Connect with us

OPINIÓN

Elecciones: El autoengaño y la reincidencia oposicionista

Publicado

el

Opinión, por Pedro Vargas Ávalos //

No hay peor ciego que el que no quiere ver. El pasado domingo 5 de junio se llevó a cabo la jornada electoral en que se enfrentaron, para renovar gubernaturas en seis Estados, la coalición formada por el panismo, el priismo y el perredismo, denominada PRIANRD, surgida con el auspicio del “empresario” Claudio X. González y que es conocida como “Va por México”, frente a la alianza que se identifica bajo la divisa “Juntos Hacemos Historia”, integrada por el partido MORENA y sus aliados, a saber el PT (Partido del Trabajo) y el PVEM (Partido Verde Ecologista de México).

En dicha lid, también participó por su cuenta, el oposicionista MC (Movimiento Ciudadano). Después de conocer los resultados, los voceros opositores optaron por una más de sus malogradas estrategias: decir que “ganaron las elecciones o, en su defecto, que el brazo electoral del obradorismo, Morena, perdió porque no ganó todas.” (Fabricio Mejía, Sin Embargo, 7-jun-22).

Los resultados escuetos y ciertos son claros: cuatro gubernaturas, en manos de la oposición, las ganaron los morenistas, en tanto que la contra que encabeza el PAN, se quedó con dos que ya tenían, o sea, conservó un par. Los emecistas (MC) no lograron ningún triunfo. Así las cosas, desde la noche del día de los comicios, (igual que como se condujeron en 2021, tras perder 12 gubernaturas de 15) los dirigentes de cada uno de los partidos políticos inmiscuidos, salieron a declarar que su participación había sido un rotundo éxito. El primero que presumió tal hecho, fue Marko Cortés, deslucido líder panista, quien con gran disimulo anunció que su coalición había ganado tres Entidades federativas: Aguascalientes, Durango y Tamaulipas. Como luego se anunció por el PREP, que es la versión oficial de los resultados primeros en materia electoral, fue cierto lo presumido por “Marquititito” en cuanto a los dos primeros Estados, pero en el caso de Tamaulipas, el vencedor había sido MORENA y los suyos.

Alejandro Moreno, apodado “Alito”, presidente del Comité Ejecutivo Nacional (CEN) del Partido Revolucionario Institucional (PRI), destacó en twitter el multicitado domingo, “la amplia participación de la ciudadanía en las seis entidades que renovarán sus gubernaturas, e hizo un llamado a quienes aún no han acudido a las urnas “a que participen en la fiesta democrática”. Pues bien, ni hubo copioso arribo de votantes, ni los que habían dejado de ir a sufragar, oyeron ese llamado, y, por tanto, lo que dominó en casi todo el proceso, fue el abstencionismo: en Oaxaca, el 62 por ciento, en Aguascalientes 55 %; Hidalgo el 53%, Durango 50%, Quintana Roo, 60% y Tamaulipas el 47%. Por ello, el diputado priísta Rubén Moreira, esposo de la derrotada Carolina Viggiano, candidata del PRIANRD en Hidalgo, expresó: “La realidad es que el abstencionismo fue el que triunfó” (María del Rocío Ángeles Rivero, 07 junio 2022 en Noticias Televisa).

Pero el jefe del partido tricolor volvió a la carga y lo citó Joaquín López Dóriga, en su columna “En Privado” del día 7: “Moreno calificó de derrota estrepitosa para Morena”, que ganara cuatro de los seis estados en liza, y aseguró que la oposición estaba para pelear la presidencia. A contrapelo de esa actitud triunfadora de Alito, el encabezado principal del diario “24 horas”, del día 6 de junio, publicaba: “Avanza el PRI…hacia su extinción”, ante lo cual enfatizaron los miembros del “Movimiento Líder”, (tendencia interna del tricolor constituida en 2018) apoyados por otras dos, por medio de José Encarnación Alfaro: “Estamos ante una dirección nacional fallida”, por lo que, si Alito y sus incondicionales no renuncian, estarían condenando al PRI a su extinción. (Los Periodistas, 9-06-2022).

