Connect with us

DEPORTE/CULTURA

A la playa más bella del mundo…en un día claro se ve hasta siempre

Published

on

Por Fernando Zúñiga //

Me senté en la terraza desde donde dominaba la extensión de la que yo considero la playa más bella del mundo.

Era una mañana intensamente clara de un cielo azul sin mancha que parecía reflejar el color del mar un par de tonos abajo. Una arena tan leve que solo era barrida por el aleteo de un Martín Pescador o de las gaviotas en busca de algún bocadillo en la playa. Una arena tan leve que el Martín Pescador plasmaba la huella de sus pasos para la eternidad. El oleaje era tan calmo que el vuelo rasante de los pelicanos podía provocar un mini maremoto. El solo canto de un ave podía opacar el sonido del mar. Una sola caracola taparía, con su estructura ancestral, el pleno horizonte marino. Te Déum.

“…una playa tan silenciosa de sol y brisa que podría escuchar cuando alguna de esas avecillas mudara su plumaje”.

Fernando se sentó en una de las sillas bajo la sombrilla cercana a pesar de que era una extensa terraza y solo estábamos ambos a esa hora.

Pasaron quizá un par de horas antes de que nos saludáramos levantando nuestras copas respectivas. Ambos bebíamos whisky en las rocas.

La verdad que el mar es mágico y hace sanar las heridas que el tiempo deja en las personas…siempre regreso a este mar…

Fernando tenía 74 años de edad. Su voz sonaba en un tono que no rompía el silencio armónico de los equilibrados volúmenes del momento. No profanaba el santuario marítimo de la contemplación. Voz a la que le sobraban los recuerdos.

Me presenté con él: Esteban, yo tenía por esos días 29 años. Meditaba sobre el amor, mi futuro, la posible vida de pareja, ¿formaría una familia? Cómo saber quién sería la mujer para pasar mi tiempo; mis sueños, mis amaneceres, mis caminatas en alguna playa al atardecer, mi vejez…

Fernando me preguntó después de brindar por el tiempo presente: “¿Tu a que vienes a esta playa?”

La brisa y el sol contestaron desde mi piel y el whisky desde mis entrañas, entorné los párpados, y, como si la resaca de la orilla marina jalara mis palabras, dije espontáneamente: “para pensar el futuro que siempre ha existido en mi vida”.

Fernando guardó silencio, un silencio que pareció detener el tiempo, como el reloj de arena vacío y que a una mano universal le diera miedo rellenar.

hace 10 años vine por primera vez a este puerto. Vine a dar una conferencia. El tema era La Fisiología del Miedo y el Arte de Mentirnos para Crear Nuestra Felicidad…

Samantha, así se llama, estaba sentada en una de las butacas del auditorio cercana al foro. Yo la observé por primera vez mientras firmaba algunos autógrafos y atendía a las personas de la audiencia; preguntas, invitaciones; fotografía; tarjetas de presentación…

en ese instante, en el que ella estaba inmersa en sus propios pensamientos, sentí la atracción de abordarla, una sensación suave, como esas pequeñitas olas cuando regresan al mar allí en la orilla, que regresan sin remedio atraídas por su origen inapelable, irrevocable…

fue un deseo quizá movido mas por la curiosidad, mi curiosidad de conocer a una persona joven, quizá intuyendo una historia para mis relatos. Yo había empezado a escribir pequeños fragmentos de mi vida en relatos breves con la intención de editar un libro de memorias, pensaba titularlo Historias Sin Memoria. Mi pretensión única era escribir para pasar algunos momentos de solaz…

me había auto impuesto 3 reglas para escribir:

1.- Escribirlos primeramente a mano y ya después pasarlos en la compu…

2.- No durar más de 30 minutos desde el inicio hasta concluirlo, ya posteriormente le afinaría los detalles; metáforas; sintaxis; cambiar quizá el nombre o las edades de los protagonistas; alguna fecha…

3.- Mezcla de realidad vivida personalmente y algo de fantasía para proteger a la imaginación y a la fantasía misma…

Fernando bebió de su copa, de una copa que parecía haber escanciado alguien muchos años atrás. Su mirada atravesaba el tiempo que como el oleaje prometía regresar a la misma playa.

