Connect with us

OPINIÓN

Alfaro y el Presidente: Tregua o viraje

Publicado

el

Opinión, por Pedro Vargas //

Desde hace meses un grupo de gobernadores se han dedicado a criticar la política seguida por la 4T. De los más destacados en tal aspecto han sido los ejecutivos de Jalisco, Colima y Guanajuato. Inclusive, cierta porción de políticos, comentaristas y empresarios, han especulado que el Ing. Enrique Alfaro se desempeña como una especie de líder anti López Obrador, aunque no ha aceptado expresamente tal postura, si bien a veces da señales como que no le desagrada.

Con motivo del caso del albañil Giovanni López ocurrido el 4 de mayo y cuya indagatoria afloró hasta un mes después debido a manifestaciones populares que exigían justicia, y que generaron detenciones irregulares por parte de policías estatales, al parecer de la Fiscalía General de Jalisco, el ejecutivo local emitió declaraciones candentes. Según afirmó el jueves 4 de junio, las personas que protestaron pidiendo justicia, ni siquiera son de Jalisco, y precisó: “Le pido al Presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) que le diga a su gente y a su partido (Morena) que ojalá estén midiendo lo que hacen, el daño que generan al país con este ambiente de confrontación”. Es entonces que pronunció su ya célebre frase de que «desde los sótanos del poder en la Ciudad de México» se orquestó la protesta por la muerte” de Giovanni.

Muchos otros aspectos han tocado los gobernadores que impugnan acciones u omisiones del Presidente, destacando entre tales temas la estrategia relativa a la lucha contra el Corona Virus y, de manera muy especial, lo referente a las participaciones o recursos que la Federación entrega conforme la Ley de Coordinación Fiscal a los Estados.

Para nadie es oculto que la delincuencia que conlleva inseguridad, es un gravísimo problema nacional y que algunos lugares llegan a niveles de crisis. Tal es el caso de Guanajuato, Colima y Jalisco. Por ello llamó la atención que el primer mandatario decidiera realizar una gira por esos tres Estados, la cual se desarrolló del 15 al 17 de julio.

La primera escala en esa que se veía como complicada salida presidencial, fue en la empanizada Guanajuato. Allí el gobernador Diego Sinhue Rodríguez Vallejo, panista de perfiles al estilo foxista, había declarado en diciembre pasado, sobre una alusión del Secretario de Seguridad, Alfonso Durazo, quien expuso que el gobernador no había asistido a más de tres reuniones sobre seguridad, que eso era mentira: “Yo digo que es falsa esa información, porque aparece que tres veces he ido y yo no he ido a ni una, entonces son falsos los datos. No he estado ni iré a esas reuniones,… ya lo había dicho públicamente y lo vuelvo a repetir”.

De entonces a la fecha, la situación de esta entidad se empeoró, alcanzando un ambiente pésimo en inseguridad, convirtiéndose en líder de homicidios nacionalmente, sufriendo las tropelías del Cartel Santa Rosa y mostrando alarmante descomposición política, conforme análisis del periodista guanajuatense Arnoldo Cuéllar.

Pero se llegó el día del encuentro con AMLO y el discurso de ese miércoles 15 ante el Presidente fue todo lo contrario a lo esperado: El gobernador se comprometió a asistir a las reuniones sobre seguridad, incluso el fin de semana.

Hoy vimos -dice el periodista antes señalado- a un gobernador Diego Sinhue muy borrado y doblando las manos. Y hasta se arrepintió, pues confesó: “Es muy importante destacar este acto de rectificación, nosotros no podemos ser autocomplacientes, regodearnos en nuestras posturas cuando no son las mejores en beneficio de la colectividad, el hecho de rectificar y decir ‘no era lo más adecuado y ahora vamos todos juntos’ es muestra de mucha responsabilidad de parte del gobernador. Esto es lo que estamos ahora inaugurando una nueva etapa en esta relación”. Y el Presidente simplemente concluyó: “Se inicia una nueva época de coordinación para lograr salir avante en la lucha contra la delincuencia y la inseguridad”.