Sin embargo, los portaestandartes oposicionistas siguen en su idea de que fue muy exitosa su participación del 5 de junio, y en razón a ello dijo el perredista Jesús Zambrano, (que encabeza un cuerpo insepulto) junto al inefable Alito y en concordancia con la gobernadora panista de Chihuahua, Maru Campos y el diputado jurásico Santiago Creel: “Estamos muy contentos. ¡Hay tiro para el 24 y el 24 les vamos a ganar!”. (El Economista, junio 5/2022). En cuanto a MC y su amo Dante Delgado, éste enfatizó que tuvieron “un crecimiento exponencial”, lo cual traduce como éxito, a pesar de no haber ganado ningún cargo y apenas mostrar un raquítico 4% de votos recibidos.

Al respecto, sobre esa especie de autoengaño en que inciden recurrentemente los integrantes de la oposición y especialmente los que se cobijan en “Va por México”, de entre sus mismas filas surgen voces que sí pisan el frío suelo de la realidad. Dijo al respecto Gustavo Madero: “Para tener la menor posibilidad de competir en el 24, debemos comenzar por reconocer nuestra debacle electoral: pasamos de gobernar en 2017”, juntos PAN, PRI y PRD, 114 millones de mexicanos, y ahora, expone Madero, tendremos solo 38 millones, considerando que el panismo gobierna a 16 y el tricolor en 22 millones, remarcando al perredismo con aporte cero. Por ello concluye este expresidente (en 2012) del CEN blanquiazul, “La autocrítica es fundamental para avanzar”.

Otro exjerarca nacional panista que habló sobre el autoengaño y la reincidencia, por lo que critica la actitud de sus dirigentes, es el senador Damián Zepeda. Explica que la elección fue muy dura para la oposición, desastrosa, y considera que no sirve de nada cascabelear y presentar una cara distinta a la ciudadanía. Prosigue señalando que, lo primero para resolver un problema es no autoengañarnos, porque de ser así, se volverá a fracasar, y revela: Si hubo 6 elecciones de gubernaturas el domingo 5, todas con administraciones de la oposición, y ahora MORENA (que no poseía ninguna de ellas) tiene cuatro y los opositores 2, es decir, sin vueltas, se perdieron cuatro; entonces, remata tajante Zepeda: “Pues yo no sé en qué planeta significa que ganaste”. Y acentúa: No sirve de nada querer engañar, porque aún en términos de población, de 15.6 millones de mexicanos que eran gobernados por la oposición, al final del día, MORENA gobernará 12.5. “¡Y todavía celebran con batucada que se triunfó ¡”. Señala el legislador, que esa conducta es para defender tanto a la dirigencia de cada partido, como salvaguardar a su pacto de “Va por México”.

Para este exlíder panista, el apoyo de los partidos que van en la coalición, hacia el PAN, es marginal, porque Aguascalientes lo ganó la identidad panista, cuyos votos superan la alianza morenista. De igual manera, en Durango, los priístas lo hicieron por sí mismos. En consecuencia, las aportaciones no son positivas, y por tanto se debe abrir paso a la reflexión: el PRI es rechazado por el pueblo, y eso daña al panismo. Por ello en Hidalgo, hace 6 años se tuvieron 300 mil votos, y ahora únicamente 50 mil, lo que también sucedió en Durango, pues de 300 mil sufragios hace 6 años, ahora se recibieron cien mil. “¡Nos pasó un tractor por encima, y ni las placas le vimos!” (Entrevistas con Guillermo Ortega y con Álvaro Delgado, 7 jun.2022)

Reafirma Damián Zepeda, que la coalición PRIAN debe reconsiderarse. Para él, hay que generar un proyecto de nación que se base en la identidad del partido y convenza a la colectividad; lo cual no es posible en coalición porque nos acompaña un partido distinto en ideología y trayectoria. Para este genuino blanquiazul, “vistos los resultados electorales, se han achicado los partidos,” especialmente de la elección antepasada a la reciente. El dicho de que “solo unidos podemos vencer” es un espejismo. La alternativa de unión, no es con el PRI, sino con Movimiento Ciudadano.