Me imaginé, fantasié (yo también había empezado a escribir pequeñas historias sobre etapas de mi vida, bajo la misma técnica de Fernando y en el mismo plan de mero relax, sin mayor pretensión literaria), que su copa era escanciada por Hebe, la diosa de la juventud, una deidad hija de Zeus y Hera, encargada de escanciar el néctar a los dioses del Olimpo a quien, en función de su oficio llamaban, la Divina Escanciadora.

Fernando me preguntó al regresar de su lontananza interna: “¿Esteban crees tú que el Dios Tiempo beba Néctar y Ambrosía para seguir siendo inmortal a través de momentos que vivimos los mortales?”

me acerqué a Samantha y la charla fluyó, la vi bonita, su pelo recogido le daba un aire formal algo serio, bonitos ojos y bonita boca, una belleza sobria…

29 años; estudiaba Homeopatía; originaria de una población de Jalisco…

la invité a salir del auditorio. Le tendí mi mano mientras caminábamos hacia el exterior y ella me la tomó con la misma naturalidad. Sentí un flujo de sensación humana tierna y agradable. Yo tenía siglos de no caminar tomado de la mano de una mujer. Y más siglos aún de no caminar cogido de la mano de una chica joven…

bromeamos (casi siempre me pasa con la gente joven) sobre el “sofisticado” tema de la conferencia…que si en verdad me lo creía…que tenía que demostrárselo en concreto, en la práctica, en la vida diaria…que ese era un campo de la Homeopatía…que a poco yo iba a desplazar a su profesión…

me peleaba dulcemente, me retaba con cierta admiración en su mirada…sin darme cuenta yo percibía una pequeña marea de emociones todavía, hasta ese momento, sin nombre…

tomamos un taxi hasta el hotel en donde me hospedaba en esta playa, empecé a desear prolongar su compañía…me confesó que le agradaba, de manera muy especial, mi compañía, que estaba viviendo un tiempo muy especial, agradable…

me puse ropa ligera para caminar por la playa, eran días de finales de septiembre y el clima era esplendido. Me pidió que la esperara en la terraza. En su pequeña mochila de piel cargaba “su arsenal femenino”. Viajaba ligera, ese día partiría en el vuelo nocturno rumbo a Guadalajara…

me preguntó: “¿qué color prefiere; blanco, amarillo o rosa mexicano?”…bajó con un vestido suelto de gasa amarillo claro sin mangas, hasta su tobillo, escotado, descalza, un collar que marcaba el inicio de su busto, su piel durazno rosado, su cabello ondulado ahora suelto…

yo no percibía una coquetería simulada. Samantha era natural, sencilla, clara…

>>…comimos una ensalada, pedimos un Chablis, desde el interior del hotel Althea Rene/Deja Vu …Samantha preguntando…me reclamaba mis historias…me ponía etiquetas que yo le rebatía y trataba de justificar…que yo no era así, que eran experiencias que se habían dado y ya…que no soy ningún aventurero y mucho menos frío en mis relaciones…y soltábamos la risa…

>>…a la distancia las pequeñas embarcaciones que se dirigían a alta mar, y el brillo del sol sobre el lomo espumoso de las olas, el vuelo como sin rumbo de los pelicanos, alguna gaviota atrevida rondando nuestra mesa en espera de la golosina fácil…

Samantha me reclamaba de vez en vez el que la mirara con cierta fijeza, yo justificando que el sonido de las olas hipnotiza…a ella no le gustaba hablar mucho de sí misma…

decidimos caminar a lo largo de la playa junto al mar, quedaban pocas horas de ese día, antes de su vuelo…

pedimos otra de Chablis y dos copas para llevarlas durante la caminata…

caminó unos pasos delante de mí y fue en ese instante que por primera vez aprecié su figura en la magnitud de una mujer adulta y no la jovencita que yo había querido ver al principio…

el sol declinaba por detrás de la dunas…era un día entre semana y la playa estaba solitaria…recuerdo la sensación de la arena en mis pies, el agua tibia de la orilla cuando regresa al mar…las huellas del Martín Pescador…un grupo de gaviotas que la rodeó cuando les lanzó al aire un pedazo de aceituna que ella traía en su boca…

ahora ella me miraba con fijeza mientras yo hablaba…me reiteró que se sentía muy bien, que yo era una grata compañía, que no había sentido antes una experiencia linda como esa…que le gustaría prolongar ese día…