El jueves 16 de julio arribó AMLO, en medio de la lluvia, al mero Jalisco, donde inauguraría un edificio de la Guardia Nacional en Zapopan y como siempre, daría su conferencia mañanera. En ésta, Enrique Alfaro, al abrir la sesión, dijo que valora la visita del Presidente en tiempos complicados, añadiendo: “Su presencia aquí es una señal clara de que podemos superar los momentos de tensión que se han vivido para cerrar filas con usted por el bien de México”.

El mandamás jalisciense agregó que hará todo lo posible para alcanzar ese propósito, y remachó al afirmar que: “Asumo con entereza y humildad, la responsabilidad de corregir lo que yo haya hecho mal, usted tiene mi respeto y mi aprecio. Sé que Jalisco cuenta con su presidente”.

Desde hacía varias semanas, Enrique Alfaro había buscado una entrevista con López Obrador, por lo que ahora que lo tuvo enfrente, le aseguró que busca reconstruir la relación entre ambos gobiernos y le propuso “corregir el rumbo para iniciar una nueva etapa de diálogo y cooperación” con base en el respeto, asegurando que “sólo pedimos ser escuchados, que los asuntos de interés nacional, en los que los estados que formamos este país no estemos de acuerdo con la federación sean puestos sobre la mesa con voluntad para encontrar una salida”.

Los más delicados temas en que Alfaro centra sus diferencias con la Federación, podemos decir que son: el de energías limpias, donde se tuvo que acudir a una controversia constitucional; la inseguridad, renglón en el cual insiste que ya se logró reducir la incidencia delictiva y la cuestión fiscal, pues considera que se deben otorgar mayores recursos a la entidad. Esto sin olvidar diferendos como es el caso de la última confrontación pública que tuvieron ambos gobernantes, cuando Enrique Alfaro acusó al gobierno federal de estar detrás de la manifestación violenta que se registró el 4 de junio en el centro de Guadalajara con motivo del caso Giovanni López.

Por cierto, que cuestionado al respecto en la conferencia mañanera del jueves, Alfaro mencionó que entregaría las pruebas al Presidente -a quien calificó de “hombre de bien, que no haría algo para lastimar a Jalisco- para que sea él y nadie más quien valore lo sucedido, pues no pretende seguir el camino de la confrontación con el mandatario nacional”.

Sobre el Pacto Fiscal o sea la Ley de Coordinación, no deja de tener justificación el ejecutivo jalisciense, materia en la cual el Primer Magistrado Federal ha concedido cierta razón a los gobernadores, pero como lo dice, en su momento y de acuerdo al interés de la República, ya que los recursos generales deben distribuirse racionalmente para que el país camine armónicamente. El gobernador insistió en que sin la ayuda de la federación los estados no podrán hacer frente a la dificultad económica que provoca la pandemia, “crisis de proporciones nunca antes vista”.

Da la impresión de que a partir de ahora, sobreviene no un viraje del Ejecutivo jalisciense, sino una tregua entre él y AMLO.

Finalmente el Presidente visitó Colima, donde el priista José Ignacio Peralta Sánchez, regentea la administración estatal y en no pocas ocasiones ha mostrado cierta hostilidad a la 4T. Frente al jefe del Gobierno Federal le manifestó algo que casi lo copió a Enrique Alfaro: “Encontrará en mi a un interlocutor respetuoso, pero también defenderé mi punto de vista, que las coincidencias no impliquen sometimiento y las diferencias no impliquen confrontamiento”.

En conferencia de prensa reveló: “El decir estar conmigo o en mi contra atenta contra el Federalismo, disentir no debe nunca más confrontar”. Y como ocurrió en Jalisco, el mandatario estatal solicitó una revisión al pacto fiscal para tener más recursos, concluyendo: “necesitamos de su apoyo, señor Presidente, y doy el primer paso para sumarme a los esfuerzos que coordine usted desde el gobierno federal para enfrentar estas problemáticas”.