Por ello, hasta el presidente del país, dijo en la mañanera del martes pasado (7): “Ojalá y no se afecten los partidos, que se consoliden, necesitamos de las organizaciones políticas, se requiere de oposiciones fuertes, no paleras”. Y mucho menos (agregamos nosotros) embusteras, partidarias del autoengaño y de la falsedad. De persistir en tal estilo, el tiro a que se refieren para el 2024, va a ser un tiro, pero en su propio pie.

Continuar Leyendo
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

DEPORTE/CULTURA

Arrecia campaña contra Jimmy Lozano: Copa América será el parámetro de la realidad de México

Publicado

el

Miseclánea Deportiva, por Esteban Trelles Meza //

Todo torneo internacional tiene su propia complejidad en el que las exigencias deben ser analizadas y determinadas conforme a su nivel e importancia.

Hoy nuestra zona geográfica de la CONCACAF, existió la errónea idea de ser infinitamente superiores a todas las selecciones de nuestra área, dando por hecho y obligación ser campeones generacionalmente.

Hoy nuestros vecinos del norte Canadá y USA, tenían siempre integrantes que sus jugadores y comúnmente jugaban en Europa e incluso nacionalizando algunos, que su liga interna no tenía el arraigo ni la identidad de equipos importantes en cada una de las ciudades correspondientes.

Paulatinamente todos los países de la zona crecieron futbolísticamente a pasos agigantados, que sus condiciones físico – atléticas y estatura en promedio son 1.80, con la fortaleza y mentalidad ganadora que debe tener un deportista de alto rendimiento.

Los vicios de formación de conducta de los mexicanos son inherentes a su idiosincrasia personal de reventar en fiestas y reuniones privadas con excesos de los bebidas embriagantes e incluso algunos de drogas (contados).

“Las aventuras o hazañas”, en los equipos de cada uno eran la “comidilla” del día en concentraciones de hoteles, ufanándose de quien era el más audaz o rebelde escapándose de las concentraciones o bien meter en el cuarto a chicas de la vida alegre, llevando a la propia selección nacional con conductas inadecuadas que según ellos los convierten en líderes.

Ejemplos existen generacionalmente, e incluso chuscos algunos, que en giras en Sudamérica contrataron chicas que resultaron ser chicos homosexuales, que fue del conocimiento público con título por revistas en reportajes con Carlos Salcido como protagonista.

Entre paréntesis, este personaje tiene un hijo fuera de matrimonio, actualmente de 8 años de edad que la madre de este infante reclama pensión alimenticia de más de medio millón de pesos, que pusieron una manta con su fotografía colgada en Javier Mina y la Calzada en el corazón del Barrio De San Juan de Dios en la ciudad de Guadalajara.

Todo este tipo de situaciones en el jugador mexicano hacen los vicios de formaciones de conducta de muchos de ellos, Ariel Antuna, Alexis Vega que al parecer el primero lo entendió y es jugador referente en su equipo Cruz Azul y la propia selección nacional, que Vega al parecer recupera sus condiciones.

Javier ”Chicharito” Hernández, un líder nato irreverente con lenguaje salpicado de groserías con una fortuna de 30 millones de dólares, al cambio mexicano 517 millones como patrimonio personal que en el ocaso de su carrera “Chivas” lo adquirió por la cantidad de 5 millones de pesos anuales por 1 año de contrato.

El lector diría que tiene que ver la vida personal en el fútbol la respuesta es simple.