deseaba vivir frente al mar, al término de sus estudios buscaría poner su consultorio en algún puerto…le gustaba Puerto Vallarta…

me pidió que la viera a los ojos, que no evadiera mi mirada de la suya, ella estaba seria, aunque no más que desde que la abordé…su voz era suave, su mirada clara como si un dulce oasis/manantial fuese para refugio de ternura y pasión cálida segura…

recuerdo perfectamente sus palabras: “si ahorita me dijera que me ama y me pidiera vivir con Ud. desde este momento lo haría”…

un calor que no se volvió fuego y se hizo hielo en la soledad…la marea apenas besa la playa y ya está pensando en volver…los recuerdos son para siempre y como el tiempo son de ida y vuelta…

alguna ocasión creí haberla visto en alguna butaca de los auditorios donde doy charlas. La imagino leyendo mi libro a sus hijos y diciéndoles que la chica de la historia es ella, un libro que quizá adquirió en una librería de viejo en París. Otras veces la he visto pasar caminado de la mano con su pareja en el malecón de Puerto Vallarta, aunque no creas Esteban, mi vista no es muy buena…será por tanto escribir historias.

En este punto del relato de Fernando, el reloj de arena se había volteado pero aun vacío. Faltaba la mano sin miedo que lo llenara con arena de la playa más bella del mundo, arena de un día del final de septiembre de hace 10 años. Arena con la huella de un pequeño Martín Pescador. Ninguna otra arena, de ninguna otra playa, de ningún otro día a la hora exacta. Te Déum.

Al igual que en la historia de Fernando me despedí de él sin pedirle su número de tel o cel o dato alguno para localizarlo en otra ocasión. Él había hecho lo mismo con Samantha. Espero algún día identificar su nombre completo y asistir a una de sus conferencias y adquirir su libro Historias Sin Memoria aunque sea en una librería de viejo en Guadalajara.

FZG GUADALAJARA IX/2016

*Nota: Samantha le había exigido (con la dulzura, ternura y sencillez de ella, Aries) a Fernando que si escribía la historia de aquel día, que ni se le ocurriera mencionar que se bañaba desnuda al empezar la noche sobre Miramar y ni siquiera la menor insinuación de hacer el amor.

Continue Reading
Click to comment
0 0 votes
Article Rating
Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments

DEPORTE/CULTURA

Puebla 1862-Tokio 2020: Bailada histórica de México a Francia

Published

on

Futbol, por Esteban Trelles //

Lo que pareciera un juego de números y países tiene que ver con la batalla del 5 de mayo en Puebla, cuando el ejército francés invadió nuestro país por un reclamo declarándole la guerra al desembarcar en el Atlántico (Golfo de México) con el invencible ejercito de Napoleón, considerado el mejor del mundo.

La victoria del equipo olímpico mexicano en Tokio fue al igual que la guerra mencionada contra los galos apabullante, 4-1, donde no solo el General Ignacio Zaragoza y su ejército se vistieron de héroes, sino también los indios Zacapoaxtlas que con machete en mano trituraron al enemigo que dice una canción “Cayeron 10 y ninguno mexicano, corrían como liebres al disparo del cañón……”

El equipo olímpico nacional se presentó en su debut en Tokio Japón para ofrecer un encuentro formidable ante los actuales campeones del mundo franceses con la regla de menores de 24 años de edad, que oficialmente es 23, que justo el año pasado Tokio 2020 sería el límite, que por cuestiones de la pandemia se pospusieron precisamente para estas fechas (julio 2021).

Con un evento completamente atípico y en circunstancias especiales estrictas en el protocolo de sanidad que por la “curva” del COVID-19 estuvieron a punto de suspenderse nuevamente, que afortunadamente no fue así, a pesar de protestas de los mismos ciudadanos nipones que pretendían cancelar los juegos olímpicos de un universo de más de 18 mil atletas en diversas disciplinas, que las autoridades olímpicas decidieron con firmeza llevar a cabo la justa internacional en condiciones especiales de manera estricta, con estadios vacíos, sin público, que los mexicanos actuaron sin complejos iniciando la competencia con solvencia y propiedad ante el fuerte equipo europeo, comandado por el joven técnico mexicano Jimmy Lozano de extracción universitaria de la cantera de los “Pumas” de la UNAM como futbolista de buen nivel seleccionado nacional, convertido en este momento como el mandamás del equipo tricolor, mostrándose como gran estratega, dominando la mayor parte del encuentro, que en la primera parte pese al asedio dominante, realmente no existieron jugadas claras de goles, que por el contrario Guillermo Ochoa con dos estupendas atajadas mantuvo el cero con reflejos felinos a pesar que el rival alineó al experimentado jugador que juega para “Tigres” de UANL y como refuerzo mayor permitido (24 años) del goleador Gignac intrascendente en el encuentro con su equipo francés nacido en ese país.

