sobre la presente agradezco me contacte a columnadeopionionjlpb@gmail.com.

Dios nos bendiga, que es lo mejor que uno puede desear.

Continue Reading
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

MUNDO

¿Es Rusia el principal beneficiario de la confrontación entre EEUU e Irán?

Published

on

Compartir en redes:

Opinión del periodista ruso Sergei Strokan, cortesía de Sputnik Mundo //

La tensión entre Estados Unidos e Irán, cuyas relaciones ya están resolviendo en terceros países, en particular en Irak, crea no solo nuevos riesgos de seguridad, sino también nuevas condiciones para determinar quién es quién en la política de Oriente Medio, escribe el periodista del diario ruso Kommersant, Sergei Strokan.

Según Strokan, una de las consecuencias puede ser un aumento en el papel regional de Rusia, que voluntaria o involuntariamente se convierte en el principal beneficiario de la confrontación entre Estados Unidos e Irán. Un número creciente de factores podría contribuir al crecimiento de la influencia de Moscú, explica el periodista.

En primer lugar, Rusia es la única potencia mundial que tiene suficiente influencia para celebrar rondas de urgencia de diplomacia multilateral de emergencia con la participación de actores mundiales y regionales clave.

A Strokan le parece muy simbólico que el presidente ruso Vladímir Putin realizara su primera visita extranjera a Oriente Medio, pocos días después del asesinato de Kassem Soleimani, visitando primero Damasco y luego Estambul. Tras los resultados de las negociaciones con Recep Tayyip Erdogan, los presidentes de Rusia y Turquía “apoyaron firmemente la solución de todos los problemas en el golfo Pérsico y en la región en su conjunto exclusivamente mediante métodos pacíficos de conformidad con el derecho internacional”.

El 11 de enero, los problemas de Oriente Medio se discutirán entre Putin y la canciller alemana, Angela Merkel, que viene a Moscú.

“Además, si los aliados europeos de Estados Unidos se ven obligados a contentarse con el papel de los extras, igual que China, que tradicionalmente no tiene mucha influencia  en Oriente Medio, el papel de Rusia puede ser fundamentalmente diferente”, subraya el periodista de Kommersant.

En una situación en la que Washington y Teherán se verán obligados a desempeñar el papel de escalada, preservando su rostro, es Moscú quien debe asumir el papel de un “administrador de crisis”, subraya Strokan.

“En segundo lugar, la confrontación entre Estados Unidos e Irán, los principales competidores de Rusia en la lucha por la influencia en Siria y Oriente Medio en general, paraliza sus manos y los distrae de resolver otras tareas. Es imposible luchar con igual efectividad en varios frentes. Debilitándose mutuamente, Washington y Teherán expanden notablemente el corredor de oportunidades de Oriente Medio para Moscú, que ha logrado mantenerse por encima de la refriega”, concluye Strokan.

¿QUIÉN ERA EL GENERAL SOLEIMANI?

El general Qassem Soleimani, asesinado al iniciar el año tras un bombardeo estadunidense, era una figura clave en el Gobierno de Irán desde que asumió en 1988 la fuerza Quds, una unidad de élite de la Guardia Revolucionaria.

Al militar se le recuerda por ser un estratega de alto nivel y destacó por su valentía durante los ocho años que duró la guerra entre Irán e Irak, en la década de 1980, cuando comandó una de las divisiones del Ejército iraní.

A Soleimani se le reconoce también su tenacidad, la capacidad estratégica y de combate del general que  encabezó la lista de pensadores globales de 2019 en la categoría de la defensa y seguridad de la revista estadounidense Foreign Policy.

Soleimani nació en marzo de 1957 en la provincia de Kerman, en el sureste de Irán y a los 12 años trabajó en el sector de la construcción, donde continuó sus estudios y más tarde, tras la victoria de la Revolución Islámica (1979) se convirtió en miembro del Cuerpo de Guardianes de la Revolución Islámica (CGRI).

Décadas después Soleimani se hizo visible por el destacado papel que tuvo durante la reciente guerra contra el Estado Islámico en Irak y Siria, luego que la organización terrorista amenazaba con desestabilizar a la región.