Ya existen jugadores superdotados en el mundo, Maradona un ejemplo fehaciente de un farmacodependiente cocainómano que no supo manejar su talento y grandeza, manipulado y manejado por sus “representantes” millonarios a expensas de él, que le robaron su fortuna.

Es importante establecer cuestiones extra – fútbol, no por amarillismo sino por con una realidad palpable, que el finado Jorge Vergara detectó en sus jugadores con pláticas emocionales con terapeutas expertos de Colombia que viajaron para tal fin.

El despido de Ricardo Peláez en “Chivas” de Guadalajara dando de baja a varios futbolistas indispensables, que en su cerebro de papel los jugadores grababan sus parrandas y publicaban en redes sociales ufanándose y vanagloriándose de una conducta antideportiva.

Adentrándonos en nuestro representativo nacional tiene jugadores interesantes de buen nivel con la mención de centrales con Jonathan y Montes con un Eric “Chiquiito” Sánchez con 24 años de edad con una dinámica sensacional, como enlace de media cancha que ofende y defiende con vertiginosidad y entrega al cien.

Jordi Cortizo Zurdo mediocampista y gambetero de rayados puede pelear en selección, Sebastián Córdoba excelente mediocampista medallista olímpico en Japón con Jimmy Lozano con una baraja de delanteros con la sensación “Chino” Huerta, “Memote” Martínez, Santi Giménez, Julián Quiñones, “Piojo” Alvarado, Vega, Antuna, que pasan por un buen momento sin olvidarnos de Henry, “Chucky” Lozano y Orbelín.

La portería es el talón de Aquiles supuestamente con Malagón de 27 años, Rangel 24 y Acebedo de 28, que todos se avienta como el “Borras”, medio exhibicionistas de excelentes reflejos y elasticidad con Julio González veterano de 33 años de edad que no tiene condiciones para el tri.

La lateral izquierda es de “Chiquetete” Orozco y “Chicote” Calderón, Edson Álvarez la prensa lo infla, que no debe ser titular y va a la baja recordándonos al “H, H” Héctor Herrera 2 bultos con Andrés Guardado en el mundial pasado, como vacas sagradas que no debieron jugar un solo encuentro.

LOS ATAQUES A JIMMY LOZANO

El gran pecado de Lozano desperdiciar un sinodal como Uruguay, potencia mundial de jerarquía con cuadro alternativo sin el menor respeto a la afición México-estadounidenses y los propios directivos, lo peor fue la estúpida declaración que la goleada les daba un gran aprendizaje, cuando debió ser autocrítico y aceptar que con las potencias no podemos darnos el lujo de experimentar a nadie y poner el mejor equipo posible, por primera vez se vio soberbio y prepotente asegurando que por un solo encuentro no debía ser factor para despedirlo, que por supuesto es preocupante desperdiciar una oportunidad de oro contra una potencia para demostrar nuestra cruda realidad y ahí sí aprender compitiendo por lo menos el mejor cuadro posible.

La prensa negativa sólo espera el despido de Lozano basado en cualquier pretexto como el de Alex Blanco calificando al técnico mexicano de mediocre.

Si normalmente lo que uno espera del equipo tricolor es entregarse en cuerpo y alma cada encuentro olvidándonos de esquemas y orden táctico, sino que cada jugador esté concentrado al cien, sin distractores con un plan de juego definido.

Los procesos al final deben respetarse y la prensa misma no ser tan negativa y destructiva, que cuando de extranjeros técnicos se trata, como diría Hugo Sánchez se bajan los pantalones y quemar incienso sin importar el 7 – 0 de Chile con el colombiano Osorio, o con el” Tata” Martíno que se dio 1 año sabático ausentándose ee la selección, apoyado por un cuerpo técnico de vividores que se hicieron cargo de la selección con total impunidad y con resultados negativos, principalmente el último año pretextando un problema visual que le impedía cumplir con su contrato le impedía viajar en avión con un sueldo de 42 millones de pesos anuales por el ridículo y fracaso obtenido en Qatar.