Es importante señalar y analizar futbolísticamente al equipo olímpico mexicano, mostrándose equilibrado en todas sus líneas con cohesión y entendimiento de equipo, disciplinado, vertical, ofensivo, rápido y contundente con enorme personalidad, iniciando con un guardameta mundialista Guillermo Ochoa solvente, experimentado capitán del equipo que da confianza y seguridad, la línea defensiva con una aplicación férrea destacando que sus compañeros ninguno desentona, la línea media con Romo en plan grande que lamentablemente Sebastián Córdova poco se mostró a pesar de marcar un gol, Carlos Rodríguez muy dinámico con sentido práctico y lo mejor su delantera calificada; brillantes, rápidos, hábiles, efectivos Laínez escurridizo, Vega de técnica depurada, Henry

jugador de sacrificio, aplicado. Antuna siempre brilla con selección, con olfato de gol, destacadísimo Córdoba tiene que reencontrarse con la calidad y el talento que posee con brillantes cualidades con etiqueta de exportación que demostró con su equipo América.

Los detractores y villamelones existentes en nuestro medio pueden argumentar que los franceses llevaron un equipo menor de 20 años de algunos de ellos y más pretextos inexistentes, lo cierto que el equipo olímpico se mostró con tamaños y argumentos para ilusionarse con expectativas altas y reales.

Por supuesto que el equipo anfitrión en su país tiene que dar lo máximo por el hecho de ser local, no propiamente por el apoyo de su afición, que no tendrán, sino por otros factores extra cancha como el clima, altura, el horario esto como su siguiente rival japonés

Cabe destacar el arbitraje de primer nivel comparado con el área de CONCACAF con verdadero profesionalismo y criterio, Gignac el delantero francés encaró cara a cara al nazareno que sin mayor aspaviento lo puso en su lugar, acostumbrado en México y su liga hacer sus caprichos con el consentimiento de los faltos de personalidad de los árbitros mexicanos.

El equipo mexicano debe mantener el orden y la disposición y lo más importante la humildad para encarar los próximos compromisos con seriedad y profesionalismo, sin tratar de envolvernos en la bandera del nacionalismo marcado, debemos creer y apoyar nuestra propia gente, que tenemos entrenadores de excelencia, que lo único que falta es dar continuidad al trabajo de nuestros técnicos nacionales, que sin cambiar las millonadas de otros realizaron su mejor esfuerzo de manera aplicada, brillante y solvente.

Por último, no sabemos a ciencia cierta lo que depara el destino al equipo mexicano, pero podemos aplaudir el esfuerzo, la voluntad y la mentalidad ganadora. Los nuestros dejaron hace tiempo de ser conformistas y medianos para realmente mostrarse como lo que son, futbolistas completos, tácticamente disciplinados, la desvelada para verlos (3:00 AM) valió la pena. Vamos por buen camino con individualidades y equipo de conjunto.

La conclusión del equipo mexicano son la carencia de procesos en su continuidad que no se proyectan a sus jugadores y la gran mayoría se pierde en el olvido futbolístico u otros, como el “Chatón” Enríquez, campeón olímpico en 2012 en Londres, por citar un solo ejemplo que está refugiado actualmente en el campeonato inferior llamado de Expansión al terminar la división de ascenso.

La mayoría de países si tienen procesos adecuados donde sus jóvenes promesas se consolidan llegando a ser inclusos referentes de su selección nacional, por ende, de sus respectivos equipos.

Si los jugadores se pierden irremediablemente y no den el estirón que son muchos los casos, que se puede esperar de los técnicos que son despedidos irremediablemente con una lista interminable de los que algunos son extraordinarios que en Guadalajara tenemos dos de ellos que destacan, José Luis el “güero” real y Efraín Flores ambos hacedores y forjadores de talentos por docenas, por decir lo menos para no exagerar que también destaca el propio Mario “Califas” Arteaga, el cual demostró también como seleccionado de jóvenes promesas con capacidad comprobada y duerme el sueño de lo justos perdidos en el limbo como muchos otros.