Según los escuetos detalles de su biografía, se unió a las fuerzas armadas en 1980 durante la guerra contra Irak, que causó entre 1 y 1.5 millones de muertos en los dos lados en ocho años

Antes de convertirse en el general de división de Asuntos Exteriores de la división del Cuerpo de la Guardia Revolucionaria Islámica Iraní (CGRI), el general Suleimani fue muy activo en la lucha contra las drogas en la frontera entre Irán y Afganistán

A los 32 años, combatió con la División “41 de Saralá” a los narcotraficantes y gracias a sus éxitos, en 1997 fue llamado a Teherán por el ayatolá Seyed Alí Jameneí, quien le nombró comandante de la fuerza Quds.

También jugó un papel destacado en organizar Al-Hashad Al-Shabi (milicias chiíes iraquíes Multitud Popular)—que forma parte de las Fuerzas Armadas de Irak— y la Fuerza de Defensa Nacional, una unidad formada en 2012 y organizada por encargo del presidente sirio, Bashar al-Assad.

Soleimani y sus fuerzas fueron a los dos países tras el pedido oficial de los gobiernos sirio e iraquí, que impidieron la caída de Damasco y Bagdad y el general desempeñó un papel importante para que Rusia se uniera a la lucha contra el flagelo de terrorismo en Siria.

“Qasem Soleimani lucha para proteger a la República Islámica de Irán. Para él, esta guerra es más religiosa que nacional (…) De hecho, Qasem Soleimani lucha y ha luchado por la República Islámica de Irán”, indicó Ali al-Adib, un alto cargo del partido islámico iraquí Al-Dawa, citado en un reportaje que hizo el diario Le Monde sobre el general hace dos años

En el artículo de Le Monde “Qasem Soleimani, el Che Guevara de los iraníes”, el diario francés indicó que el “general iraní se ha convertido en el hombre más fuerte en Oriente”.

Según el gobierno del presidente de Estados Unidos, Donald Trump el general “estaba desarrollando activamente planes para atacar a los diplomáticos y miembros del servicio estadounidenses en Irak y en toda la región”, sin presentar pruebas.

El Departamento de Defensa añadió que el comandante y las Fuerzas de Quds fueron responsables de la muerte de cientos de miembros de la coalición encabezada por Estados Unidos en el área, y de un ataque en el que el viernes murió un contratista civil estadounidense.

Continue Reading

MUNDO

El asesinato del general iraní Soleimani: La ofensiva del lobby sionista de EEUU en el Medio Oriente

Published

on

Compartir en redes:

Por Alfredo Jalife-Rahme, cortesía de Sputnik Mundo //

Luego del asesinato del icónico general iraní Soleimani ordenado por Trump y tramado por los ‘evangelistas sionistas’ Netanyahu y Pompeo en su reunión de Lisboa, el presidente de EEUU acudió a una reunión multitudinaria de los ‘evangelistas sionistas’ en su bastión electoral en el sur de Florida: un estado volátil donde se juega su relección.

Todo indica que la muerte del general iraní Soleimani fue sellada en la reunión en Lisboa del atribulado primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu y el evangelista sionista Mike Pompeo, exdirector de la CIA y hoy secretario de Estado. El encuentro desembocó, 29 días después, en su asesinato al haber caído en la “doble trampa” que le tendió Trump, según las perturbadoras confesiones del saliente primer ministro iraquí, Adel Abdul Mahdi.

El rotativo israelí Haaretz no oculta que el gran triunfador de la guerra de EEUU contra Irán en suelo iraquí es Netanyahu, gran aliado de su correligionario talmúdico Jared Kushner y de su suegro Trump.

Según Ilan Goldenberg, exasesor de Obama, el asesinato del general Soleimani “no es del interés de EEUU” —que cometió desde el punto de vista estratégico un “gran error”—, sino del “interés de Israel”.

Yo agregaría como triunfadores, en esta fase, a los yihadistas sunnitas, cuyos invaluables servicios puede volver a utilizar EEUU para la reconfiguración del nuevo mapa de Oriente Medio.

No se puede soslayar la relevante votación del Parlamento iraquí con la que se exigió al poder Ejecutivo la expulsión del ejército estadounidense. Cabe señalar que en este notable punto funcionarios de EEUU anotaron en forma pertinente que no habían acudido a votar las minorías sunnitas —de árabes y kurdos—, frente al aplastante voto de los legisladores chiitas árabes.