Tratándose de técnicos mexicanos coma la cuestión es diferente empezando a golpear, criticar y censurar todo encuentro o torneo disputado en el que los comentaristas negativos nada les parece.

Jimmy Lozano es cuestionado dentro y fuera de la cancha, que no tiene currículum de jerarquía, que el tercer lugar olímpico en Japón no es nada, que los equipos dirigidos en la Liga MX no realizó nada extraordinario, etc, etc.

Que debe tener asesores que necesita un sanedrín de iluminados, que el técnico adecuado debería ser el vasco Javier Aguirre y otra serie de disparates.

El único pecado de Lozano es su juventud, y la envidia, que es parte de la naturaleza del mismo mexicano, criticando a su propio paisano minimizando triunfos y exaltando las derrotas para destrozarlo.

Lozano debe ser el técnico nacional no como capricho, sino el respetar un proceso de 4 años que los extranjeros últimos fueron un fracaso (Osorio y Martino).

La Copa América desnudará al equipo mexicano y lo ubicarán en la cruda realidad para bien o para mal, en el que el menos culpable es Jimmy Lozano.

E-mail: etrememodelos@hotmail.com 

Continuar Leyendo

JALISCO

Las presiones a Pablo Lemus

Publicado

el

Los Juegos del Poder, por Gabriel Ibarra Bourjac //

¿Qué hay detrás de la impugnación que hace el presidente nacional de Morena, Mario Delgado y la candidata Claudia Delgadillo a la elección a la gubernatura de Jalisco al rechazar el resultado del cómputo final de las elecciones del pasado 2 de junio que le da la victoria a Pablo Lemus?

La noche de este domingo Pablo Lemus recibió del IEPC Jalisco la constancia de mayoría en la elección a la gubernatura del estado al obtener 1 millón 626 mil 941 votos, que representan el 43.17% del total de la votación emitida válida, contra 1 millón 440 mil 161 votos de Claudia Delgadillo, que representan el 38.21% de los sufragios.

Lemus se convierte en el candidato que más votos ha logrado históricamente en una elección en Jalisco, superando a Claudia Sheinbaum que recibió en la entidad poco más de 1 millón 500 mil votos.

En la argumentación de fondo de Mario Delgado para impugnar la elección en Jalisco es que se le hace extraño que Morena haya ganado la presidencia, los senadores, que Movimiento Ciudadano haya perdido por completo los 20 distritos federales y en lo local sólo haya obtenido cuatro diputaciones.

“El proceso electoral del Estado de Jalisco no estuvo a la altura de las circunstancias que reclama nuestra vibrante democracia”, expresó el Consejo Nacional de Morena al autorizar a Mario Delgado a impugnar la elección ante las autoridades competentes. Entre las irregularidades en general que señala están “manipulación del PREP, la pérdida de la cadena de custodia y la trazabilidad de los paquetes electorales (traslado de bolsas de votos sin control), pérdida de boletas, rechazo a la apertura de paquetes, falta de información para el conteo de votos, hostilidad policial a las afueras de las juntas distritales, entre otras irregularidades”

EL VOTO CRUZADO

Habrá que recordar que no es la primera ocasión que Jalisco tiene un voto diferenciado en una elección. Hace seis años, Andrés Manuel López Obrador logró cerca de 1 millón 450 mil votos como candidato presidencial de Morena; Enrique Alfaro tuvo 100 mil votos menos que AMLO (1,350,000) como candidato a gobernador y el doctor Carlos Lomelí recibió poco más de 800 mil votos, esto es, más de 600 mil jaliscienses que votaron por AMLO, prefirieron darle el voto a Alfaro que al candidato a gobernador de Morena.