Por lo sucedido en esta gira de tanta expectativa, los gobernadores tal parece que han dado una especie de viraje; sin embargo más vale no creer a pie juntillas sus declaraciones, y considerar que su actitud más bien es una tregua, porque ya veremos que más pronto que tarde, volverán a la carga y multiplicarán sus desencuentros con la 4T.

Continuar Leyendo
Click to comment
0 0 votes
Article Rating
Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments

OPINIÓN

Urge una nueva ley de víctimas para Jalisco

Publicado

el

Mujeres y Hombres del Poder, por Gabriel Ibarra Bourjac //

La evolución de los acontecimientos en materia de violencia y victimización en el Jalisco hace necesario el estudiar, discutir y aprobar una nueva Ley Estatal de Atención a Víctimas.

Vale la pena echarnos un clavado en el tema de las víctimas que si bien en todo el país es un problema muy grave, en Jalisco se ha convertido en una tragedia terrible, particularmente en el tema de los desaparecidos, que pareciera no tener fin. Los indicadores nos muestran que las autoridades están completamente rebasadas.

La legisladora priista Hortensia Noroña Quezada, es presidenta de la Comisión de Derechos Humanos y Pueblos Originarios, presentó ya una iniciativa sobre un nuevo marco legal en la materia a la Coordinación de Procesos Legislativos del Congreso Local.

La exposición de motivos de esta propuesta se basa en el desamparo institucional de las víctimas y para ello propone, durante el proceso, un parlamento abierto y diferentes mesas de trabajo con los diferentes colectivos de víctimas directas e indirectas, a fin de que sean escuchados y se discutan en conjunto y de forma constructiva los artículos de esta iniciativa de ley para que no sea letra muerta, como lo es hoy la Ley Estatal de Víctimas.

El fin de esta propuesta es que las víctimas de la violencia y las víctimas de atropello a sus derechos humanos reciban de forma eficiente ayuda, asistencia, atención, acceso a la justicia, a la verdad y a la reparación integral.

Todo lo anterior para evitar la re victimización, tan presente hoy en todas las instancias gubernamentales.

Esta iniciativa propone incorporar más instituciones para que sea más completo y funcional el repertorio de servicios del sector público a favor de las víctimas.

Además pide que, aún sin estar en el Registro de Víctimas de Jalisco y cuando hubiere signos evidentes de victimización, se deben dar las medidas de asistencia, ayuda y protección bajo la justificación de que la víctima tiene derecho a que se le otorgue ayuda urgente, inmediatamente después del hecho victimizante.

En el tema de víctimas extranjeras derivadas de los delitos de trata de personas o de su condición de migrante, sugiere no dejarlas fuera de la protección del Estado y, al mismo tiempo, generar comunicación con el Consulado del país de origen para que reciban apoyo.

En la propuesta de ley se habla de involucrar a instituciones privadas y sociales con reconocimiento social, como por ejemplo la Cruz Roja, en casos de urgentes o de extrema necesidad.

Dado que la Comisión Ejecutiva Estatal de Atención a Víctimas del Estado de Jalisco, tiene actualmente recursos muy limitados para atender a todas las víctimas locales, se sugiere solicitar a la Comisión Ejecutiva de Atención a Víctimas Federal (CEAV) cubrir las demandas de ayuda inmediata y compensación subsidiaria, previo compromiso de restituirlas.

Esta iniciativa pide que las víctimas tengan todo el apoyo para el acceso a la educación en instituciones públicas y que no solo se centralice el apoyo a las víctimas en el Área Metropolitana de Guadalajara sino que se atiendan a las víctimas de todos los rincones del estado.

En el tema judicial considera que hoy las víctimas se encuentran en total indefensión durante sus procesos penales, civiles o familiares pues la ley actual establece que debe existir sentencia ejecutoria para solicitar el registro de víctimas cuando el acompañamiento jurídico de la víctima se necesita durante el juicio y no una vez que ha concluido.