Difícil situación para los federativos que no saben de futbol para no solo reconocer capacidades de los entrenadores sino lo más importante mantenerlos activos.

Jesús “Chucho” Ramírez campeón mundial de la Sub 16 en básicas de la UNAM, desperdiciado irremediablemente por culpa de una remuneración económica que no existe, pagándoles muy limitado por lo que tampoco es atractivo para los propios técnicos, donde de repente volteamos con las escuelas extranjeras que dan al traste con lo trabajado y se vuelve un círculo vicioso con el cuento de nunca acabar. Continuidad señores federativos y pagar adecuadamente para mantener una línea y avances de talentos y condición de nuestros técnicos mexicanos que son de lo mejor del mundo como motivadores, tutores y forjadores de talentos futbolísticos.

Continue Reading

DEPORTE/CULTURA

Circo, maroma y teatro: Copa de Oro para equipos de hojalata

Published

on

Futbol, por Esteban Trelles Meza //

El torneo Copa de Oro que tiene un título “rimbombante”, es verdaderamente un fiasco con equipos limitados por decirlo elegante que abaratan el espectáculo entre todos los involucrados: árbitros sin criterio, el VAR está de adorno, en fin, toda su organización es mediocre.

Paralelamente recién terminaron la Eurocopa y la Copa América. Los europeos tienen un nivel de excelencia de técnica depurada, precisión, nobleza y verticalidad ofensiva pese a la final entre Italia e Inglaterra en Wembley donde se preocuparon más en defender que atacar, los italianos merecieron sin duda la victoria remontando un gol tempranero adverso, empatando, para en serie de penales obtener el título europeo.

Por otro lado, la Copa América con las potencias sudamericanas de siempre: Brasil y Argentina. Estos últimos llevándose la victoria sin discusión en el propio estadio Maracaná con un Leonel Messi que se le negaron campeonatos mundiales y teniendo al fin con un logro importante en su carrera deportiva que le hacía falta complacer a sus exigentes paisanos y el resto del mundo para considerarlo como el mejor del planeta.

De repente le damos vuelta a la página y nos encontramos con un panorama desolador de calidad futbolística, carente de nivel técnico por “rufianes y leñadores” disfrazados de futbolistas como los de Trinidad y Tobago, que como siempre se dedican a golpear y ensuciar los encuentros, máxime tratándose del equipo tricolor, como se dice en el argot futbolístico, “mala leche”.

Faulean de manera cobarde y alevosa al mejor jugador mexicano del momento, Hirving “Chucky” Lozano, para desbalancearlo en una jugada clara de gol, aventando un adversario al “Chucky” para “estrellarlo” literalmente con la entrada criminal del guardameta trinitario con los pies por delante al jugador mexicano de manera brutal, conmocionándolo en el momento con una hemorragia cerca del ojo para mandarlo de inmediato al hospital.

Afortunadamente en 6 semanas estará en observación y recuperación en comparación con su paisano goleador Raúl Jiménez con fractura de cráneo con meses de recuperación en Europa, Los equipos del área de CONCACAF son así desde siempre. No solo le juegan sucio o brusco al equipo mexicano sino que con fuerza desmedida y mala intención, además de la mediocridad de los árbitros internacionales que no tienen la capacidad para sancionar severamente ese tipo de entradas, no solo con la falta que ni siquiera la marcan sino la expulsión misma del jugador infractor.

Lo más patético, absurdo e insultante son los comentaristas, promotores y aduladores de la Selección Mexicana en Televisa, que antes de iniciar el encuentro ufana e irresponsablemente comentaban entre ellos que venía la primera goleada del equipo mexicano haciéndose conjeturas de cuál jugador metería más goles, en una total falta de respeto deportiva hacia el rival que al final empataron sin goles.

Aquí cabe el adagio: “circo, maroma y teatro” al pueblo, lo más triste tomar de rehenes en un “patriotismo” nostálgico con nuestros connacionales, radicados en USA para llevarles “espectáculos” intrascendentes abusando de su apasionamiento y cariño del equipo tricolor para adquirir un boleto de los más económicos en 65 dólares para dar rienda suelta de sus emociones y gustos futbolísticos de un pedazo de su patria reflejado en un equipo de futbol esperanzados a la victoria.