A juzgar por los números el triunfo Pablo Lemus se construye sobre los dos municipios más grandes de Jalisco y que le ha tocado gobernar, como son Zapopan (6 años) y Guadalajara (tres años) que le dieron 600 mil votos, sacándole una gran ventaja a Claudia Delgadillo. Un 65% de los votos por Claudia Sheinbaum para presidenta fueron para Lemus para la gubernatura.

LAS DEFICIENCIAS DEL IEPC

En este proceso electoral el IEPC Jalisco no estuvo a la altura de la responsabilidad, cometiendo una serie de pifias que generaron sospechosismo, primero por retrasarse dos horas para subir los resultados del Programa de Resultados Preliminares (PREP) y después no sumar el 37% de casillas que debió de haber incluido en los números.

Y luego se registró la disparidad ante el silencio del IEPC Jalisco ante el señalamiento público que hizo el ex consejero Rogelio Campos que en Jalisco faltaban más de 1 millón de votos por contabilizar, ya que mientras el INE tenía 3,606,882 de la misma votación en Jalisco, al IEPC le faltaban 1,204,488 votos.

Tarde saldría el IEPC Jalisco a aclarar que no es que estuvieran perdidos ese millón de votos, lo que sucedía es que estaban en proceso de conteo en los comités distritales. Y en ese mar de dudas, vino la exigencia de que se abrieran los paquetes y se contara voto por voto.

Finalmente concluyó el conteo y según el diputado federal de Morena y representante ante el INE, el jalisciense, Hamlet Almaguer, ha puntualizado en la elección en Jalisco “nos siguen faltando 103 mil 896 votos en la elección de gobernador y será la candidata a gobernadora, Claudia Delgadillo la que decidirá si se impugna la elección y el partido la apoyará en el proceso que desee emprender”.

LAS PRESIONES A PABLO

Morena por decisión de su Consejo Nacional decidió que va a los tribunales a pedir la anulación con lo que se judicializa la elección en Jalisco. La diferencia que le saca Lemus a Claudia Delgadillo es de más de 180 mil votos, por lo que se ve difícil que puedan evitar que el candidato de Movimiento Ciudadano tome posesión.

Advertimos que la pretensión de Morena es presionar a Pablo Lemus y sacar las mayores ventajas. Esto es el inicio de la operación de Morena para sacar en Jalisco a Movimiento Ciudadano del Poder. No quieren que Lemus crezca por lo que desde ahora le pretenden poner freno.

Desde el Congreso del Estado le pondrán una pata en el cuello, donde tendrá que haber negociación para la aprobación de los presupuestos y en esas condiciones es muy difícil lograr la gobernabilidad. Movimiento Ciudadano llega con 11 diputados (4 de mayoría y 7 pluris) y en San Lázaro tendrá poco más de 20 diputados federales, mientras que en el Senado serán tres o cuatro senadores. Movimiento naranja pierde fuerza nacional.

En estas circunstancias el nuevo gobierno requerirá de mucha política y oficio para poder salir adelante. Lemus tendrá que tener una muy buena operación en el Congreso del Estado, papel que le tocaría jugar a Salvador Zamora, ya como legislador o como Secretario General de Gobierno.

Lemus por su parte tendrá que buscar tener un buen entendimiento con la nueva Presidenta de México, Claudia Sheinbaum para contrarrestar a los grupos radicales de Morena en Jalisco y evitar el freno a la gobernabilidad.

La situación no está nada fácil, es un desafío más en la vida política de Pablo Lemus. Tiene la experiencia para enfrentar este nuevo reto para poder dar resultados en otros campos en los que hay grandes y graves problemas, como la inseguridad y los desaparecidos.

Mucha mano izquierda.