¿Sigue en pie la proyectada balcanización en 3 pedazos teológicos de Irak entre chiíes árabes proiraníes, sunnitas árabes prosaudíes y los huérfanos kurdos —quienes pueden ser recompensados por su abandono en Siria por Trump—?

Menos de un día después del asesinato de Soleimani, Trump acudió al sur de Florida para arengar a las huestes de sionistas evangelistas que conforman su aguerrida base electoral. Junto a Trump se encontraron festejando felices la crema y nata del evangelismo sionista: Tony Perkins, el pastor Robert Jeffress y Paula White, consejera espiritual de Trump.

No fue gratuita la elección de Florida, un estado volátil que puede decidir la elección presidencial de noviembre del 2020.

En la elección anterior, el 80% de los evangelistas sionistas se volcaron por Trump, aunque ahora han cundido algunas disensiones después del lacerante editorial de Mark Galli, anterior editor jefe de la influyente revista evangélica Christianity Today. Exhibió a Trump de ser merecedor del impeachment debido a sus pecados capitales anticristianos. 

Florida será uno de los principales puntos decisivos de la próxima elección presidencial hasta tal punto, que el voto para limitar los poderes de guerra de Trump de parte del Congresista Republicano representante de Florida Matt Gaetz —considerado el más fiel de los trumpianos— ha conmocionado a un sector del presidente.

La guerra de EEUU contra Irán, que comporta varios aspectos con altas y bajas, tiene 41 años de vida: mucho más que la guerra religiosa de 30 años entre protestantes y católicos en Europa que concluyó con el Tratado de Westfalia de 1648.

Desde la toma de los rehenes en la embajada de EEUU en Teherán en 1979 por los epígonos de la Revolución jomeinista, la confrontación de EEUU —la segunda superpotencia nuclear y militar del planeta detrás de Rusia, hoy dotada con armas hipersónicas— contra Irán, una potencia regional mediana sin armas nucleares, ha tomado aspectos multiformes y caleidoscópicos en casi medio siglo.

Muchos rubros relevantes se juegan en el suelo árabe iraquí en la reciente guerra de EEUU en su fase trumpista —genuino supremacismo blanco de los evangelistas blancos protestantes y anglosajones aliados con los supremacistas sionistas de Netanyahu y Kushner— contra el irredentismo chií en Oriente Medio, convulsa geografía definida por el ex primer ministro israelí Ariel Sharon como la línea horizontal de Marruecos a Cachemira y la línea vertical del Cáucaso a Somalia.

Ya había abordado aquí la triple alianza en el continente americano del evangelismo sionista protagonizada por la tripleta de Donald Trump, Benjamín Netanyahu y Jair Bolsonaro.

Entre los varios rubros de la multidimensionalidad de la guerra todavía híbrida de EEUU contra Irán librada en varios frentes, el primer ministro iraquí Adel Abdul Mahdi confesó que Trump deseaba quedarse con el 50% del petróleo de su país y que su acercamiento para abastecer a China molestó a EEUU, además de que la guerra contra Irán en suelo iraquí sabotea la Ruta de la Seda de China.

Esto es un punto nodal que no ha sido debidamente explorado es la subrepticia guerra teológica del evangelismo sionista. La triada del presidente Donald Trump, el vicepresidente Mike Pence y el exdirector de la CIA y hoy secretario Estado, Mike Pompeo, con la alianza de Netanyahu y el talmúdico Jared Kushner enarbolan esa guerra, frente al esoterismo chií que afloró en todo su resplandor durante las exequias masivas en Irak y en Irán del asesinado general iraní Soleimani.

El general ascendió al rango hagiográfico del panteón chií de Oriente Medio, tomando en consideración su notable porcentaje de población chií de más del 15% en Afganistán y en Pakistán, dotado de 110 bombas atómicas.

La guerra del evangelismo sionista del quinteto de Trump, Pence, Pompeo, Netanyahu y Kushner contra los chiíes jomeinistas puede alcanzar un perturbador nivel escatológico que versa sobre la cosmogonía de ambos sobre el fin del mundo: con la parusía de Cristo para los evangelistas sionistas y la reaparición del duodécimo imán oculto para los chiitas jomeinistas.