Por lo anterior se propone que cuando exista la presunción de condición de víctima los jueces soliciten el registro de la misma bajo la premisa de que es preferible defender un culpable que dejar de hacerlo con un inocente.

En cuanto a las compensaciones que las autoridades deben de dar a las víctimas por el mal actuar de los funcionarios, esta iniciativa propone que los apoyos que hace la Comisión de Víctimas de Jalisco, cuando la autoridad declare no contar con partida presupuestal para ese fin, les sean devueltas bajo el derecho a gestionar la recuperación del recurso a través de las adecuaciones correspondientes del ejercicio fiscal posterior inmediato a la fecha de pago de compensación subsidiaria.

Dado que la capacidad de actual de la comisión de Victimas local es muy limitada en asesoría jurídica, esta iniciativa contempla que, en casos excepcionales, se cuente con servicio de particulares que cumplan con requisitos de la ley y se contraten mediante licitación pública previa convocatoria a Colegios Registrados en la Dirección de Profesiones.

Los desaparecidos representan la peor tragedia en Jalisco en materia de derechos humanos en la historia contemporánea de Jalisco.

La propuesta de la diputada Hortensia Noroña es una buena oportunidad para que se pueda generar un debate serio y responsable sobre lo que significa el peor dolor de Jalisco.

La pregunta que dejaría abierta a quien corresponda: ¿Hay realmente voluntad política para atender este tema? ¿Le duele al poder lo que le pasa a miles de familias?

Con estos y los gobiernos que vengan, la herida seguirá abierta, pasará mucho tiempo para mitigar ese gran dolor presente en miles de hogares.

Esperemos que con este trabajo legislativo y su aprobación las víctimas dejen de ser invisibles y sean tratadas con la dignidad que merecen.

 

 

Continuar Leyendo

JALISCO

Jalisco, un gobierno rebasado por las desapariciones

Publicado

el

Crónicas de Pacheco, por Daniel Emilio Pacheco //

Aumenta en Jalisco el descontento social y no existe oposición política capaz de representar a los indignados. Por la calle Ramón Corona se pueden escuchar los gritos y consignas que un grupo de madres de desaparecidos lanzan al viento luego de una vez más no haber sido recibidas por el gobernador.

En esa misma banqueta se encuentran los pepenadores que desde hace más de una semana se manifiestan por el cierre del tiradero donde trabajaban, un problema que desde hace años las autoridades han sido incapaces de resolver.

El palacio de gobierno se encuentra rodeado por vayas metálicas desde hace más de 15 días, temerosos los funcionarios estatales de las reacciones que su pésima operación política y falta de buenos resultados han generado en la sociedad.

Para entrar a palacio de gobierno, el primero de mayo, solo se abrían un poco las vayas en la esquina de Morelos y Corona, para dejar pasar al muy escogido grupo de comparsas sindicales que harían el caldo gordo al gobernador, las representaciones sindicales críticas fueron movidas de enfrente del palacio aún con permiso previamente concedido por el Ayuntamiento de Guadalajara. Temían una protesta violenta que ensuciara el espectáculo del «Día del Trabajo».

En redes sociales es evidente que el equipo de comunicación del gobierno de Jalisco cada vez tiene más críticas que felicitaciones o muestras reales de apoyo.

Una muestra clara del aumento de críticas al gobierno de Enrique Alfaro se mostró el jueves 12 de este mes, cuando la Fiscalía Anticorrupción con un exceso de fuerza realizó la detención de la ex ministerio público Nancy Gómez, quien se vuelve conocida entre los jaliscienses por haber denunciado acoso laboral por parte de su jefe inmediato al no haber accedido a alterar una carpeta de investigación de un detenido por secuestro.

A Nancy Gómez le han hecho la vida imposible, mientras el mando denunciado no se le molesta más.

Esta actuación de la Fiscalía Anticorrupción refrescó un buen número de casos en que a pesar de los años no avanzan, ejemplos: Desfalcos en Secretaría de Salud y Seguro Popular, Ipejal y sus inversiones. O los casos en que a pesar de las pruebas presentadas, la Fiscalía Anticorrupción no actúa contra los funcionarios, ejemplo: acusación contra Magistrados del Tribunal de Arbitraje y Escalafón.