Continuar Leyendo

NACIONALES

Primera semana de Claudia Sheinbaum, primer roce: Los caminos, continuidad, ajuste o rompimiento

Publicado

el

Crónicas de Pacheco, por Daniel Emilio Pacheco //

En una jornada política que ya empieza a mostrar las fisuras internas, Claudia Sheinbaum, virtual presidenta electa de México, enfrentó en su primera semana una prueba crucial en su relación con el presidente saliente, Andrés Manuel López Obrador.

El 3 de junio marcó el inicio de una turbulenta semana para la economía mexicana, con el peso desplomándose un 8% desde las elecciones, una caída no vista en cuatro años.

La causa de este sacudón financiero fue la avasalladora victoria del partido del Gobierno, Morena, que ahora tiene el poder suficiente en las Cámaras legislativas para aprobar las reformas políticas planteadas por López Obrador antes de que termine su mandato el 30 de septiembre. En su característico estilo, el presidente insistió en la urgencia de sus iniciativas constitucionales, enfatizando que «la justicia está por encima de los mercados», un comentario que solo avivó las llamas del nerviosismo económico.

Por otro lado, la doctora Sheinbaum y su equipo buscaban calmar a los mercados con un enfoque de «parlamento abierto» para discutir las reformas, tratando de proyectar una imagen de estabilidad y moderación. Sin embargo, este esfuerzo se vio saboteado por la insistencia del presidente en aprobar sus reformas de inmediato, exacerbando la caída del peso y el nerviosismo de los mercados financieros.

El punto álgido de esta semana de desencuentros se dio cuando el diputado morenista Ignacio Mier, en una declaración irresponsable, amenazó con que la nueva Legislatura del Congreso de la Unión aprobaría en septiembre las 18 reformas constitucionales rechazadas anteriormente, usando la mayoría de Morena. Este anuncio, junto con las declaraciones del presidente, que desestimaban la importancia de la estabilidad económica en favor de sus reformas judiciales, sumieron al peso en una espiral descendente, alcanzando los 18.33 por dólar.

El presidente López Obrador no solo contradijo públicamente a su sucesora, sino que además lanzó advertencias a las clases medias y a quienes calificó como «promotores del nerviosismo», insinuando posibles investigaciones de corrupción para aquellos que agiten los mercados financieros. Estas declaraciones incendiarias fueron vistas como un intento de intimidación, agravando aún más la incertidumbre económica.

Mientras la doctora Sheinbaum intentaba desesperadamente enviar señales de calma y continuidad institucional, el presidente saliente insistía en sus posturas confrontacionales, amenazando con un clima de inestabilidad que podría complicar la transición de poderes. Esta dinámica de tensión y desencuentros presagia una relación complicada entre el presidente saliente y la presidenta entrante, con la posibilidad de que estas fricciones se intensifiquen en los próximos meses.

Así pues, la primera semana posterior a las elecciones ha revelado no solo las diferencias estratégicas entre López Obrador y Sheinbaum, sino también el potencial para que estas diferencias se conviertan en un obstáculo significativo para la estabilidad económica y política del país. La transición de poder, que podría haber sido una oportunidad para consolidar un frente unificado de cara al futuro, corre el riesgo de convertirse en un escenario de confrontación y ruptura, algo que la historia del presidencialismo mexicano ha visto con frecuencia en el pasado.

LO QUE VIENE ESTA SEMANA

Este lunes, en las oficinas de Pemex, el ambiente será tenso. Todos saben que algo se cocina desde la Secretaría de Hacienda. Un equipo de esa dependencia se ha anunciado para hacer una revisión exhaustiva de la situación financiera de la petrolera, esa misma que ha sido el talón de Aquiles de los últimos gobiernos y que ahora preocupa profundamente a la próxima presidenta, Claudia Sheinbaum, y al todavía secretario Rogelio Ramírez de la O. Este último, desconfiado por naturaleza y con una relación más que tirante con el agrónomo Octavio Romero Oropeza, no deja espacio para dudas: algo huele mal en Pemex.