Otro adagio reza: “No tiene la culpa el indio, sino el que lo hace compadre”, nuestros federativos que son los representantes de los dueños de equipos (FEMEXFUT) que son ignorantes del tema futbolístico, que solo les interesa la plata como buenos empresarios con jugosas ganancias millonarias que sus plantillas tienen elevada nómina con sueldos estratosféricos que a final de cuentas las víctimas son los propios aficionados que gustosos paguen también precios elevados que no corresponden ni garantizan el espectáculo al que acuden a los estadio para verlos.

El problema de Selección Nacional es que quien gana es solamente la FEMEXFUT. Por otro lado los futbolistas no reciben las “primas” adecuadas de su quehacer deportivo y precisamente jugadores como Javier “Chicharito” Hernández, son incómodos y rebeldes, puesto que su personalidad y liderazgo exigen el pago adecuado por sus servicios, lo que toman a mal, y es por ello que los federativos lo segregaron del seleccionado nacional por insurrección y exigencia.

Obviamente no quieren compartir las jugosas ganancias; si bien no existe sueldos en la Selección Nacional ni están obligados a ellos, éticamente y moralmente es hacer partícipes a los jugadores de una pequeña compensación que bien la merecen.

Para la opinión publica el villano es el “Tata” Martino, quien “obligado” por las circunstancias monetarias de la federación tiene que prestarse a cuestiones administrativas que nada tienen que ver con lo futbolístico. Por ultimo como diría alguien de la farándula, “no tiene la menor importancia” quien gane la copa.

El futbol es una disciplina de contacto en el que prevalece la fuerza física con entradas viriles en el que las fracturas están a la orden del día, no solo en encuentros oficiales sino en los propios entrenamientos cotidiano.

México solo debe tener encuentros amistosos con equipos importantes de cualquier continente menos su área, recordar que precisamente hace años Cuauhtémoc Blanco, ahora gobernador de Morelos, lo fracturaron en el Estado Azteca los mismos rivales trinitarios, que fueron meses de actividad en pleno apogeo del “Cuau.” El caso de Funes Mori puede ser buen elemento que un servidor en lo personal lo cambiaría por “Chicharito” o el propio J.J. Macías para el mundial en Qatar.

Sin hacerla de profeta el equipo mexicano se las verá difícil, donde por otro lado lo ideal sería no calificar, para como Italia tomar las cosas de mejor manera y con posibilidades de éxito sin toda esa mercadotécnica publicitaria para tener mejor equipo.

Continue Reading

DEPORTE/CULTURA

Influencia y penetración social: El futbol y su dimensión social

Published

on

Futbol, por Esteban Trelles //

Para algunos escépticos, intelectuales y cultos, el futbol, como la farándula misma, es solo un distractor de la problemática político-social de los diversos países, principalmente como el nuestro en vías de desarrollo.

Manejándonos de manera objetiva el soccer como lo llaman en USA (recuerden que existe el futbol americano), tiene una condición positiva y coadyuva en el desarrollo integral del ser humano, como una de las disciplinas más populares en el mundo y una repercusión social en varios rubros: formativo, convivencia, económico, etc. Representando de cierta manera el reflejo de las sociedades mismas en su conjunto de cada país en el que lleva implícito la idiosincrasia, formas de vida, educación y una serie de cuestiones innegables de sus culturas mismas.

Los villamelones e ignorantes del futbol en nuestro país se involucran en discusiones estériles inventando historias que incluso inmiscuyen a ex presidentes de este país que por orden de ellos determinan quien sería el campeón para “satisfacción del pueblo”, para distraerlos de los problemas de gobernanza, principalmente de corrupción, lo cual es además de absurdo, ridículo y estúpido creando, una atmósfera de incertidumbre y legalidad deportiva.

Los perdedores en el mundo son mayoría y se muestran amargados, resentidos y negativos desahogando sus complejos y frustraciones en sus semejantes, que millones quisieron ser futbolistas profesionales no teniendo condiciones para ello que se conforman alrededor del mismo convirtiéndose en entrenadores, árbitros, preparadores físicos, kinesiólogos, terapeutas etc; donde algunos en las Ciencias de la Comunicación que se convierten en periodistas deportivos, mostrándose muy exigentes e hirientes en sus comentarios no solo a los jugadores, sino también entrenadores, atacándolos y censurándolos con severidad manifiesta con desprecio y odio.