Aunado a todo lo anterior, los enfrentamientos violentos entre cárteles de la droga en los municipios de Jalisco son cada vez más habituales, sin que hasta el momento el gobierno del estado logre desactivar las acciones de esos grupos.

La falta de resultados en contra de la violencia, tiene a Jalisco en un 99% de Impunidad en Homicidio y 95 % en otros delitos, por eso, la recuperación de un automóvil Tsuru 2015 usando el C5 se vuelve una nota que, el equipo de comunicación del gobierno del estado presionó en la semana para que los medios de comunicación lo volvieran un gran acontecimiento.

Y en medio de está crisis que vive el gobierno de Jalisco y tiene a Enrique Alfaro, según encuesta de APROBACIÓN DE GOBERNADORES de ‘El FINANCIERO’, en el lugar 30; solo arriba de Cuauhtémoc Blanco, de Morelos, en 31 y David Monreal, de Zacatecas, en 32; usted no va a encontrar un opositor político ocupado en capitalizar está debacle y mucho menos encontrará un liderazgo que aporte soluciones a lo que Jalisco vive en este momento.

Jalisco está a la deriva, entre un Gobierno del Estado soberbio y amante de sí mismo que no soluciona los grandes temas, pero finge mantener la gobernabilidad vía presupuesto en redes sociales y una oposición entregada, con partidos políticos que mantienen a los mismos liderazgos que por años se han servido de la función pública y son también, parte del problema que ahora se vive, por eso no pueden dar la cara.

No tenemos en Jalisco un Poder Legislativo que sea contrapeso del Ejecutivo, poseemos una banda de diputados serviles que sirven de tapete a los deseos del gobernador, viendo solo por su beneficio.

Y si en algún momento se pensó que el Poder Judicial estaba en crisis, hoy día es alarmante lo transparente y expuesto que está el corrupto trabajo de los Magistrados en el Tribunal de Arbitraje y Escalafón y en el Tribunal de Justicia Administrativa del Estado, la Fiscalía Anticorrupción y la misma Fiscalía del Estado.

Jalisco va a la deriva… Y no se ve quién pueda darle rumbo.

En Twitter: @DEPACHECOS

Continuar Leyendo

OPINIÓN

Las encuestas políticas y su utilidad

Publicado

el

Opinión, por Pedro Vargas Ávalos //

En los tiempos presentes, las investigaciones denominadas “encuestas” están de moda. En nuestro país realmente llegaron tarde, especialmente en el renglón político-electoral. Humorísticamente, los mexicanos solíamos decir: para qué preguntar quien ganaría en una contienda electoral, si desde que se sabía quien era el candidato del partido todopoderoso, (Partido Revolucionario Institucional, PRI) en esa época casi único, todo mundo vislumbraba que ese aspirante sería el triunfador.

Por ello incluso los ciudadanos manifestaban que votar no servía de nada, pues el ganador de la elección, chueco o derecho, sería quien fuese postulado por el partidazo (PRI).

La centuria pasada, se desarrollan e intensifican mundialmente los estudios “demoscópicos”. Esta palabra deriva de la voz “demoscopia”, la cual proviene del griego “demos” (pueblo) y “skopeo” (ver, examinar) y el sufijo “ia”. Así pues, nos dice el diccionario: “demoscopia” es la disciplina de la ciencia política y de la sociología dedicada al estudio de la opinión pública. En resumen, es un sistema para estudiar sentires, aficiones y comportamiento humanos a través de sondeos de opinión. 

En México inician estas prácticas a fines del siglo XX, sin embargo, fue hasta un escrutinio realizado en 1988, con motivo de los comicios presidenciales de ese año, que se dice arrancan realmente los estudios serios en la materia. Recordemos que, en esas elecciones se “cayó el sistema”, y con el estigma de fraude electoral, triunfó el priista Carlos Salinas de Gortari, prototipo del neoliberalismo y por lustros, censurado como el “villano favorito” de los mexicanos.