Dentro del grupo paramilitar consagrado a la guerra asimétrica de los Guardias Revolucionarios Islámicos de la Fuerza Quds —que en persa significa Jerusalén y tiene como último objetivo teológico la recuperación de la tercera ciudad sagrada del Islam—, el general Soleimani tenía a su cargo las fronteras occidentales de Irán. El país es el eje de la resistencia árabe en Irak, Siria y el Líbano, sumados los sunníes palestinos de Gaza y los hutíes de Yemen, mientras que su sucesor Esmail Ghaani tenía la responsabilidad de las fronteras orientales de Irán: Afganistán y Pakistán con notables minorías chiíes.

Pompeo no ha salido bien librado de las razones por las que empinó a Trump para asesinar al general Soleimani. El portal de los cristianos sionistas informa de que Pompeo proclamó que Trump “es la nueva Ester consagrado a salvar a Israel”. Nancy LeTourneau demuestra cómo “Pompeo alinea la política exterior de EEUU con los cristianos sionistas”.

La metáfora de la judía Ester que evoca Pompeo proviene del siglo V a.C., cuando, según la discriminativa y solipsística narrativa paleobíblica, Haman, asesor del Rey Jerjes en el Imperio persa, planeaba asesinar a todos los judíos.

Pompeo se atraganta la intervención imploradora de Ester con el Rey de Reyes persa, quien revocó el edicto de Haman para salvar a los judíos de Persia. Por cierto, en el moderno Irán de hoy viven unos 20.000 judíos.

Los dos Mike —Pence y Pompeo— son copartícipes de la agrupación evangelista sionista Cristianos Unidos por Israel (CUFI, por sus siglas en inglés) fundada por el pastor evangelista de la ciudad de San Antonio John Hagee y que en su libro de hace 14 años enarbola la profecía escatológica para destruir hoy a la antigua Persia.

¿Se encamina Trump a implantar la escatológica teocracia del evangelismo sionista en EEUU mediante la controvertida metáfora de Ester (en su versión hebrea) común a judíos y protestantes?

LA OPINIÓN DEL AUTOR NO COINCIDE NECESARIAMENTE CON LA DE SPUTNIK

Continue Reading

MUNDO

La cronología de la humanidad: El tiempo que vivimos y su incongruente medición

Published

on

Compartir en redes:

Por Remberto Hernández Padilla //

En el tiempo de la cibernética y de la alta matemática vivimos días, meses y años, que en el mundo y en las razas se manifiestan en diferencias para unos y para otros. Y, son muchas las incongruencias que vivimos refiriéndonos al tiempo.

En el calendario actual existen meses de 28, 29, 30 y 31 días. El mes ocho: octubre, lo referimos como diez; nueve; noviembre, como once y diez: diciembre como doce.

La historia de los pueblos nos ilustra al informarnos que la humanidad ha vivido varias eras: la de la creación del mundo, la judía, la de Constantinopla, la de Mahoma y la cristiana; y cada una de ellas ha tenido varias formas de contabilizar el tiempo, desde los calendarios lunares, los unisolares y hasta los solares.

A los periodos regidos por los emperadores romanos, que imponían la cuenta de su propio tiempo de mando vino el Calendario Juliano que, por muchos años, influyó en gran parte de la humanidad; sin embargo, ésta medición del tiempo quedó fuera de la realidad, porque abarcaba un tiempo ligeramente diferente al del año solar; la diferencia se hizo grande en el transcurso de los años.

EL “DOMINIO” DE LA ERA CRISTIANA

Y, para establecer el orden, el Papa Gregorio XIII convocó a una comisión y asignó la tarea al jesuita Dionisio “el exiguo” para que hiciera los “ajustes” necesarios tomando como base el año del nacimiento de Jesucristo. Ese nuevo calendario denominado “Gregoriano” determinó suprimir diez días del Calendario Juliano, por lo que: del jueves 4 de octubre de 1582, le siguió el viernes 15. Pero, con el tiempo se constató que el nuevo calendario no era muy preciso, pues teniendo en cuenta los datos de la Biblia, y que Herodes murió en la Pascua (28 de marzo) del año 750 de Roma, aparece indudable que el nacimiento de Jesús ocurrió cuatro o cinco años, por lo menos, antes del primer año fijado como de la “Era Cristiana”. Entonces bien podemos concluir en que Jesucristo no nació en el año que nos dicen, ni nació un 25 de diciembre. Las referencias bíblicas (Lucas 1:26 y 2:8) nos dan la idea general de que el hombre más grande que haya dado la humanidad nació aproximadamente en la segunda quincena del mes que ahora conocemos como octubre.