Existen personajes con nombres y apellidos por citar unos cuantos: José Ramón Fernández, David Faitelson, André Marín, éstos influenciados por el primero que se forjaron juntos; Gerardo Velázquez de TVC Deportes (que lanza improperios); que las palmas de la negatividad se las lleva sin discusión el comentarista Álvaro Morales de la cadena internacional ESPN México con una personalidad de “gambusino”, con barba crecida y desarreglada y bigote, obeso con una voz varonil de una retórica recalcitrante y ofensiva para todos, con burlas a carcajada abierta tratando de provocar a sus compañeros lidereando el tema como moderador o conductor del programa, no teniendo eco con los profesionales de la comunicación, tratando de manipular abiertamente a los televidentes que los jóvenes de cierta manera influye, lo mismo que adultos sin criterio en torno a una opinión o punto de vista.

Ese tipo de personajes llegan a ser influyentes con cierta credibilidad por su sapiencia, caso concreto José Ramón que algunos dueños de equipo como el finado Jorge Vergara poniendo su nombre en una palco del estadio Chivas como un homenaje a su cultura deportiva, que este personaje se mediatizó gracias al odio recalcitrante contra el equipo América y la FEMEXFUT, que siempre denostó y polemizó a lo largo de su vida, principalmente en Canal 13 de gobierno por muchos años.

Las trampas, triquiñuelas, influencias y demás es la constante en el “mundillo futbolístico”, de nuestro país que nada tiene que ver el gobierno salvo el aspecto fiscal donde el futbol como negocio empresarial es manejado por particulares, con la FEMEXFUT como órgano rector en México y la FIFA a nivel internacional en selecciones nacionales.

Existieron entrenadores que en aras de la victoria exigían a sus jugadores el máximo de sus esfuerzos, de manera peligrosa puesto que los “dopaba”, como lo fue en el caso del chileno Carlos Reynoso con el equipo América, que en el entretiempo en vestidores les daba un “brebaje”, para mejor rendimiento que el ex entrenador tapatío Ignacio “gallo” Jáuregui del equipo Monterrey lo hizo público, que de inmediato los directivos americanistas y su sequito incondicional de comentaristas de su empresa Televisa se le fueron a la yugular, al técnico mexicano que lo querían demandar y meterlo a la cárcel exigiéndole disculpa pública lo cual el tapatío Jáuregui jamás se retractó y quedó en el olvido, de cierta manera esta práctica en Sud América es frecuente desde siempre que se recrudece en argentinos y uruguayos, independientemente de farmacodependientes (Maradona), con otras substancias.

La influencia americanista ante la FEMEXFUT obligó a esta última en oficializar el torneo PRODE de meses por competición de torneo de liga anual lo cual es vergonzoso y antirreglamentario, como muchas otras arbitrariedades y artimañas del poderoso equipo de Televisa.

A pesar de unas “pecatas minutas”, unas más graves que otras, actualmente el futbol mexicano tiene un posicionamiento mundial de clubes y selección nacional de credibilidad y penetración masiva social que repercute en una vida tranquila, de concordia y de convivencia.

En comparación con Italia con el jugador Paolo Rossi encarcelado en su país por apuestas arregladas y la Juventus de Turín, descendido a segunda división por las mismas circunstancias, sin olvidarnos de Alemania que el guardameta Harald Toni Schumacher escribió un libro sobre el consumo de drogas en los futbolistas de su país, México está en pañales sin mayor problema y repercusión mundial, excepto la trampa de los “cachirules”, que nos excluyó del mundial de Italia 90 por incluir en una competencia oficial jugadores mayores de 20 años de edad.

Continue Reading

Tendencias

Copyright © 2020 Conciencia Pública // Este sitio web utiliza cookies para personalizar el contenido y los anuncios, para proporcionar funciones de redes sociales y para analizar nuestro tráfico. También compartimos información sobre el uso que usted hace de nuestro sitio con nuestros socios de redes sociales, publicidad y análisis, que pueden combinarla con otra información que usted les haya proporcionado o que hayan recopilado de su uso de sus servicios. Usted acepta nuestras cookies si continúa utilizando nuestro sitio web.

0
Would love your thoughts, please comment.x
()
x