A partir de entonces, se incrementaron los ensayos demoscópicos en el medio nacional. Desde luego que cuando se trata de elegir titulares del poder ejecutivo, los procesos son más llamativos para el pueblo. A los ciudadanos les importan las opiniones de los posibles votantes, cuando de comicios presidenciales se trata; en segundo lugar lo relativo a elecciones de gobernadores y finalmente de alcaldes. Senadores, diputados (federales o locales) y regidores, tienen mucho menos valor para el gran público.

Actualmente estamos inmersos en los comicios para elegir, en seis entidades federativas, entre otros cargos, el de sus gobernadores. En consecuencia, los sondeos de opinión están a la orden del día. Esto hace que se vean con la reserva del caso, pues lamentablemente, a la par que proliferan tales investigaciones, se resienten irregularidades que acusan a ciertas encuestas como “cuchareadas”, es decir, hechas amañadamente, con el torcido objeto de favorecer por empeños tortuosos a funcionarios, partido o candidatos.

Teniendo en cuenta lo anterior, es de sumo interés la información publicada el pasado día diez de mayo, por el periódico Reforma y sus hermanos (El Norte de Monterrey y Mural de Guadalajara). Ya se sabe que dichos diarios, por lo general son impugnadores de la Cuatro T y del primer mandatario federal, por lo que cobra especial sentido lo que informa dicho sondeo.

Sobre Andrés Manuel López Obrador, se informa que subió su aprobación cuatro puntos. Según el estudio, el 62% de los interrogados aprueba la manera en que el presidente ejerce su encargo, mientras que afronta un rechazo del 32%.

Estos números lo sitúan al mismo nivel que el año anterior: El renglón mejor evaluado es el de líneas sociales, en tanto que la seguridad es el área en que tiene menor calificación. Sobre este tema, como referencia podemos citar que esa cifra de AMLO, es superior a la aprobación que tuvieron durante igual lapso, los expresidentes Ernesto Zedillo, Vicente Fox, Felipe Calderón y Enrique Peña Nieto, quienes destinaban enormes sumas para tener contentos a comentócratas y dueños de medios, especialmente en la capital de la nación; esos “apoyos” se suprimieron y en consecuencia, todos ellos, hoy están muy descontentos con el Presidente.

Otro de los grandes asuntos que atraen la atención de los mexicanos, es la sucesión presidencial. Aunque algo lejanos aún (será en 2024) es tema preferencial. Al respecto, nos dice el estudio a que nos referimos, que la carrera la encabeza el canciller Marcelo Ebrard, quien obtiene un puntaje de 34 por ciento, seguido por la gobernadora de la ciudad de México, Claudia Sheinbaum, con porcentaje de 33, o sea, apenas un punto abajo, aunque anotamos que dentro de MORENA la mandamás de la capital tiene 34 por ciento ante un 26% del canciller. Sorpresivamente, el estudio le da un 26% al joven alcalde de la Sultana del Norte, Luis Donaldo Colosio Riojas, a quien lo que más le vale es el apellido paterno, junto el hecho de que el examen se realizó por regiomontanos. Muy atrás figuran personajes como Margarita Zavala con 14%, Ricardo Anaya el 13% y Ricardo Monreal apenas con el 11%.

Por lo que ve a partidos políticos, si la elección fuese en este mes, la ventaja para los morenistas es muy clara, pues el 47% los apoya, mientras que los panistas solo tienen el 19 por ciento y los priístas llegan al 18; muy atrás esta Movimiento Ciudadano, con raquítico porcentaje de seis y de otros partidos con registro, la verdad que ni se les menciona. Muy interesante es la pregunta de ¿por cual partido nunca votaría?, y la respuesta es contundente: el 45% dice que, por el PRI, jamás sufragaría.