Dentro de la empresa, las apuestas están a la orden del día. La reciente victoria de Sheinbaum ha desatado las especulaciones sobre quién ocupará la dirección de Pemex. Los nombres que se manejan son de peso: Luz Elena González, Raquel Buenrostro, Lázaro Cárdenas Batel y Gerardo Esquivel. Este último es el favorito de los que desean un rescate real de la petrolera, pero también el menos querido por quienes prefieren seguir desangrándola para su beneficio personal.

Pero la atención no solo está en el cambio de dirección. La constructora ICA ha lanzado un reclamo monumental: mil millones de dólares por desacuerdos en la obra de la planta coquizadora de Salina Cruz. Pemex, en un principio, se negó rotundamente a pagar, alegando que las demandas están sustentadas en conceptos fantasmas, como la fluctuación del tipo de cambio. Sin embargo, el rechazo inicial ha sido seguido por un inesperado regaño desde Palacio Nacional. Extrañamente, el presidente López Obrador parece ser el más interesado en que se pague la suma antes de que deje el cargo, y la decisión recaiga en su sucesora.

Las sombras del poder y la corrupción no dejan de acechar a Pemex. El nombre de Javier Emiliano González del Villar resuena en los pasillos como el nuevo “rey del huachicol”, una figura tan temida como su predecesor, el general Trawitz. González del Villar, ahora director de Logística, se pasea en al menos tres Suburban blindadas, justificando una amenaza del crimen organizado que pocos creen. La cifra no miente: un aumento del 117 por ciento en el robo de combustibles durante este sexenio. Su cercanía con Juan Pablo Martínez Iglesias y Stephano Fonseca Andrade, ambos señalados por corrupción, completa el oscuro cuadro.

No menos importante es el caso de Alberto Velázquez, quien, según se dice, sobrevivió políticamente gracias a la creación de un puesto a medida por parte de Romero Oropeza, tras ser casi borrado del mapa por Ramírez de la O. Velázquez, ahora en la dirección de comercialización, maneja las ventas de todos los productos de Pemex, un poder que, como se sabe, implica mucho más de lo que se ve a simple vista.

Claudia Sheinbaum y Rogelio Ramírez de la O tienen razones de sobra para estar preocupados. El diagnóstico es claro: Pemex es un barco que hace aguas por todos lados. La revisión que se avecina promete ser minuciosa, y no es para menos. El futuro de la empresa, y quizás del país, depende de ello.

Este lunes también, Claudia Sheinbaum y López Obrador tendrán su primera reunión donde Claudia ya no será subordinada, sino la mujer que tomará el lugar de su mentor político, ante quien la Sheinbaum, tiene tres caminos posibles a tomar: La primera ruta, la más fiel al legado de su mentor, es la de la continuidad total con el proyecto de Andrés Manuel López Obrador. La segunda, un ajuste estratégico de las reformas obradoristas para ganar legitimidad institucional. Y la tercera, una ruptura con el obradorismo para forjar un liderazgo propio.

Cada uno de estos caminos tiene sus propias trampas y recompensas. La decisión que tome Claudia Sheinbaum no solo definirá su presidencia, sino también el rumbo de una nación en búsqueda de certidumbre y progreso. La política mexicana, siempre enredada en su propio drama, se encuentra una vez más en un punto de inflexión, y todos los ojos están puestos en la mujer que tiene en sus manos la posibilidad de moldear el futuro del país.

En X @DEPACHECOS

Continuar Leyendo

Tendencias

Copyright © 2020 Conciencia Pública // Este sitio web utiliza cookies para personalizar el contenido y los anuncios, para proporcionar funciones de redes sociales y para analizar nuestro tráfico. También compartimos información sobre el uso que usted hace de nuestro sitio con nuestros socios de redes sociales, publicidad y análisis, que pueden combinarla con otra información que usted les haya proporcionado o que hayan recopilado de su uso de sus servicios. Usted acepta nuestras cookies si continúa utilizando nuestro sitio web.