EL CALENDARIO GREGORIANO

Se supone que el Calendario Gregoriano comenzó con el año del nacimiento de Jesucristo, mismo que se implantó, lentamente, “pues hubo necesidad de recurrir a la fuerza pública para imponer su empleo”; países como Inglaterra tardó 200 años en hacerlo oficial y, Rusia lo implementó hasta el año 1918. Con el transcurso de los años, varios países, entre ellos México, se rigen por esa forma de contar el tiempo que tomó el nombre genérico de calendario civil.

Todos sabemos que más de la mitad de los habitantes del planeta no tienen la misma forma de contabilizar el tiempo, de la misma manera que lo hacemos nosotros; ante ello hemos de reconocer que no existe una cronología mundial, dado que los chinos, los musulmanes, los hindúes y otros pueblos del planeta, no viven el tercer milenio, ni el año 2019. Sin embargo, esos pueblos, por necesidades de religión, comercio, política y otros menesteres, ajustan sus propios calendarios al que domina mundialmente, que es el que a nosotros nos rige: el Calendario Gregoriano.

ESTAMOS SUJETOS AL TIEMPO MARCADO POR LOS RELOJES

“Uno de los inventos más trascendentes para la humanidad, y que prácticamente ha pasado inadvertido, y sin específico reconocimiento es el del reloj”. Nos refiere Jacques Attali, en su interesante libro “Historia del Tiempo” del Fondo de Cultura Económica en donde nos dice que: “Con el uso los relojes, los hombres pueden emplear todos los momentos necesarios en los trabajos. El hombre arregla, mediante ellos, la hora del trabajo y la del reposo, la de su comida y de su sueño. Y, por esa afortunada distribución del tiempo, la sociedad misma camina como un reloj, y forma, cuando está bien organizada, una especie de engranaje cuyos movimientos sucesivos son los trabajos de todos los miembros que la constituyen”.

CONTABILIZAMOS EL TIEMPO EN FORMA INCONGRUENTE

En la actualidad vivimos meses incongruentes de 28, 29, 30 y 31 días. También nos referimos a los nombres de varios meses en forma errónea, veamos: octubre, que en su etimología y traducción quiere decir ocho, lo contamos como diez; noviembre, que quiere decir nueve, lo contamos como once; y diciembre que quiere decir diez, lo contamos como doce. En fin, son muchas las incongruencias con las que viven y contabilizan el tiempo la mayoría de países del mundo.

Y, a propósito: el año 2020 será “Año Bisiesto”, esto es: que tendrá 366 días.

ADENDA PARA EL BUEN ENTENDEDOR:

Bien se puede afirmar que “los grandes secretos de la humanidad no se pueden trasmitir al pueblo-pueblo en forma directa, sino en forma de alegorías”. Es así que un conocedor de la religión católica nos habla de ciencia y religión, de los códigos ocultos y las organizaciones secretas. Con este antecedente bien vale la pena que en estos días de Navidad y fin de año todos leamos ese inquietante libro que se convirtió en un Best Séller: “El Código Da Vinci”.

¡Ah! si aceptamos la reflexión referida al principio del presente artículo entonces estaríamos viviendo el año 2024, y no el 2019 como nos lo refieren los calendaristas que cuentan el tiempo mediante el denominado Calendario Gregoriano, que en medición debería volverse a ajustar para que sea “congruente con la realidad que vivimos”; sin embargo, debemos de aceptar que “la costumbre hace ley” aunque esté equivocada.

*Remberto Hernández Padilla es Premio Nacional de Periodismo 2019.

Continue Reading

Tendencias

Copyright © 2018 Conciencia Pública // Este sitio web utiliza cookies para personalizar el contenido y los anuncios, para proporcionar funciones de redes sociales y para analizar nuestro tráfico. También compartimos información sobre el uso que usted hace de nuestro sitio con nuestros socios de redes sociales, publicidad y análisis, que pueden combinarla con otra información que usted les haya proporcionado o que hayan recopilado de su uso de sus servicios. Usted acepta nuestras cookies si continúa utilizando nuestro sitio web.

Privacy Policy