Otro ámbito que reviste trascendencia, es el de los gobernadores en los seis Estados en que se renueva el poder ejecutivo local. Las ventajas evidentes para MORENA son en cuatro entidades federativas, (Oaxaca, Quintana Roo, Hidalgo y Tamaulipas). Por lo que ve a Aguascalientes y Durango, con jerarcas blanquiazules, la pelea está cerrada con ventaja para el PAN, que la tenían muy amplia sobre los morenistas, pero se han cerrado los porcientos y esta situación indica que, son factibles hubiese en tres semanas, números inusitados.

De Oaxaca no causa sorpresa la gran delantera de los seguidores del partido guinda y sus aliados, pues el Presidente ha beneficiado considerablemente a tal Estado, con visitas y programas sociales a los sectores pobres, que es la inmensa mayoría. Por ello, Salomón Jara Cruz de la alianza Juntos Haremos Historia, va en caballo de hacienda. De igual manera podemos hablar de Hidalgo, donde a pesar de la influyente priísta-panista, Carolina Viggiano (secretaria general del CEN tricolor) esposa del exgobernador de Coahuila, Rubén Moreira, el abanderado de la coalición morenista Julio Menchaca, tiene un tremendo 61%, frente al 32% de la prianista.

En Quintana Roo, la candidata de Morena, Mara Lezama, se coloca a la cabeza de las preferencias electorales, con 46.86 %, frente a un deprimido 13.6 de la aliancista Laura Fernández, y un más lejano aspirante de MC, José Luis Pech (senador morenista) con 12.6%; el PRI quiso competir por sí mismo, abanderando a Leslie Hendricks, quien obtiene escuálido 5.2%. Y si vemos por partido, Morena arrasa, con 48.83%, seguida por el PAN con modesto 7.63%, y eso que el todavía mandatario Joaquín González, es de su bando. Movimiento Ciudadano tiene 6.07% de las preferencias. El desangelado PRI, apenas recibe 4.28%. Los demás, mejor ni nombrarlos.

Tamaulipas es la Entidad en que su “gobernante”, en libertad gracias a varios amparos y gruesos deslices monetarios, Francisco García Cabeza de Vaca, hace hasta lo imposible para mantener su control; empero, parece no tendrá escapatoria y el candidato morenista, Américo Villarreal, saldrá avante, según todas las encuestas, salvo alguna “cuchareada” de firmas desconocidas, que aventuran va adelante el candidato prianista apodado “El Truko” (por algo será). Por lo que ve a Durango, gobernada por el panista José Rosas Aispuro, hoy por hoy, los sondeos mantienen a Esteban Villegas (prianista) y a Alma Marina Vitela (morenista) en un empate técnico, por lo que todo puede suceder. En Aguascalientes, María Teresa Jiménez, de “Va por Aguascalientes” (réplica estatal de Va por México) ha punteado invariablemente, por más que la morenista, Nora Ruvalcaba, remonta puntos y ya está 9 (46 contra 37 por ciento) debajo de aquella: si la “suspirante” del partido Verde y el PT, Marta Márquez, se sumara a ella, es verosímil la balanza sufra una voltereta.

En conclusión: las encuestas en el ramo político, son excelentes instrumentos para que el ciudadano sepa las tendencias, fortalezas y debilidades de gobernantes, candidatos y partidos. Pero reiteramos: habrán de evaluarse con cuidado, para evitar que estudios sesgados, nos hagan adoptar decisiones incorrectas. En todo caso, tengamos presente que las encuestas no remplazan la inteligencia, ni tan siquiera los presentimientos y mucho menos las simpatías.

Continuar Leyendo

Tendencias

Copyright © 2020 Conciencia Pública // Este sitio web utiliza cookies para personalizar el contenido y los anuncios, para proporcionar funciones de redes sociales y para analizar nuestro tráfico. También compartimos información sobre el uso que usted hace de nuestro sitio con nuestros socios de redes sociales, publicidad y análisis, que pueden combinarla con otra información que usted les haya proporcionado o que hayan recopilado de su uso de sus servicios. Usted acepta nuestras cookies si continúa utilizando nuestro sitio web.

0
Would love your thoughts, please comment.x
()
x